Revista Coaching

Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur

Por Management Y Estrategia Mg. Zalazar @ZalazarMg
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del SurLa capacidad que ha mostrado la economía coreana para resolver problemas fundamentales asociados a la selección de apuestas productivas y al desarrollo de ventajas competitivas de carácter dinámico, permite apreciar un abanico de alternativas de política enfocadas a la asimilación de nuevos conocimientos y tecnologías. Asimismo, el desempeño de esta economía asiática resulta aún más sorprendente si se tiene en cuenta que es una nación que cuenta con muy pocos recursos naturales, además de verse enfrentada a la devastación dejada por la cruenta guerra que devino en la separación de su territorio, justo antes de iniciar su etapa de mayor crecimiento.
La experiencia de Corea lleva a considerar, que el epicentro de la cuestión en torno al avance productivo gravita alrededor de la necesidad de asimilar nuevos conocimientos y tecnologías haciendo uso de diversos mecanismos de intervención estatal dirigidos a la coordinación de los recursos requeridos y a la provisión de los incentivos adecuados.
Megastrip la futura mayor edificación unitaria del mundo Claves del Desarrollo Coreano
Política Educativa La política educativa que de tiempo atrás ha venido implementando el Estado coreano, se ha visto reflejada en la capacidad del aparato productivo para transferir, adaptar e innovar tecnologías provenientes de economías más avanzadas; sin este componente indudablemente la estrategia global de desarrollo trazada por Corea no habría logrado ser tan exitosa.
La inversión en educación que ha acometido el gobierno coreano ha propiciado cambios importantes en el sector productivo al mejorar las posibilidades de absorción de nuevos conocimientos y tecnologías. Sin embargo en la medida en que la economía de Corea ha penetrado en nuevos actividades cada vez más exigentes, se ha hecho palpable la necesidad de incrementar la pertinencia y calidad de la educación ofrecida para enfrentar los retos de una economía basada en el conocimiento.
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Política de Ciencia y Tecnología Como lo señala Linsu Kim (1997), la transformación más formidable que ha realizado Corea tiene que ver con el establecimiento de una plataforma nacional para la transferencia, absorción y adaptación de la tecnología de los países industrializados. Este logro se ha conseguido con base en el desarrollo de capacidades tecnológicas propias, en los ámbitos de la producción, la inversión y la innovación, los cuales se han articulado eficazmente al progreso del sistema educativo.

A partir de los años setenta Corea empezó a fomentar la innovación tecnológica destinada a incrementar la competitividad de los productos coreanos en el exterior, como parte integral de su estrategia exportadora. Para la década de los ochenta se puede identificar una tendencia clara hacia la autonomía tecno-industrial con el desarrollo de una infraestructura científica, acompañada del otorgamiento de estímulos fiscales y financieros para el aprendizaje tecnológico de las empresas. Estas medidas fueron complementadas con las políticas destinadas a promover la educación y la capacitación del personal especializado en los diferentes campos técnicos, así como con el establecimiento de una infraestructura de institutos científicos y tecnológicos diseñados para servir a la industria.
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Respecto a la política de investigación y desarrollo pueden identificarse tres grandes fases: la primera, en la cual la adquisición de tecnología se realizó básicamente a través del aprendizaje en el hacer y el aprendizaje por imitación, periodo que abarcó la década de 1960; una segunda en la cual las innovaciones se adquirieron principalmente a través de la compra de licencias; y una tercera, a partir de la década de 1990, en que Corea empieza a ser generadora de tecnología

Asimismo, la participación de las universidades en la investigación y desarrollo llevada a cabo por el sector público se ha ido incrementando, pasando del 38% en 1977 a 42% en 1999 y a 44% en 2000. De igual forma, se ha incrementado la inversión pública en ciencias básicas en un 72.5% para el periodo 2002-2009.
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Crecimiento de la Industria Automotriz El vertiginoso crecimiento de la industria automotriz coreana a partir de comienzos de la década de los setenta es un buen ejemplo de la acción mancomunada del Estado con el sector empresarial en procura de objetivos superiores de desarrollo nacional.
Como ocurre en muchos países, en Corea se efectuaban desde los años sesenta actividades de ensamblaje de vehículos para atender tanto el mercado local como otros mercados aledaños; en la mayoría de casos el ensamblaje correspondía a conjuntos CDK20, con una participación nula de la industria local. Para conseguir el objetivo de establecer una industria automotriz nacional el gobierno coreano era consciente de la necesidad de superar dos etapas de transición: de una parte la transición del ensamblaje a la manufactura completa y de otro lado transición de la producción para el mercado interno a la exportación. Ya a comienzos de años setenta, con la formulación del plan quinquenal que orientó los esfuerzos de desarrollo hacia la industria pesada, la política estatal de Corea fijo como objetivo de mediano plazo la consolidación de la producción nacional de automóviles abandonando el énfasis en las empresas manufactureras de pequeña escala. Para ello contaba con los chaebol en ciernes, particularmente Hyundai, Daewoo y Kia, los cuales se articularon a la estrategia establecida mediante el “plan de promoción a largo plazo de la industria automotriz” lanzado en 1974.
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Los objetivos del plan de desarrollo de la industria apuntaban a alcanzar un contenido local en la producción de vehículos de calle del 90% hacia finales del decenio y convertir para comienzos de los ochenta a la industria en uno de los mayores exportadores.
La huella del Estado en todas estas transformaciones estructurales conduce naturalmente a interrogarse acerca de las características que han hecho que su accionar sea eficaz, evitando simultáneamente la configuración de un sector empresarial rentista. La respuesta apunta a señalar a la autonomía y a la profesionalización de la burocracia estatal, como aspectos cruciales que han posibilitado la imposición de una férrea disciplina sobre el empresariado, con resultados muy positivos a la vista.
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Crecimiento de la Industria Electrónica Un rasgo sumamente interesante de la industria coreana ha sido su empeño en la absorción y mejora de las tecnologías extranjeras. La manera en que las empresas coreanas penetraron en la producción de televisores a partir del decenio de los ochenta, ofrece otro ejemplo bastante diciente. Las mejores prácticas de la industria pueden resumirse en:
·   Procesos de imitación de productos conducentes al dominio de principios aplicados por la industria ya existente del bien en cuestión. ·   Búsqueda de mejoras en productividad que le permitan a las nuevas industrias penetrar en el mercado internacional sobre la base de menores costos. Para alcanzar este objetivo las empresas aplicaron la denominada “Ingeniería inversa”, consistente en desarmar y armar los bienes elaborados por los competidores para copiar su tecnología y buscar alternativas en su secuencia de producción que generen incrementos en productividad y/o reducción de costos. ·   Desarrollo de inversiones conjuntas con empresas extranjeras en las que se exigía compartir buena parte del “know how”. Esta práctica mejoró  sustancialmente los conocimientos y competencias tanto de los operarios de planta, como de los cuadros administrativos de las empresas coreanas. ·    Aplicación de esfuerzos propios de investigación y desarrollo de la mano con el trabajo de centros de investigación financiados por el gobierno y los mismos conglomerados industriales coreanos. Esto posibilitó mejorar muchas de las tecnologías usadas por productores extranjeros. Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur
Las prácticas implementadas por las empresas coreanas se podrían clasificar desde el punto de vista de la economía evolucionista como la expresión de rutinas de orden superior encargadas de la búsqueda y selección de métodos más eficientes de producción con base en la aplicación de nuevas tecnologías. ENTRADAS SIMILARES Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del SurInnovación Motor de Crecimiento y Prosperidad: WIPO 2013
Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur De Schumpeter a Hamel: Innovar para Generar Riqueza Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del Sur Inventos Nanotecnológicos que cambiarán el Mundo, según el MIT Estrategia de Desarrollo Económico: El Caso Corea del SurLa Visión en Estrategia (parte 2)

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Dossier Paperblog