Revista Opinión

En defensa de “le petit nicolas”

Publicado el 03 febrero 2015 por Liberal

El siguiente artículo está escrito por un comentarista de este foro y representa única y exclusicamente su punto de vista personal. En ningún momento debe entenderse como representativo necesariamente ni de Liberalismo democrático, ni de su dirección ni de otros comentaristas. Las críticas deben ir dirigidas única y exclusivamente a su autor – Joaquín (Sigfrido).
————————-

El siguiente artículo tiene como protagonista a Francisco Nicolás Gómez Iglesias, también conocido como “El pequeño Nicolás”, “Fran Nicolás”, o “Frankie” a secas. He elegido para titular el mismo la denominación francesa de “Le Petit Nicolas”, como un homenaje a ese simpático personaje ideado por Gosciny.

Y es que no cabe la menor duda de que Fran Nicolás, tildado de “sinvergüenza” por muchos, especialmente por aquellos que tienen veleidades peperas, y que cual borregos siguen las consignas de su aburrido y amoral partido, podrido hasta la médula, como el resto de los partidos que conforman el espectro parlamentario de nuestra nación, es un personaje simpático, que podría haber sido el personaje principal de alguna novela picaresca escrita por Mateo Alemán, Quevedo, o por el mismísimo Don Miguel de Cervantes.

Tuve la ocasión de presenciar dos de sus intervenciones televisivas en un programa de la cadena Tele 5 (también conocida como Teta 5), así como de observar minuciosamente tanto sus gestos y expresión facial como sus palabras. La conclusión que extraje fue que nos hallamos ante un personaje de gran inteligencia, que elige cuidadosamente el vocabulario que emplea, y que además posee una gran sangre fría, no dejándose desarbolar por las preguntas de los periodistas, a pesar de que algunos de estos “periolistos”, llegaron incluso a lanzarle amenazas veladas, con muy buena cara, eso sí, como si de correos de la Moncloa se trataran. El pequeño Nicolás puede ser un tanto narcisista e incluso tener delirios de grandeza-algo que por otro lado no es infrecuente en personas de gran inteligencia- pero en modo alguno, y en contra de lo que muchos peperos afirman, es ni un mentiroso ni un vulgar chantajista. De sus declaraciones no se desprende amenaza o intento de chantaje alguno a sus antiguos mentores, pese a que lo han dejado en la estacada. Si bien pueden estar adornadas en algunos de sus detalles, responden fielmente a la realidad de sus experiencias entre los círculos de poder e influencia patrios.

No provoca sino risa el oír a los peperos decir que este mozalbete no pasaba de ser un “jetas” adicto a los “selfies”, que aprovechaba toda reunión, conferencia o acto político para fotografiarse con personas influyentes. Es verdad que un caradura sin complejos puede colarse en multitud de actos, y si además tiene maneras y buena presencia hasta podría colarse en una ceremonia como la de la recepción que el nuevo rey Felipe VI dio en el Palacio de Oriente. Lo que no resulta creíble ni por asomo, es que el “pollo” en cuestión pudiera tener en su agenda los teléfonos de decenas de personas influyentes, que hubiera dispuesto en una ocasión de siete vehículos de policía municipal de Madrid con la finalidad de servir de escolta al señor Regalado, alcalde de Miami de visita en la capital del Reino, que pudiera acceder “como Perico por su casa”, y a instancias de uno de sus mentores, el calvo Jaime García Legaz, secretario de Estado de Comercio, a las reuniones en las que se negociaba la instalación de Eurovegas en Madrid (Sheldon Adelson le llamaba “little Kennedy”), o que pudiera disponer alegremente de ingentes cantidades de dinero para gastárselas en la noche madrileña, en compañía de una joven de muy buen ver a la que se conocía como “La Pechotes” o en la noche marbellí. ¿Acaso alguien cree que un simple “caradura con suerte”, procedente de una familia en absoluto influyente, podría tener a su disposición, y de manera gratuita el chalé del exclusivo barrio del Viso, que era propiedad del príncipe Kyril de Bulgaria, y que era gestionado por una inmobiliaria que se encargaba de alquilarlo?. Recordemos que Fran Nicolás celebraba fiestas nocturnas en el chalet mientras un dispositivo de seguridad a su servicio rodeaba la casa para garantizar así una mayor intimidad a los que en aquellas reuniones se congregaban.

Francisco Nicolás, acusado de enajenado mental, y que en televisión reiteró afirmaciones suyas que ya había efectuado previamente, en virtud de las cuales él habría colaborado por el CNI, fue detenido por haber supuestamente estafado a varios empresarios a los que habría ofrecido suculentos negocios a cambio de importantes comisiones, amparándose precisamente en los contactos que tenía en las altas esferas.

Lo llamativo del tema es que ninguno de esos empresarios denunció al pequeño Nicolás, así como que la detención la llevaron a cabo unos 11 policías de “asuntos internos”. ¿Qué hace “Asuntos internos” actuando en un caso como éste, si, como afirma ese personajillo que tras la aparición televisiva de Nicolás, Félix Sanz Roldán, director del CNI, militar de carrera y pelota mayor del reino, se querelló contra Francisco Nicolás porque “ mintió cuando dijo haber colaborado con el CNI?”. ¿Por qué meten las narices los de “Asuntos internos” si Fran Nicolás sólo era un caradura de medio pelo?. ¿Quizá porque manifestó en televisión, que llevaba a cabo actividades “alegales” (fijémonos en la precisión der término empleado)?.

Parece que Francisco Nicolás es molesto para mucha gente, tanto, que su muerte habría alegrado a muchos. Esto puede explicar la inteligente jugada de Gómez Iglesias brindándose a aparecer en Tele 5 y a conceder entrevistas al diario “El Mundo”, también conocido como “El Inmundo”. De esta manera salvaguardaba su seguridad al salir a la luz ante la opinión pública.

El Presidente de “Manos Limpias”, Miguel Bernard, confirmó haberse reunido con el pequeño Nicolás para hablar de temas relacionados con la Infanta Cristina o con el desafío separatista en Cataluña. De hecho, Nicolás se brindó a ponerlo en contacto con Martell, el famoso abogado que trabaja para la familia Pujol. Llamó la atención de Bernard el hecho de que Nicolás le demostró conocer perfectamente los movimientos que había hecho durante los últimos días, con lo que así se evidenciaba que Fran Nicolás no era un simple “farolero”. Es obvio que alguien que afirmaba actuar a las órdenes de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, alias “La Botija”, y que a su vez tenía información tan precisa de sus interlocutores, no puede ser ajeno al CNI. Un CNI que como debemos recordar, depende directamente de Vicepresidencia de Gobierno.

Fran Nicolás adujo haber actuado por motivos patrióticos tanto en el tema catalán como también en el caso de la infanta Cristina. No tengo por qué dudar de su palabra. ¿Que el pequeño Nicolás también estaba interesado en “trincar” dinero como comisionista?. No me cabe la menor duda, pero, ¿acaso vamos a ser tan hipócritas de criticarlo por esto, cuando la práctica totalidad de los politicastros, sindicateros, empresarios y similares, que conforman la casta de este país se han dedicado a lo mismo, aunque con mucho más descaro?. Es más, no sólo los politicastros de la castuza asquerosa que nos gobierna y que ha acabado con nuestra soberanía se dedican al “trinque comisionista”. Juan Carlos Monedero, el gafudo de “Podemos” con cara de chekista hebreo es otro ejemplo como acredita “El Plural”, un diario no sospechoso de “peperismo” precisamente y dirigido por Enric Sopena.

http://www.elplural.com/2015/01/25/pablo-iglesias-se-calla-la-verdad-sobre-monedero-y-el-lo-sabe-esto-es-lo-que-dicen-los-tecnicos-de-hacienda/

Se ha imputado a Fran Nicolás por estafa, falsedad documental y usurpación de funciones públicas, cuando la realidad es que no se ha acreditado ni la falsedad de los documentos relacionados con el CNI que guardaba en su casa, ni tampoco la comisión de estafa alguna.

