Revista Cultura y Ocio

Críticas Cinéfilas (167): Men in Black

Publicado el 11 junio 2012 por Ruta42 @ruta42

Críticas Cinéfilas (167): Men in Black

Hace pocas semanas se estrenó la tercera entrega de Men in Black. Por ese motivo, hoy hablaremos de la película que lo empezó todo.

Hombres de Negro

Año: 1997
Director: Barry Sonnenfeld
Reparto: Tommy Lee Jones, Will Smith, Linda Fiorentino
Duración: 98 minutos
Productor: Columbia Pictures

La leyenda del traje oscuro

Los hombres de negro pertenecen a la mitología popular del siglo XX más escabrosa. Dicen las malas lenguas que son un grupo gubernamental de alto secreto que trabaja exclusivamente para ocultar verdades que nos rodean, especialmente todo lo relacionado con la llegada de alienígenas. Se dice también que estos seres de otros planetas ya están entre nosotros, y que estos agentes se encargan de ocultarlos de la opinión pública.
La teoría acerca de su existencia se basa en testimonios de gente a la que supuestamente estos agentes les intentaron amedrentar para que no revelaran información que descubrieron, entre ellos destaca Albert K. Bender, presidente de la International Flying Saucer Bureau, quien se dice recibió la visita de estos hombres después de anunciar que revelaría la verdad sobre los ovnis en un número de su revista que al final nunca se publicó.

Nuevo en el oficio

Tommy Lee Jones encarna al agente K, miembro de la organización de los hombres de negro, que se encarga de ocultar los avistamientos y llegadas de extraterrestres. Tras un encuentro con uno de ellos en la frontera entre Mexico y Estados Unidos, su compañero D decide retirarse, por lo que K se vé obligado a buscar a otro compañero de entre nuevos reclutas.

Entre ellos se encuentra el agente James Darrell Edwards (Will Smith) de la policía de Nueva York, que ha sido fichado después de conseguir capturar a un extraño criminal con una increíble capacidad para saltar de tejado en tejado. Tras pasar una serie de pruebas, el policía se convierte en el agente J de los hombres de negro, y enseguida es adiestrado en el nuevo mundo que se le abre: un mundo en el que los viajes entre galaxias son completamente normales y los seres de otros lugares se esconden entre nosotros.

Críticas Cinéfilas (167): Men in Black

Tommy Lee Jones (agente K) y Will Smith (agente J) en una imagen promocional de la película

La primera misión de J no será fácil: una raza de cucarachas gigantes que se encuentra en guerra con varias otras razas ha mandado a un miembro a la Tierra en busca de una galaxia que poseen los arquilianos, y cuyo poder sin igual puede decantar la balanza del conflicto a su favor.

Menos serios de lo que les gustaría

Will Smith da el toque de humor a esta adaptación del cómic y, en realidad, a la adaptación de la leyenda urbana. Mientras los demás intentan ser tan serios y escabrosos como se dice que son, J es el contraparte cómico de toda la historia y “arruina” los momentos serios que plantean los demás personajes.

La película nos hace cómplices de todo lo que ocultan, y al final nos parece tan normal una terminal para viajeros intergalácticos como al resto de miembros de oscuro. Los efectos especiales están muy bien hechos, y ello hace que los seres alienígenas se ganen nuestra confianza y  podamos salir del cine pensando que, efectivamente, se esconden entre nosotros.

En general, el toque serio y el humorístico se mezclan perfectamente para convertir esta película en una imprescindible de la década de los noventa. Una entretenida cinta para pasar un muy buen rato.

¿Sabías que Clint Eastwood rechazó el papel del agente K?

Críticas Cinéfilas (167): Men in Black

James Ruthven

Cinéfilo en extremos. Estudiante de traducción. Una vez ví un dirigible. Me convirtieron en grillo. Y mejoré...


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista