Revista 100% Verde

Reinvéntate a través de los DIYs

Por Albert Cañigueral @AlbertCanig
Reinvéntate a través de los DIYs

© azgek/ iStock

Reinvéntate a través de los DIYs

Los DIYs, además de estar muy de moda son una actividad realmente amena y asequible. Pero, ¿son una novedad? Podríamos decir que son la reinvención de las clásicas manualidades que han dejado de ser un mero pasatiempo para tener una verdadera funcionalidad. ¿Cuál sería el origen? Puede que la asignatura de plástica, donde se nos permitía experimentar con materiales e impulsar nuestro talento. Y, ¿a qué debemos la moda actual por el diy?

Comencemos por el principio

Diy son las siglas en inglés de “Do it yourself”, es decir “hazlo tú mismo”. Es un término que hemos incorporado del mundo anglosajón, y que empleamos para señalar que vamos a facilitar una guía donde se mostrarán los pasos para elaborar algún objeto con nuestras manos. En sus orígenes esta locución no estaba asociada al ocio, sino a un mecanismo que permitía enfrentarse a la sociedad capitalista y no entrar en su dinámica, al construir y reparar nuestros propios útiles.

Los beneficios personales, la mayor concienciación de la sociedad ante el impacto ambiental que estamos generando como consumidores, y la posibilidad que nos brinda el “hazlo tú mismo” de reutilizar o transformar algo que ya tenemos, consiguiendo aquello que necesitamos sin tener que pasar por caja.

Seguro que te sorprendes del provecho que podemos obtener de un “Do it yourself. Desde su web, la psicóloga Isabel Pérez nos explica que las manualidades favorecen nuestro nivel anímico porque:

  • Desarrollan la creatividad. Nos obligan a pensar, a investigar y activan de este modo nuestra mente.
  • Mejoran la psicomotricidad fina. Ojos y manos se coordinan para poner en práctica estas tareas, y por tanto contribuyen a mantener activas las conexiones cerebrales.
  • Aumentan la capacidad de trabajo, la concentración y la atención. Son actividades que nos incentivan a esforzarnos y superarnos para finalizarlas con éxito, o repetirlas ayudándonos a ser perseverantes y no frustrarnos.
  • Nos preparan para trabajar en equipo. Nos enseñan a dialogar, y transmitir nuestras ideas y conocimientos a los demás.Incrementan la autoestima. Creamos con nuestras manos objetos que podemos usar o regalar, y esto ayuda a que nos sintamos bien con nosotros mismos.
© xuanhuongho/ iStock

© xuanhuongho/ iStock

Es magnífico conocer todo lo que nos puede aportar un diy a nivel personal. Pero es excelente saber que además de hacernos sentir bien, contribuyen a que ahorremos dinero ya que nos permiten conseguir aquello que precisamos a un precio más módico del que tendríamos que desembolsar en tienda, y que mediante la reutilización o el reciclaje de materiales colaboran en la protección del planeta y nos permiten ser sostenibles, es decir, cubrir nuestras necesidades sin comprometer los recursos y posibilidades de las futuras generaciones.

Los diys nos alejan de la vieja práctica de “usar y tirar” y fomentan la reutilización, ya que muchos de ellos nos enseñan a darle una nueva vida a algún objeto que tenemos por casa.

Pero, ¿por qué apostar por el desarrollo sostenible? Porque el ritmo actual de compra deteriora los recursos naturales. Greenpeace nos dice que las empresas textiles contaminan los ríos con las sustancias químicas y colorantes que emplean para elaborar las prendas que usamos.

Esta ong es la precursora de la regla de las 3R: reducir, reutilizar y reciclar, para lograr mediante un consumo más responsable y sostenible, disminuir la cantidad de residuos que generamos. Inforeciclaje nos anima a ponerlas en práctica, porque contribuyen a reducir la necesidad de extracción de nuevas materias primas para la industria.

Ya no hay excusa

Después de saber todo esto, ¿a qué esperas para adentrarte en el mundo diy? Para dar un primer paso te invitamos a que te hagas con la guía gratuita “Do it yourself” elaborada por la ONG Oxfam Intermón donde te proponen 6 manualidades muy interesantes. ¡No te la pierdas! Y no te olvides de pasar por su blog porque encontrarás propuestas para transformar tu hogar que proporcionará a tus muebles un aire renovado y actual, o ideas para reciclar cajas de cartón en disfraces para peques. ¿A qué esperas? ¡Descúbrelas todas!

DIY y consumo colaborativo

Los diys enlazan con la filosofía del consumo colaborativo a través del intercambio de conocimientos o habilidades a nivel local y global gracias al enorme auge de las redes. Se nos invita a formar parte de un nuevo estilo de vida donde el consumidor pasa de “adquirir” a “crear” sus propios productos, y para ello sólo tiene que seguir los tutoriales que gratuitamente nos ofrecen, poniendo en práctica una de las máximas de este tipo de consumo que es compartir y así ahorrar dinero y recursos.

Si unes diy y consumo colaborativo, ahorras, socializas y eres ecológico. ¿Quieres obtener todos estos beneficios? Aquí tienes algunos blogs para consultar:

Además dispones de webs como aula fácil donde podrás acceder a cursos gratis de manualidades y otras como facilísimo donde al mismo tiempo que accedes a tutoriales sobre manualidades o bricolaje, puedes emplear sus foros para proponer intercambios de materiales.

Algunas marcas del mercado ya se han hecho eco del interés del público hacia esta tendencia, y han desarrollado sus propios contenidos como la cadena sueca Ikea y sus secciones dedicadas al Diy o al Hazlo tú mismo, o las tiendas Lidl con su espacio de costura Diy y sus consejos para crear nuestro jardín.

¿Ganas de más? ¿Qué te parece construir tu propio jardín vertical o crear un organizador de cuchillos? Aquí tienes el paso a paso de la mano de Cloudlet. ¡Qué lo disfrutes!

Jardín vertical

Organizador cuchillos

Ya hemos dado el salto del “hazlo tú mismo para ti” al “hazlo tú mismo para los demás” a través de portales para vender nuestras propias elaboraciones basadas en los principios de hecho a mano, personalizado y exclusivo, generándose una nueva vía de ingresos para muchas personas bajo el paraguas de producto de calidad y totalmente diferenciado del artículo industrial.

¿Quieres conocer cuatro webs donde podrás poner a la venta tus diys?

  • Etsy. Tienes que registrarte en su plataforma y te cobrarán una comisión del 3,5% por venta.
  • dawandaDawanda. Tras registrarte y crear tu tienda de forma gratuita, tendrás que pagar una comisión del 5% por venta.
  • Artesanio. No te cobran comisión por venta, pero sí una cuota anual de 19,95 € por abrir tu tienda.
  • Artesanum. Para crear tu tienda puedes optar por el “plan básico” que es gratuito, o el “plan pro” y disfrutar de venta e-commerce y posicionamiento destacado, con un 5% de comisión por venta.

El futuro del DIY

¿Y el futuro del “hazlo tú mismo”? ¿Creéis que podría estar ligado al de las impresoras 3D? Este tipo de tecnología nos permite imprimir formas con volumen a través de un boceto creado por ordenador, y la mayoría siguen el procedimiento de fundir plástico (ABS Acrilonitrilo Butadieno eStireno o PLA PolyLactic Acid, Ácido Poliláctico) colocándolo capa a capa hasta crear el objeto final, mientras que aquellas de ámbito más profesional emplea un láser para fundir polvo de plástico, metal, cristal o cerámica, creando la pieza.

La empresa española Lewihe. ya ha puesto a nuestra disposición la Lewihe Play, una impresora 3D a un precio muy asequible y que nos permite crear cosas como esta.

El tiempo dirá si las impresoras 3D tienen cabida dentro de la filosofía diy, porque lo cierto es que primero deben pasar a ser productos totalmente funcionales.

No nos olvidemos que aún la calidad del producto final está ligada al precio del dispositivo, que el objeto resultante puede contener elementos que han de ser eliminados y que en ocasiones se imprime en piezas que deben ser montadas. A esto se suma que la impresión puede tardar horas, ya que el trabajo no se efectúa en el momento tal y como se hace con las impresoras convencionales, y que todavía el hardware y software son complejos.

¿Algo más? Pues nos tememos que sí, porque algunas impresoras de este tipo se presentan en formato kit, es decir desmontadas, por lo que antes de poder ponerla en funcionamiento debemos acoplar las piezas en casa.

Y vosotros, ¿pensáis que la filosofía del “Hazlo tú mismo” tiene cabida en el universo 3D?

Posts relacionados:

tedxmadrid
La economía colaborativa en TEDxMadrid
8184888636_3c82e4971e_b - Copy
5 consejos para crear un Banco de Tiempo
portada_foxize_negocios_era_colaborativa
Curso “Los negocios en la era colaborativa” en Foxize
Yolanda Fernández
Reinvéntate a través de los DIYs

Yolanda Fernández es una madrileña que tras estudiar periodismo en la Universidad Complutense pudo atrapar su sueño de ser redactora y escritora de cuentos infantiles. Actualmente es redactora de contenidos para el blog “Ingredientes que Suman”, de Oxfam Intermón.



También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :