Revista Belleza

Método montignac: sus pros y sus contras

Por Nelcyheidinger

MÉTODO MONTIGNAC: SUS PROS Y SUS CONTRASMÉTODO MONTIGNAC: SUS PROS Y SUS CONTRAS

 Adelgaza con uno de los libros más leídos del mundo, el Método Montignac.

Se trata de un best seller cuyo autor es Michel Montignac, un experto en pérdida de peso que propone soluciones prácticas y sencillas para bajar esos kilos de más en un tiempo récord.

El sueño de mucha gente es perder peso en un tiempo récord y sin perjudicar a la salud.

El Método Montignac, célebre en todo el mundo, te puede ayudar a adelgazar en muy pocas semanas pero, eso sí, se trata de una dieta bastante radical que debes realizar teniendo en cuenta sus pros y sus contras.

Michel Montignac, su creador

Ya fallecido, Michel Montignac se convirtió en uno de los expertos en adelgazamiento más famosos de las últimas décadas.

Aunque su formación original eran las Ciencias Políticas, finalmente se dedicó a la industria farmacéutica para terminar convertido en investigador científico nutricional.

Su libro Comer para adelgazar fue todo un superventas, alcanzando los 16 millones de ejemplares despachados en todo el mundo.

¿En qué consiste el Método?

El Método Montignac se caracteriza por ser una anti-dieta, es decir, que no se trata de un régimen de alimentación que haya que mantener durante mucho tiempo complicándonos la vida.

Se trata más bien de un modo de vida que nos ayuda a comer bien, más sano y, con ello, a perder peso.

 Las claves del Método Montignac

El éxito del Método Montignac está en que no se basa en las calorías de los alimentos sino en su índice glicémico (IG).

Es decir, que escogeremos los que tengan un índice bajo que permite que la respuesta insulínica tras la comida sea baja y evitemos que se almacenen nutrientes en los depósitos, impidiendo que engordemos.

Así, lo ideal es consumir alimentos con un IG inferior a 35, evitando o reduciendo el consumo de los que lo tengan mayor, sin necesidad de medir cantidades ni contar calorías.
- Alimentos con un IG alto y muy alto: cerveza (110), patatas (95), harina blanca de trigo (85), calabaza (75), azúcar moreno (75), arroz común (70), maíz (65), pan integral (65), mayonesa (60), espaguetis (55), miel (60), ketchup (55), piña (65).

- Alimentos con un IG medio: arroz integral (50), kiwi (50), muesli (50), arroz basmati (50). guisantes de lata (45), zumo de naranja (45), plátano (45), habas (40), higo seco (40), pan integral (40), pasta de trigo integral (40), harina integral (40).

- Alimentos con IG bajo: fruta fresca (35), levadura (35), yogur de soja (35), ajo (30), leche de almendra (30), judías verdes (30), mermelada sin azúcar (30), zanahoria cruda (30), chocolate negro (20), alcachofa (20), espárragos (15) aceituna (15), cereales germinados (15), lechuga (15), jengibre (15), cacahuetes (15), tofu (15), crustáceos (5).

En este régimen lo que más destaca es que prácticamente se destierran los glúcidos ‘malos’, es decir, los azúcares y harinas refinados, la bollería y los dulces, las patatas, el maíz y los derivados de la malta.

Además, otra de sus claves es que al cocer los alimentos se dispara su índice glicémico, de ahí que los vegetales y frutas sean siempre mejor crudos y no cocinados.

 Defectos del Método Montignac

 - Se eliminan los alimentos con un IG alto sin excepción y sin analizar las características de las personas, pudiéndose comer sólo los de medio y bajo. Con esto se puede producir una gran falta de energía y sensación de fatiga crónica.

- Implica la ingesta de muchas proteínas y grasas, que puede aumentar el nivel de colesterol y producir enfermedades como la gota.

- El Método Montignac no habla en ningún momento de hacer ejercicio, por lo que lleva a conductas sedentarias nada saludables.

- Muchos ponen en duda los conocimientos científicos de Montignac dado que su formación específica no es médica ni como nutricionista.

- El Método tiene dos fases; en la primera sólo se pueden comer alimentos de IG bajo, excepto 4 comidas a la semana con IG medio. Después, viene la fase de mantemiento en la cual se añaden todos los alimentos de IG medio pero no alto.

De ahí que el riesgo de sufrir un efecto rebote al pasar a esta fase. ¡Y no hablemos si comemos alguno de IG alto!

Mi recomendación es que te documentes bien antes de seguir este método, y que consultes con un médico paraconfirmar que no tienes ninguna patología.

Cualquier dieta que requiere el no consumir un tipo de alimento en concreto implica una privación de nutrientes, así que no está de más confirmar que esta carencia no te vaya a afectar.

¿Qué celebrities han seguido el Método Montignac?

Sabemos que Gerard Depardieu perdió mucho peso siguiendo esta dieta, al igual que Kylie Minogue, que aún mantiene sus pautas para su día a día.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :