Revista Viajes

Celebrando un siglo de vida se encuentra la barandilla de San Sebastián

Por Rafael @merkabici
Celebrando un siglo de vida se encuentra la barandilla de San Sebastián

Uno de los recorridos más emblemáticos por la ciudad de San Sebastián (Donosti) es el reconocido como el paseo de La Concha; este famoso circuito marítimo corre desde la Bahía de La Concha, hasta bordear por las playas de Ondarreta y La Concha, con muy hermosas vistas que se despliegan desde la Isla de Santa Clara.

Sin embargo, la imagen más representativa de este paseo es la también famosa barandilla de San Sebastián, todo un estandarte en la ciudad. Y este símbolo se encuentra cumpliendo 100 años de vida, manteniendo su estoica elegancia muy acorde al periodo de la Belle Époque, y que también se mantiene como un recordatorio de la fortaleza del mar Cantábrico.

Celebrando un siglo de vida se encuentra la barandilla de San Sebastián
Breve recorrido histórico alrededor de la barandilla de La Concha

Ahora bien, tanto la ubicación, ornamentación y diseño son únicos e inconfundible; un símbolo que no sólo corre por la orilla del mar, ya que ha logrado trasladar a varios suvenires y recuerdos turísticos (imanes, pendientes, llaveros, pisapapeles, colgantes, postales y mucha mercancía más), para que cualquier viajero pueda llevar un lindo recordatoria de su paso por San Sebastián.

En particular, la idea original de este emblemático símbolo, surgido alrededor del año 1910, partió de las autoridades del Ayuntamiento que se dieron a la tarea de reformar por completo el Paseo de La Concha (esto debido a la visita que se había programado para la Reina Isabel II).

Este proyecto incluía la ampliación de la entonces anticuada carretera que corría por el paseo del litoral; además de incluir voladizos en la playa (que deberían de ser asentado en casi un centenar de pilares), y colocar una barandilla que su principal función fuera la seguridad de todos los visitantes con un diseño representativo; mientras que para satisfacer a los turistas y locales se crearía el Balneario La Perla.

Por otro lado, la fabricación de la barandilla se realizaría a partir de hierro fundido (de una sola fundición) con tamos de 96cm de anchura y 80cm de altura (con un peso aproximado de 40 kilogramos). Un diseño que permitiría el reemplazo de distintos sectores para mantener la barandilla en perfectas condiciones (soportando las inclemencias climáticas y los azotes por el mar embravecido).

Así, después de su colocación inicial, la barandilla se inauguró oficialmente por el año de 1916 con un recorrido programado con el rey Alfonso XIII. Actualmente, con el pasar de los años, la barandilla, junto con el resto de la ciudad, cuenta con la categoría de protección F de acuerdo al PEPPUC (Plan Especial de Protección del Patrimonio Urbanístico Construido). De tal forma, por cada tramo que se reemplaza, la antigua pieza se reemplaza y se mantiene en reserva como parte del patrimonio de la ciudad (anteriormente, previo a esta designación, las personas podían pedir el tramo que se estaba reemplazando para guardarlo como recuerdo en el hogar).

Celebrando un siglo de vida se encuentra la barandilla de San Sebastián
Algunas curiosidades más de la barandilla de La Concha

Para finalizar, todas aquellas personas que lo deseen, se puede obtener una réplica de este símbolo y colocarlo en tu casa; en sí, se puede hacer el pedimento al fabricante que tiene en exclusiva la fundición ( Mendia y Mural) con la posibilidad de seleccionar entre diferentes opciones y costos. En tanto que la barandilla tiene replicas en por lo menos tres ciudades (como es en Sitge, Madrid y Barcelona). Si deseas obtener mayor información puedes ingresar al sitio web de turismo de San Sebastián.

Imágenes de tumblr.com


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista