Revista Cultura y Ocio

Demasiado mayor – @Contradiction_

Por De Krakens Y Sirenas @krakensysirenas

Me daban tanto miedo los cambios que anclé mi vida y la dejé pasar, convertida en actriz secundaria.

Cuando quise darme cuenta, ni era mi película ni me gustaba el guión. Para entonces ya era demasiado tarde para recuperar los años perdidos.
Demasiado mayor para olvidar y demasiado pequeña para aceptar.

Podría echarle la culpa a cualquiera, pero si la culpa no fuera mía, entonces, jamás podría solucionarlo.

Es mía. Solo mía. La culpa, la vida y todo lo que quede por venir. Es mía, ahora decido yo.

La película me pertenece. La banda sonora la elijo yo.

A estas alturas de la película no me convencen los argumentos baratos. Me aburren soberanamente las charlas políticamente correctas y los buenismos inventados.

Demasiado mayor para aguantar estupideces y demasiado pequeña para comprenderlas.

La soledad pasó de enemigo a aliado. Me alejo de todo aquel que daña, inventa y traiciona.

Demasiado mayor para tener miedo y demasiado pequeña para ir en su busca.

Lucho a muerte contra todo lo que creo injusto e inhumano.

Demasiado mayor para obedecer a ciegas y demasiado pequeña como para estar segura de que todo lo que hago sea lo correcto.

Aprendí a quererme, a valorar lo que soy y de lo que soy capaz.

Demasiado mayor para soñar en bajito y confiar en la suerte, demasiado pequeña para aceptar un no.

No me doy por vencida ni permito que lo hagan.

Demasiado mayor para bailar en las nubes y demasiado pequeña para no bailar en absoluto.

Decido lo que me gusta, lo que quiero y a quien quiero.

Demasiado mayor para encontrarle el gusto a beber para embriagarme y demasiada pequeña para no embriagarme con la vida.

Duermo poco, como lo que me da la gana y me dejo la piel en cada pasión.

Demasiado mayor para dejar la vida pasar y demasiado pequeña para pensar en la muerte.

Soy una puta contradicción entre lo que sé que es posible y lo que me han dicho que no.

Demasiado mayor para obviar las normas y demasiado pequeña para acatarlas.

Reconstruí los pedazos y los arme como me dio la gana.

Demasiado mayor para no ser y demasiado pequeña para dejar de intentarlo.

Nunca se es demasiado mayor para ser quien deberías ser.

Visita el perfil de @Contradiction_


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :