Revista Salud y Bienestar

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

Por Unplusdebienestar @unplusdbienstar
Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

Hoy os traigo esta receta de mascarilla casera que me tiene enganchada. Es muy sencilla y barata de hacer, yo la llamo "la mascarilla KH7" por el poder anti-grasa que tiene (¡no exagero!). Es lo mejor que he probado hasta ahora para prevenir y deshacerme de los puntos negros.

La combinación del bicarbonato y el limón es perfecta porque estos dos ingredientes tienen propiedades limpiadoras. El limón es astringente y bactericida, así que ayuda a mantener a raya el exceso de sebo y el acné, y el bicarbonato elimina las impurezas y las células muertas de forma eficaz.

Como cada piel es un mundo, si tienes la piel muy sensible te recomiendo que pruebes otras alternativas (las mascarilla de avena mima las pieles sensibles y también combate los puntos negros, os hablaré de ella en otro post). En cualquier caso recomiendo que pruebes primero una pequeña cantidad de la mascarilla en tu piel para ver cómo reacciona. También puedes hacer la mascarilla añadiendo una cucharada de agua.

Ingredientes:

  • Dos cucharadas soperas de bicarbonato
  • 1/2 limón

Preparación:

Echamos las dos cucharadas soperas de bicarbonato en un bol. Exprimimos el medio limón encima del bicarbonato. Verás que el bicarbonato empieza a reaccionar con el zumo de limón haciendo burbujitas, esto es completamente normal ya que se trata de una reacción química ácido-base. Sigues exprimiendo el limón hasta que se forme una pasta densa mientras remueves bien con una cuchara.

Como aplicar la mascarilla:

1. Para librarte de los puntos negros yo recomiendo primero o bien mojarte la cara con agua tibia tirando a caliente o volcarla en un recipiente, creando un baño de vapor que te ayudará a abrir los poros. 

2. Te secas un poquito la cara con una toalla, y aplicas inmediatamente la mascarilla. Sé generosa en las zonas donde tiendes acumular más grasa y/o puntos negros pero no te pases si no quieres que te se vaya cayendo a pegotes.

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón Suscribirse ahora

3. Dejas actuar la mascarilla hasta que se seque, y una vez seca la retiras con agua tibia. Si quieres puedes aprovechar para exfoliar bien la piel haciendo circulitos, ya que los granitos del bicarbonato actúan como exfoliante, pero no te lo recomiendo si tienes la piel sensible.

4. Te secas la cara con una toalla y te aplicas tu crema hidratante habitual. Yo tengo preferencia por los productos de cosmética natural, hay días que me aplico mi crema facial de granada de Weleda o un poco de aceite de argán.

Mis impresiones después de usar la mascarilla:

Me ha sorprendido mucho el efecto flash "antes-después". Me veo la piel más lisa y uniforme, es lo que más destacaría. Y por supuesto los puntos negros y la suciedad se reducen considerablemente.

Al aplicarme la mascarilla a veces llego a sentir un pelín de picor en algunas zonas, supongo que por la piel sensible, pero al retirarla desaparece y apenas se me enrojece la piel (ya tengo tendencia a eso por mi piel sensible, qué le vamos a hacer). Yo por eso acostumbro a utilizar una mascarilla de avena (mi preferida) que es muy calmante e hidratante y también ayuda a reducir puntos negros. 

Cuando me retiro la mascarilla con agua al frotar mis manos con la piel limpia oigo un chirrido, un "ñic-ñic" como cuando me aclaro el pelo después de lavarlo con champú... ¡así que imaginaros la sensación de limpieza que deja en la piel! Os confieso que también lo he usado en el pelo, como mascarilla exfoliante para el cuero cabelludo y qué limpio se queda, ¡si hasta brilla y todo!

Yo procuro usarla al menos una vez a la semana, y lo que he venido notando es que se me han afinado mucho los poros y los puntos negros se notan menos, así que esta mascarilla se ha vuelto imprescindible. Eso sí, no abuséis de ella porque en exceso puede resultar irritante para la piel. Lo ideal sería aplicarla una vez cada 1-2 semanas.

¡¡Si te animas a probar la mascarilla cuéntame qué tal!!

¡¡Disfruta de una RADIANTE y Feliz semana!!

Fuente

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

Xesca Fernández

acerca de

tu blog sobre estilo de vida saludable y bienestar personal


“La belleza es una carta de recomendación que nos gana de antemano los corazones”

Arthur Schopenhauer  (Polonia, febrero de 1788- Alemania, septiembre de 1860)

Filósofo alemán.


¡¡ Gracias por tu visita !!

Si te ha gustado este artículo, dale un "Me Gusta" y compártelo en tus redes sociales

También te pueda interesar

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

Reconoce tu tipo de cutis en sólo 5 minutos con este sencillo test

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

Ingredientes naturales para el cuidado de las pieles mixtas y grasas

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

¿Porqué utilizar cosmética econatural?

Mascarilla limpiadora casera de bicarbonato y limón

¿Conoces la excelentes propiedades de los aceites vegetales?



Volver a la Portada de Logo Paperblog