Es evidente que su detención y procesamiento es una operación ejecutada por los perros del Estado, o más bien por los perros de la Oligarquía, para destrozar a un personaje que posee información muy valiosa sobre ellos.

Juan Munguira, directivo del departamento de relaciones internaciones de la Comisión Nacional del Mercado de Valores afirmó conocer a Fran Nicolás, y corroboró que poseía información exhaustiva sobre personajes relevantes del país. Nicolás le dijo que “actuaba por y para España”. En una de las reuniones que mantuvo con él y en la que se encontraba presente un alto cargo del gobierno cuyo nombre no quiso facilitar, Nicolás le dijo a este último: “Tú tienes 100.000 euros en un banco escandinavo y tu mujer tenía un chófer de nacionalidad cubana cuando estabas destinado en un país del Este”.

¿Alguien con dos dedos de frente y que no sea oligofrénico puede seguirse creyendo las mentiras lanzadas por los adláteres del PP, según los cuales, Fran Nicolás era un “canapero de tres al cuarto” que tenía mucha imaginación?.

También explicó Munguira que “Frankie” se reunía periódicamente con un grupo del que formaban parte Balbás, el abogado Juan Untoria,el empresario Ángel Muñoz, el presidente y abogado de Manos Limpias Miguel Bernard, el ex-embajador Melitón Cardona, un exjefe de las Fuerzas de la Seguridad del Estado, un directivo de Smart City y algunos periodistas.

Sobran más explicaciones.

De Francisco Nicolás Gómez Iglesias se dice que es un hijo ilegítimo de Javier de la Rosa, afirmación esta que vendría avalada no sólo por el gran parecido físico que ambos guardan, sino también por la soltura con la que Francisco Nicolás se mueve en ciertos círculos, así como por las exquisitas maneras de las que suele hacer gala, extremos todos estos poco frecuentes en personas procedentes de los ambientes como el del que supuestamente procede Francisco Nicolás. Sin embargo, incluso esto sería insuficiente para explicar el porqué tenía información tan concreta y detallada sobre los miembros de las cúpulas empresarial, política y financiera de España.

En cualquier caso, todo lo que he relatado deja muy claro que Francisco Nicolás, además de ser un “conseguidor” de los que tradicionalmente han pululado por nuestro país, desempeñó labores para las “Cloacas” del Estado, siendo utilizado por el gobierno y puesto al pie de los caballos cuando por mor de sus crecientes excentricidades, como la que protagonizó cuando se presentó con una escolta en la localidad lucense de Ribadeo, y se puso en contacto con el alcalde para decirle que iba a venir el rey Felipe a comer en compañía de un empresario, Nicolás comenzó a resultar “incómodo”.

Que “Le Petit Nicolas” haya podido adornar o aderezar un poco sus relatos, no es óbice para reconocer que lo que dice es verdad. Por eso resulta repugnante y asqueroso escuchar a los peperos y a sus mercenarios de la pluma decir con todo descaro que “es un sinvergúenza y un mentiroso con delirios de grandeza. Tal cinismo es abominable.

No menos repugnante es el informe que la Médico Forense hizo sobre “Frankie” poco después de haber sido puesto a disposición judicial. Esta individua, muy cursi por cierto, escribió en su informe que “Francisco Nicolás sufre una florida ideación delirante de tipo megalomaniaco”. Al menos, los psiquiatras de la totalitaria Unión Soviética, hacían gala de una mayor complejidad argumental cuando redactaban sus informes diagnosticando como “locos” a los disidentes políticos quje eran internados en un GULAG.

Algo huele a podrido en Expaña cuando su vomitiva clase dirigente, a la que en su día se le pedirá cuenta por su traición a la soberanía nacional, convierte a Francisco Nicolás en su chivo expiatorio.

Joaquín (Sigfrido)


EN DEFENSA DE “LE PETIT NICOLAS”
EN DEFENSA DE “LE PETIT NICOLAS”

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :