Revista En Femenino

Sarna o escabiosis en los niños

Por Pequelia @pequelia

sarna en los niños

La sarna o escabiosis es una enfermedad de la piel provocada por un parásito denominado popularmente arador de la sarna (Sarcoptes scabiei), afecta a cualquier raza independientemente de la edad, clase social o condiciones de higiene, es extremadamente contagiosa y se ha observado que especialmente afecta a las personas que viajan mucho. Este parásito es muy diminuto y se asemeja a una araña que infecta el interior de la capa más superficial de la piel, habitando en ella y reproduciéndose.

La enfermedad se puede contagiar por contacto directo, a través del contacto con prendas de vestir (hay que tener en cuenta que este parásito vive un máximo de 4 días en el ambiente), en algunos casos a través del contacto con perros y gatos, y su periodo de incubación es de entre 1 y 3 semanas. Identificar la sarna o escabiosis en los niños no es complicado, el principal síntoma son los picores y especialmente por la noche, produce además una serie de sarpullidos o erupciones en la piel que se pueden llegar a extender por todo el cuerpo.
Inicialmente se producen erupciones similares a unos granitos, el rascado provocará lesiones, por lo que se producirán costras y descamaciones de la piel, dependiendo del grado de la afección, se pueden apreciar una especie de surcos en la piel de 1 a 15 milímetros de longitud, estos son los túneles que excava el ácaro responsable de la enfermedad a fin de realizar el desove.

Este tipo de lesiones se pueden observar sobre todo en aquellas zonas más sensibles de la piel, como por ejemplo en los pliegues o en flexuras como la zona entre los dedos de manos y pies. La sarna además puede ir acompañada de lesiones inducidas por otros microorganismos, algo lógico teniendo en cuenta que se producen lesiones cutáneas.

Ante los síntomas que evidencian la posibilidad de que un niño sufra sarna, es necesario acudir al especialista para que realice una exploración física, si se detecta fácilmente se prescribe el tratamiento oportuno, en el caso de que el diagnóstico pueda ser dudoso se realizan otras pruebas complementarias para verificar el diagnóstico preliminar. El tratamiento se suele realizar con escabicidas y dura entre 3 y 5 días, se trata de un tipo de fármaco que actúa contra el parásito y que se suele aplicar en todo el cuerpo, no basta con aplicarlo en las zonas afectadas porque el parásito podría estar incubándose en cualquier otro lugar de la piel, pero siempre evitando las mucosas.

Tras un tratamiento inicial, al cabo de unas tres semanas se vuelve a realizar la aplicación del fármaco después de una semana, de este modo se garantiza que el parásito de la escabiosis se elimina completamente. En el caso de que se haya diagnosticado sarna, es conveniente lavar con agua caliente a diario todas las prendas de ropa que entren en contacto con el niño, también se recomienda que se sequen en la secadora a una temperatura elevada, claro, que en el caso de no tener secadora, se puede guardar la ropa lavada y seca en bolsas cerradas durante 3 o 4 días, como ya hemos indicado el parásito no sobrevive más de 4 días en el ambiente.

Dado que se trata de una enfermedad muy contagiosa, es conveniente que el tratamiento lo realicen todos los miembros de la familia que habiten en el hogar. Por fortuna este tipo de dermatosis considerada frecuente tiene fácil tratamiento y no tiene mayor incidencia.

Foto | ancona.diagnostica.izsum

Enlace permanente:
Sarna o escabiosis en los niños



Sarna escabiosis niños

Sarna escabiosis niños

Sarna escabiosis niños

Sarna escabiosis niños
Sarna escabiosis niños
Sarna escabiosis niños

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossier Paperblog