Revista Opinión

De cómo Melchor Ocampo ayudaba a los pobres

Publicado el 08 junio 2016 por Jamedina @medinaloera

Melchor Ocampo. Wikipedia.

Melchor Ocampo.

En este mes de junio se cumplen 155 años de la muerte de Melchor Ocampo, autor de la epístola que lleva su nombre y que hasta hace unos años se leía a todas las parejas casadas por lo civil en México.

Muy joven aún, Ocampo, llamado también el Santo de la Reforma, recibió por vía de herencia la Hacienda de Pateo, en su natal Michoacán. Ahí adquirió el gusto por la agricultura, interesándose además por el trabajo y la suerte de los peones.

Un día en que Melchor presidía la cosecha de trigo en su hacienda -dice el historiador jalisciense Victoriano Salado Álvarez-, los arrieros acudían con sus bestias para cargar el grano y conducirlo a los molinos inmediatos. Fue entonces cuando un pobrecillo con un macho paticojo, la pechera cayéndose a pedazos de puro usada, un viejo sombrero de palma en la cabeza y un aspecto de miseria triste, de inferioridad resignada, de bondad y mansedumbre que oprimían el ánimo, dijo a un compañero señalando un montón de trigo.

-Yo sería dichoso si me dieran eso.

Le oyó el Santo de la Reforma, y encarándosele le preguntó:

-¿Por qué se considera usted dichoso con tan poco?

-¡Oh, señor! –respondió el pobre-, porque con eso tendría para comprar una recua, realizar utilidades y contar con un punterito para mantención de mi familia.

-Pues lléveselo, es suyo –dijo el grande hombre; y en seguida mandó le pusieran el trigo en sacos y lo cargaran en media docena de mulas que le regaló.

Sobra decir que con esta especial manera de administrar la riqueza la hacienda de Pateo fue declarada en quiebra a la vuelta de pocos años. Melchor se dedicó luego a la política, habiendo sido gobernador de su Estado, senador de la República y ministro de Relaciones y de Guerra en el gobierno de Benito Juárez, durante la Guerra de Reforma.

Ocampo fue fusilado y colgado de un árbol en la Hacienda de Caltengo el 1 de junio de 1861, sin proceso de causa, por órdenes de los generales conservadores Leonardo Márquez y Félix Zuloaga.

javiermedinaloera.com

Artículo publicado por la revista México Rural en su edición de junio de 2016.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas