Revista Jurídico

Los seguros de coche no cubren los robos de objetos personales

Por Xalfox @xalfox

Sólo las pólizas a todo riesgo suelen cubrir las sustracciones del vehículo

¿Cuántas veces has olvidado el móvil en el coche y has vuelto corriendo a por él por miedo a que te lo robaran? ¿Compruebas en varias ocasiones si has cerrado bien el automóvil cuando lo aparcas? ¿Intentas no dejar cosas de valor a la vista? Todos estos temores y maneras de actuar son muy útiles para prevenir que los ladrones se adueñen de nuestros objetos personales sustrayéndolos del coche.

Sin embargo, mucha gente piensa que como tiene contratado un seguro de coche o un seguro de hogar, queda cubierta cualquier sustracción que le hagan desde el vehículo. Pero esto no siempre es así, puesto que, habitualmente, los seguros hacen frente al robo del coche en sí, es decir, de la máquina, no los enseres personales que haya dentro; así como a los daños por el intento de robo.

Para saber qué coberturas tiene nuestro seguro en caso de sustracciones de objetos del coche, hay que saber distinguir entre robo y hurto. El primero se refiere a las situaciones en las que se emplea la fuerza para entrar en el vehículo mientras el segundo es cuando el conductor se deja el coche abierto al repostar o en la carretera y los ladrones se aprovechan de este descuido.

Generalmente, la cobertura de los objetos sustraidos de un coche queda garantizada si el seguro es a todo riesgo, pero casi nunca en los de responsabilidad civil. Por ello, lo mejor es evitar dejar objetos personales en el interior del vehículo y, sobre todo, a la vista; además de aparcar en una zona poco transitada y, al marcharnos de viaje, intentar no llamar mucho la atención al cargar y descargar el coche.

Algunas aseguradoras ofrecen la posibilidad de ampliar el seguro básico del coche para cubrir el robo del equipaje u objetos personales hasta una cantidad y, generalmente, cuando se trata de maletas, ropa de vestir, calzado, artículos de aseo y cosmética. Así, los equipos electrónicos que no estén instalados permanentemente en el vehículo, como el navegador GPS o la radio, tampoco estarán cubiertos.

Además, es posible que entre las condiciones de cobertura el seguro exija que el coche asegurado esté en un parking o garaje interior en el momento del robo; haya fractura del maletero o que la sustracción de los objetos se produzca durante un viaje fuera de la ciudad de residencia.

En el caso del seguro del hogar, puede ser que el seguro de propiterio o de inquilino de una casa dé cobertura para enseres personales que estén fuera del hogar, como por ejemplo, en el coche. No obstante, esta garantía se suele ceñir a un 10 por ciento del valor del objeto cuando éste no está dentro de la casa, por lo que, ya sabes, mejor prevenir que curar.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista