Revista Ciclismo

Ropa de ciclismo características

Por Rafael @merkabici

ropa ciclismo
Cuando vamos a practicar un deporte necesitamos ir bien equipados. En ciclismo, y como es lógico, necesitamos una bicicleta, pero también es relevante contar con una ropa de ciclismo de calidad y adecuada, pues nos ayudará en un sinfín de cuestiones relacionadas con nuestras sesiones, tanto si realizamos este deporte por ocio, como a nivel profesional.

Por qué es tan importante la ropa de ciclismo

Básicamente porque aumenta nuestra comodidad y, en consecuencia, nuestro rendimiento. Aunque inicialmente pensemos que podemos prescindir de cierta comodidad, lo cierto es que es un elemento fundamental, especialmente si estás empezando con la bicicleta. Lo explicamos. Imaginemos que es el primer día que sales con la bicicleta, y que has decidido hacer una buena sesión para principiantes, después de haber leído algunos foros, comprado tu bicicleta y estar preparado para comenzar, con toda la ilusión del mundo.
Imagina que tras la primera sesión de entrenamiento llegas enormemente sudado y acalorado porque tu ropa de ciclismo no transpira como debiera. Además, tienes unos molestos picores porque el culote que has comprado son de una calidad baja, lo que te ha provocado rozaduras. Sientes en la cabeza un enorme calor, porque el casco no es de calidad. Tienes las primeras ampollas en tus manos, porque has decidido prescindir de guantes. Tras una experiencia así: ¿volverás a entrenar? Probablemente no.
Existe un libro muy reconocido en el mundo del running de Haruki Murakami, con el título: “De qué hablo cuando hablo de correr”. Insiste en el concepto de que, especialmente en las primeras sesiones, es interesante sentirse cómodo al finalizar la sesión. Tener buenas sensaciones, es fundamental, según el autor, porque se genera un recuerdo y un refuerzo positivo. Si tu experiencia ha sido tremendamente negativa, te será mucho más difícil volver y perderás el gusanillo por el deporte que estés practicando.
Este concepto, tiene mucha relación con la ropa de ciclismo que uses para tus entrenamientos o salidas. Hay que entender esta comodidad como una forma de practicar deporte adecuadamente, y con unos mínimos de confortabilidad que nos ayuden a seguir practicando y mejorando sobre la bicicleta.
Por otro lado, y conforme vayamos aumentando nuestro gusto por este deporte, entraremos en una búsqueda de mejores rendimientos deportivos y mejores sesiones. Retos en donde la ropa de ciclismo puede ayudar considerablemente, más aún en condiciones adversas. Unas características impermeables para tus complementos serán fundamentales en días de lluvia o similares, y el no contar con ellos, puede ser realmente determinante.
Si hablamos de una corredor amateur, pero que ya participa en carreras, aunque sea a nivel aficionado, o un verdadero profesional, el contar con ropa de ciclismo de calidad es tan importante como la bici. En competición la cosa cambia, y aquí sí que encontramos elementos que nos pueden ayudar a marcar pequeñas diferencias que resulten fundamentales para ganar posiciones.

Ropa de ciclismo que podemos comprar

Cuando utilizamos este término nos referimos, principalmente, a guantes, maillots, culotes, zapatillas, gorras y gafas de sol. Existen, además, otros complementos que, aunque no sean estrictamente considerados como ropa de ciclismo, sí que podríamos encuadrarlo dentro de esta recopilación, puesto que también resultan importantes. Algunos de ellos ya los hemos nombrado, como por ejemplo el casco, los cortafríos o los impermeables. Repasamos a continuación qué puede aportar cada uno de ellos al ciclista, por qué son importantes y algunas recomendaciones a la hora de adquirirlos.

Guantes de ciclismo

Lo que debes tener en cuenta a la hora de comprar esta prenda de ciclismo es el acolchado. Es una parte muy importante por dos razones: facilita la acción de frenado, y proporciona seguridad ante caídas. Este, por tanto, debe ser grueso, aunque no demasiado. El movimiento de cerrar los dedos para accionar el freno debe ser lo más cómodo posible, y esta debe ser la prioridad a la hora de comprar guantes.
También es importante que los tejidos de este tipo de ropa de ciclismo transpiren bien, para que la mano se mantenga seca, sea cuales sean las condiciones externas. En este sentido, también es importante contar con algunas partículas antideslizantes, para fijar bien la mano y frenar en la medida en la que realmente deseamos.

Maillots

En mayor medida, si cabe, que con los guantes la transpiración es fundamental en los maillots. Es lo primero en lo que debemos fijarnos cuando vamos a comprar esta ropa de ciclismo. Además, también tenemos que tener en cuenta que es una prenda que estará en contacto constante con nuestro cuerpo, por lo que debe resultarnos cómoda. Vigila que no tenga partes rugosas en su interior, puesto que, en ocasiones, algunos estampados pueden generar pequeñas protuberancias hacia el interior. Tan pequeñas que parecen insignificantes, pero que sin embargo, pueden acabar siendo un verdadero problema de rozaduras y picores cuando llevemos unas horas sobre la bicicleta.
En este sentido, podemos encontrar maillots de calidad que cuenten con tratamiento antibacteriano, con la intención de eliminar riesgo de picores y otro tipo de molestias.
Otro aspecto importante que debemos tener en cuenta al adquirir esta prenda de ciclismo es la cremallera. Fundamental que cierre correctamente, pero también que no resulte molesta mientras estamos en ruta.

Culotes

Estamos ante una ropa de ciclismo fundamental. Es muy importante por salud, pues ayuda a proteger la zona del perineo, en constante contacto con el sillín. En muchas ocasiones he visto a amigos que, en sus primeras sesiones, han vuelto con la zona adormilada, o con ciertas molestas en la zona.
Esta ropa de ciclismo aporta comodidad. Pero una comodidad que debe ser aplicada al ámbito de la salud. No es cuestión de ir más a gustito sobre la bici. No es un capricho. Estamos hablando de prevenir lesiones, gracias a una zona acolchada anatómicamente diseñada para proteger la zona y permitir la absorción de impactos, movimientos bruscos, golpes, etc.
Esta parte, que se podría asemejar a un cojín, se denomina badana. Es lo más importante a la hora de comprar esta ropa de ciclismo, porque es la que se encarga de protegernos de todos los riesgos anteriores. El tejido debe ser transpirable, porque hay que tener en cuenta que debajo no llevaremos nada. En realidad hay opiniones para todos los gustos, pero lo cierto es que debemos ir simplemente con el culote, y sin nada más entre nuestra piel y la prenda. Se entiende, por tanto la importancia de que el tejido sea, además de transpirable, de fácil limpieza.

Zapatillas de ciclismo

Dentro de la ropa de ciclismo, el calzado es muy importante. Cuando vamos con nuestra bici, nuestros pies son una de las partes que más sufren por el constante pedaleo. Es por esto que el modelo de zapatilla que elegimos es fundamental, en función del tipo de ciclismo que vayamos a practicar.
Si hacemos ciclismo enduro lo ideal será una zapatilla con suela de goma, logrando que se adhiera todo lo posible, ya que en muchas ocasiones habrá que realizar tramos a pie. Si por el contrario buscamos una mayor eficacia a la hora de pedalear, es conveniente que la plantilla sea más dura, de plástico o fibra de carbono, con el objetivo que la potencia imprimida en nuestras piernas se transmita lo máximo posible a los pedales. Por último, si nuestro estilo preferido es el ciclismo de montaña, debemos elegir unas zapatillas con las suelas más blandas, pues puede darse la situación de andar a pie por terrenos más complicados y nuestros pies pueden sufrir.
El clima también afecta a la hora de elegir ropa de ciclismo, y en la zapatilla no es menos. Existen zapatillas de invierno, las cuales calienta los pies con un forro térmico en su interior; y por otro lado las zapatillas de verano o temperatura intermedia, las cuales llevan menos protección térmica para facilitar que el pie transpire.

Cascos

Aunque no tenga un componente eminentemente estético, este artículo se debe catalogar dentro de la ropa de ciclismo, pues al fin y al cabo nos vestimos con él. El casco, más allá de la estética, nos aporta seguridad, lo que le convierte en uno de los aspectos clave. Una caída de una bici puede resultar fatal, por lo que la elección del casco es primordial ante la práctica de este deporte. El mundo del ciclismo está plagado de un marketing inapropiado que muchas veces nos desorienta a la hora de elegir esta prenda.
Se debe tener en cuenta que los ca0coss tienen que haber pasado unas series de pruebas de homologación por los organismos oficiales, los cuales deciden si un casco es apto por su seguridad o no. Un casco debe llevar las siglas ‘CE’ en su empaquetamiento para asegurarnos – valga la redundancia – de que es seguro.
La medida también es otro elemento a tener en cuenta. Contamos con diferenciaciones para hombres, mujeres y niños, y a partir de esos tres tipos contamos con las tallas L, M y S, así de sencillo. Tenlo en cuenta, y si es la primera vez que compras esta prenda deportiva, realiza pruebas asegurando bien la posición de este elemento, para tener claro que la talla seleccionada es la adecuada.

Gorras

¿Deberíamos considerar la gorra como ropa de ciclismo? Más si cabe que el casco. De hecho, las gorras deben significar un elemento complementario para los cascos. Son útiles, pues nos cubren del sol, cuestión que no todos los cascos logran. El sol siempre puede jugarnos una mala pasada, sobre todo en carretera, donde la seguridad debe extremarse por compartir el espacio con más vehículos.
La gorra debajo del casco también sirve para días lluviosos. Esta nos tapa del agua e impide que se nos enfríe la cabeza. Más de uno ha pillado un resfriado por esto. Si nos hemos acostumbrado a utilizar esta ropa de ciclismo, puede ser interesante apostar por una talla de casco mayor de la habitual, en busca de un mayor confort con casco y gorra.

Gafas

Quizás muchos piensen que estos productos cumplen una mera función estética, pero nada más lejos de la realidad. En la ropa de ciclismo, el diseño es importante, pero no solo para ir guapos a la hora de practicar deporte. Al igual que el resto de objetos de los que hemos hablado, están pensadas para cuidar de nuestra salud cuando nos ponemos sobre los pedales.
Las gafas son únicas dentro de la ropa de ciclismo, porque son las únicas encargadas de proteger la vista. Se encargan de cuidarte del polvo, el agua, el sol, el aire, los insectos, etc. Por ello, debemos procurar que nuestras gafas no nos den problemas de sujeción, algo muy común en cualquier tipo de gafas, además de que han de ser ligeras para que nos aporten un plus de comodidad.
Las gafas son curvas, por lo que debemos procurar que la calidad de la lente sea óptima. Esto nos beneficiará, porque su curvatura está pensada para cotejar el mayor campo visual posible. También es clave que resistan impactos, pues una pequeña piedra o algún insecto nos puede dar el disgusto del día si no es así.
Por último, hacer referencia a un tipo de gafas que son muy recomendables: las fotocromáticas. Están hechas de cloruro de plata o cobre, y reaccionan a la luminosidad según esta aumente o disminuya. En esos casos la lente se hará más o menos opaca. Un plus de calidad a la vista que el ciclista notará.

ropa ciclismo

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas