Revista Cine

'Ice Age 4: La formación de los continentes': Solidaridad resquebrajada

Publicado el 02 julio 2012 por La Mirada De Ulises

[6/10]   La familia crece en “Ice Age 4: La formación de los continentes” y los vínculos de amistad se fortalecen casi tanto como la obsesión de Scrat por atrapar su codiciada bellota. Al grupo inicial se incorporan una mamut en etapa adolescente y su fiel amigo el topo, y también la imprevisible abuela del perezoso Sid y una tigresa rebajada de galones en la camarilla de piratas. Unos y otros tratan de encontrar un territorio donde asentar su hogar, porque la plataforma continental se ha resquebrajado… por la acción egoísta de la inquieta ardilla. Es una nueva y trepidante aventura de vuelta a casa donde cada cual debe quererse y ser querido como es, y donde han de estar dispuestos a ayudar al resto de un grupo en el que todos son importantes.

“Ice Age 4: La formación de los continentes”: Solidaridad resquebrajada

De esta manera, desde Blue Sky Studios se nos vuelve a plantear la armonía y complementariedad entre el individuo y el colectivo, así como la tolerancia y lealtad a una amistad posible entre diferentes. Son temas reconocibles en todas las películas de la saga, que ahora insiste en diferenciar entre manada (los piratas o los mamuts adolescentes) y grupo (nuestra peculiar familia), y que incide en la idea de que el hogar nace del cariño e interés y no de la proximidad. En ese sentido, haciendo un poco de exégesis sobre el significado de dicha fragmentación de la placa terrestre, podría hablarse de un narcisismo e individualismo que, llevado al extremo, podrían conducir al fin y destrucción del mundo… expresión que se repite varias veces en la cinta y que haría referencia a la unidad en la diversidad.

“Ice Age 4: La formación de los continentes”: Solidaridad resquebrajada

Steve Martino y Mike Thurmeier comienzan la historia abriendo el abanico que ofrecen una adolescente despistada que se siente incomprendida por su padre, y una anciana que es aparcada por los suyos porque se ha convertido en un estorbo. Sin embargo, pronto abandonan esos derroteros sociológicos para lanzarse a una dinámica aventura en la que el objetivo es recuperar la unidad familiar, con un ritmo vertiginoso que no cesa hasta una pelea con los piratas… que sabe a poco, porque el chimpancé no es tan fiero como lo pintaban. Buena animación y efectos especiales para los movimientos tectónicos, deslumbrante imaginación y gran expresividad en los dibujos, con sirenas que seducen con sus cantos a sus víctimas desde sus más íntimos deseos, y con un Scrat que se hace un poco repetitivo… aunque siempre genial. Sid continúa siendo el personaje más simpático en su ingenuidad, y su abuela consigue algunos de los mejores golpes de la cinta. Con menor fuerza están la tigresa Shira o una adolescente mamut construida desde el tópico.

“Ice Age 4: La formación de los continentes”: Solidaridad resquebrajada

Son personajes dibujados sin muchos matices y subidos a un torbellino imparable de acción… que trata de ocultar y disimular un guión un poco plano y previsible en el que abundan los convencionalismos. La música de John Powell y sus variaciones de la novena de Beethoven llenan la pantalla y envuelven al espectador de manera artificiosa pero eficaz. Al final, la película resulta entretenida y tiene ganado a un público tan fiel como Manny, Ellie, Sid y Diego… que vuelven a demostrar una solidaridad capaz de enderezar los catastróficos efectos a los que ha conducido el individualismo del mezquino Scrat. Por último, una mención especial merece el corto “Maggie Simpson: Un largo día de guardería” proyectado como aperitivo, en lo que es un ingenioso trabajo mudo que por sí solo bien vale la entrada al cine.

Calificación: 6/10

Imagen de previsualización de YouTube

En las imágenes: Fotogramas de “Ice Age 4: La formación de los continentes”, película distribuida en España por Hispano Foxfilm © 2012 Blue Sky Studios. Todos los derechos reservados.

 


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Añadir un comentario