Revista Viajes

Cataratas de La Paz, un parque temático natural

Por Pmontesrincon

Las Cataratas de La Paz son la atracción privada más visitada de Costa Rica y un lugar un tanto artificial en el que es posible ver cinco espectaculares cascadas y una amplia variedad de la fauna de Costa Rica, pero en cautividad

En los artículos publicados en Viaje con Pablo sobre los lugares que visitamos en el viaje a nuestro aire por Costa Rica hemos dejado claro que para acceder a la mayoría de espacios naturales del país hay que pasar primero por caja. Sucede en los enclaves que dependen del Gobierno costarricense o de organismos públicos como, por ejemplo, el Volcán Arenal, el Poás o el Parque Nacional de Manuel Antonio; y también obviamente con los espacios que son explotados por empresas privadas como es el caso de las reservas de Monteverde o el que nos ocupa en este post, las Cataratas de La Paz. En este caso estamos ante un auténtico parque temático natural en el que, además de ver cinco cascadas de gran belleza, el visitante puede disfrutar de un amplio abanico de la fauna de Costa Rica, aunque en este caso en cautividad. A pesar de todo, es conveniente apuntar que la catarata principal de La Paz se puede ver de manera gratuita desde la carretera que une Alajuela con el norte del país. La parte privada aglutina el resto de saltos de agua, además del reseñado complejo natural y un alojamiento exclusivo y bastante elitista donde también se celebran bodas y otros acontecimientos.

¿Cómo llegar a las Cataratas de La Paz?

Decidimos visitar las Cataratas de La Paz porque estaban de camino en el trayecto desde el Volcán Poás al Volcán Arenal. Recuerdo que la primera noche de nuestro viaje a Costa Rica la hicimos en San Jose y al día siguiente nos dio tiempo a visitar el Poás, parar de camino en las Cataratas de La Paz y llegar a última hora de la tarde a La Fortuna de San Carlos (Volcán Arenal) para pasar allí dos noches. Por lo tanto, recomiendo realizar esta visita si se encuentra en ruta de alguno de los desplazamientos que hagáis en Costa Rica, ya que de lo contrario no se trata de un enclave tan imprescindible para acudir allí ex profeso.

Frondosa vegetación del complejo de las Cataratas de La Paz
Frondosa vegetación del complejo de las Cataratas de La Paz

La Cataratas de La Paz están a 33 minutos en coche desde el Poás y a casi dos horas de La Fortuna de San Carlos. Los que no alquilen vehículo y quieran acudir en autobús, pueden tomar el que sale de la terminal de Los Caribeños en San José y hace la línea a Puerto Viejo por Sarapiquí. Este autobús parte a las 6:00 horas de la capital costarricense y hace una parada a la puerta del complejo de las cataratas.

¿Cuánto cuesta entrar a las Cataratas de La Paz?

Si las entradas a los espacios naturales públicos de Costa Rica no son nada baratas, cuando hablamos de un complejo privado la cifra se dispara. En el caso de las Cataratas de La Paz la entrada para un adulto es de 40 dólares, mientras que los niños de 3 a 12 años pagan 24 dólares. Los que quieran almorzar en las instalaciones pueden disfrutar de un buffet por 14 dólares más, los adultos ,y 8 dólares, los niños. Nosotros decidimos comer, cuando acabamos la visita, en la misma carretera que nos llevó hasta La Fortuna de San Carlos, muy cerca de las propias Cataratas de La Paz. Se trataba de un pequeño restaurante muy tradicional y auténtico con tienda de suvenires incluida y en donde degustamos un delicioso gallo pinto.

Río La Paz a su paso por el complejo
Río La Paz a su paso por el complejo

¿Dónde aparcar?

Las Cataratas de La Paz cuentan con un amplio aparcamiento que, por fortuna, no hay que pagar aparte. Nosotros estábamos preocupados por la seguridad del vehículo ya que ese día transportábamos en él todo el equipaje. No tuvimos ningún problema en ese sentido ya que el aparcamiento está vigilado.

¿Cuántas cataratas se pueden ver en La Paz?

Para ir a las Cataratas de La Paz hay que tener ganas de andar con el objetivo de intentar ver la mayor parte de los atractivos que ofrece este impresionante complejo. Viendo el plano que adjuntamos os podéis hacer una idea de cómo es el espacio natural y qué podéis encontrar en él.

Plano del complejo de las Cataratas de La Paz
Plano del complejo de las Cataratas de La Paz

Como su propio nombre indica, el principal atractivo del lugar son las cinco cataratas que se forman al paso del río La Paz. Sus nombres son: Templo, Magia Blanca, Encantada, Escondida y La Paz (esta última es la que se puede ver también gratuitamente desde la carretera). Todas ellas están enclavadas en un frondoso bosque repleto de árboles y helechos. Además, existen numerosos miradores para inmortalizarlas desde diferentes puntos de vista y un sendero que va uniendo unas con otras.

Plantas en el complejo de las Cataratas de La Paz
Plantas en el complejo de las Cataratas de La Paz

Templo es una caída de agua de 26 metros en la que se inicia el recorrido. Su peculiaridad es que cuenta con una plataforma desde la que se puede tocar el agua dada su cercanía.

Catarata Templo
Catarata Templo
Vista de la Catarata Templo
Vista de la Catarata Templo

Con sus 37 metros, Magia Blanca es la cascada más grande junto a la que da nombre al complejo, La Paz. En este caso las plataformas para contemplarla están un poco más alejadas, pero de esta manera se puede ver su espectacularidad de una forma más nítida.

Catarata Magia Blanca
Catarata Magia Blanca
Primer plano de la Catarata Magia Blanca
Primer plano de la Catarata Magia Blanca
Otra vista de la Catarata Magia Blanca
Otra vista de la Catarata Magia Blanca

Unos metros más abajo, el cauce del río La Paz se divide en dos y se forman otras dos caídas de agua, Encantada, que cuenta con 20 metros, y Escondida, de sólo cuatro.

Cataratas Encantada y Escondida en primer plano y al fondo Magia Blanca
Cataratas Encantada y Escondida en primer plano y al fondo Magia Blanca

Por último aparece la catarata de La Paz con sus 37 metros. Una imponente caída que es conveniente ver desde el propio complejo y posteriormente desde la carretera. Un buen colofón a un recorrido donde el sonido del agua que cae con una fuerza inusitada es la perfecta banda sonora de la ¡pura vida! que se respira en Costa Rica.

Catarata de La Paz
Catarata de La Paz
Vista de la Catarata de La Paz desde la carretera
Vista de la Catarata de La Paz desde la carretera

¿Qué otros atractivos se pueden visitar?

Una vez terminado el recorrido por las cataratas, es momento de descubrir el lado más artificial del lugar. Nos metemos de lleno en un “parque temático” que tiene un indudable atractivo, pero que no es lo mismo que introducirse en la naturaleza y ver a los animales en su hábitat.

La razón de que la entrada cueste la friolera de 40 dólares es que, además de las cascadas, los visitantes tienen a su disposición grandes espacios que albergan un buen número de animales. Por un lado está el ranario, donde es posible contemplar una amplia variedad de las ranas que habitan en Costa Rica. En la nave dedicada a las aves, el visitante contemplará a los simpáticos colibrís y podrá ver especies muy exóticas y llamativas como los loros y los tucanes. Con estos últimos es posible hacerse una foto con el ave colocada en los brazos previo pago de una propina a sus cuidadores.

Rana que se camufla en las hojas de las plantas
Rana que se camufla en las hojas de las plantas
Una de las ranas del ranario
Una de las ranas del ranario
Un colibrí
Un colibrí
Un tucán con el que el visitante se puede fotografiar
Un tucán con el que el visitante se puede fotografiar

Otro de los puntos más llamativos es el que acoge a cientos de mariposas de unos tamaños y colores espectaculares. También existe un pequeño zoo que alberga varias especies de felinos y monos, mientras que los aficionados a las serpientes encontrarán en el serpentario un lugar idóneo para ver de cerca a una treintena de las temibles especies que habitan Costa Rica. Mucho mejor verlas ahí encerradas que no encontrarse a alguna en libertad.

Bonita mariposa en el mariposario
Bonita mariposa en el mariposario
Una de las mariposas que se pueden ver
Una de las mariposas que se pueden ver
Un jaguar en su jaula
Un jaguar en su jaula
Dos pumas en la zona de felinos
Dos pumas en la zona de felinos
Una de las serpientes del serpentario
Una de las serpientes del serpentario

Una pequeña casa típica de Costa Rica donde sirven café gratis (lo único por lo que no se paga junto con ir al baño) y un bonito lago de truchas completan la oferta de un lugar que gustará a los que vayan con niños y prefieran los complejos tipo zoo y que seguramente no apasione a los que busquen naturaleza salvaje, rebelde y en estado puro. Hay que tener en cuenta además que las Cataratas de La Paz es la atracción privada más visitada de Costa Rica por lo que os encontraréis a decenas de personas que, en ocasiones, pueden llegar a agobiar un poco.

Casa típica
Casa típica
El lago de las truchas
El lago de las truchas

Convienen informar de que en las Cataratas de La Paz no es posible bañarse y está prohibido dar de comer a los animales. Es imprescindible llevar ropa y calzado cómodos, tener ganas de caminar y subir escaleras y llevar un buen chubasquero que no abrigue mucho ya que se trata de una zona en la que suele llover y además la temperatura es bastante elevada.

Después del recorrido por las Cataratas de La Paz, que puede durar alrededor de un par de horas, es conveniente parar en la carretera para fotografiar la cascada que da nombre a la zona. Al tratarse de una zona pública y gratuita, es imprescindible tener vigiladas las pertenencias como pasa, por ejemplo, en el puente desde el que se ven los cocodrilos del río Tárcoles.

El río La Paz y su catarata a su paso por la carretera
El río La Paz y su catarata a su paso por la carretera

Con sus pros y sus contras, las Cataratas de La Paz son un enclave interesante y llamativo que ofrece un contacto diferente y más artificial con la naturaleza de Costa Rica.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista