Revista Cultura y Ocio

TODO LO QUE CABE EN LOS BOLSILLOS - Eva Weaver

Publicado el 06 junio 2013 por Tatty
TODO LO QUE CABE EN LOS BOLSILLOS - Eva WeaverTítulo: Todo lo que cabe en los bolsillosAutor: Eva WeaverEditorial: EspasaAño: 2013ISBN: 9788467007718Nº de páginas: 352
SINOPSIS: Lee la sinopsis de este libro pinchando AQUÍ
Ya os he comentado en más de una ocasión que me gusta mucho leer novelas ambientadas en la Segunda Guerra Mundial a pesar de que las historias que contienen suelen ser duras e impactantes y por eso cuando me enteré de la publicación de Todo lo que cabe en los bolsillos me apunté su título inmediatamente. Tuve la suerte de que justo unos días después resulté ganadora del sorteo que se organizaba en el blog Novelas históricas, recibiendo a los pocos días el libro en mi casa y comenzando a leerlo inmediatamente. En un par de días lo había terminado y es que este es uno de esos libros que una vez que lo empiezas ya no puedes separarte de sus páginas. Es una historia impactante, relata unos sucesos muy tristes y por lo tanto es muy emotiva pero desde luego no tengo ninguna duda en recomendarla, es un libro precioso, de esos que llegan al corazón y es difícil olvidar.
TODO LO QUE CABE EN LOS BOLSILLOS - Eva WeaverEl comienzo de la novela nos sitúa en el año 2009 en Nueva York donde Mika Hernsteyn se dispone a pasar el día en compañía de su nieto Daniel. Mientras pasean por una de las calles de la ciudad Mika observa un cartel que anuncia la obra “El titiritero de Varsovia. Teatro de marionetas”, lo que provoca en él una gran conmoción que acaba en un desvanecimiento. Tras regresar a casa Mika decide hablarle a su nieto de su pasado, especialmente de todo lo que le sucedió en el gueto, unos hechos que nunca ha querido compartir con nadie.Es así como nos trasladamos hasta el año 1938 a Varsoviapara que Mika nos relate todo lo que sucedió siendo él un niño. Un mes más tarde del comienzo de los bombardeos que dejaron la ciudad convertida en un montón de ruinas, Varsovia se rindió y entraron en vigor las nuevas directrices impuestas por los alemanes, colocando letreros por todas partes que indicaban no para los judíos. Semanas más tarde se estableció la norma de que todos los judíos estuviesen marcados, obligándoles a llevar en la manga derecha un brazalete en el que figurase una estrella de David, llegando finalmente en el año 1940 la orden de que en el plazo de dos meses abandonasen sus pisos y se mudasen a otra parte minúscula de la ciudad que se convertiría en el distrito residencial de los judíos: el gueto. Mika nos irá contando los terribles años que pasaron en el gueto, las duras condiciones en las que vivieron y el trato recibido por parte de los alemanes. Encontrará un pequeño refugio en la construcción de marionetas, con las que posteriormente organizará representaciones para aliviar un poco el sufrimiento vivido. Se convertirá así en el “titiritero del gueto”, hallando en sus títeres la fuerza y el valor necesarios para sobrevivir y convirtiéndose estos en testigos mudos de los horrores, la tristeza y el sufrimiento de los vecinos del gueto.
Pero no solo la historia de Mika es la que conocemos a través de las páginas de Todo lo que cabe en los bolsillos, pues también nos acercaremos a la experiencia vivida por Max, un soldado alemán destinado en Varsovia que quedará vinculado con Mika gracias a las marionetas.
De esta manera la novela está dividida en tres partes más un prólogo y epílogo final. La primera parte está dedicada a Mika, la segunda parte a Max y sobre la tercera parte no os cuento nada porque es algo que cada lector tiene que descubrir por sí mismo. Las tres partes resultan igualmente interesantes y en mi caso no sabría decir cual me ha gustado más, es un libro cuya historia te atrapa desde la primera página y lo lees con el corazón encogido pero también es una historia de esperanza, de valor y de supervivencia.
Eva Weaver escribe con una prosa clara, precisa y directa y su estilo resulta muy cercano y emotivo, manteniendo equilibrados diálogo y narración y, a pesar de no abusar de la descripción, aporta los datos necesarios para que tengamos una visión clara de cómo era la situación en la época. Tiene una gran capacidad para reflejar los sentimientos y emociones de cada uno de sus personajes consiguiendo que la historia no deje indiferente al lector, creo que es muy difícil no leer este libro sin sentir nada. Puede que estéis pensando que no os apetece leer algo así, que os va a resultar duro o muy triste pero aún así os animo a darle una oportunidad. Sí que es una historia impactante y muy emotiva pero la autora no se recrea en estas situaciones, se limita a reflejar los hechos con naturalidad y se centra más en las personas y los sentimientos. Es un libro muy especial y, desde mi punto de vista, son este tipo de libros que nos transmiten tantas cosas los que posteriormente guardas en tu memoria con cariño por todo lo que sentiste mientras lo leías y porque consiguen que te impliques en su historia.
TODO LO QUE CABE EN LOS BOLSILLOS - Eva WeaverLa primera parte, que es la que está centrada en Mika, es la más extensa y está narrada en primera persona por él mientras que las otras dos están narradas a través de un narrador omnisciente en tercera persona que en la segunda parte lo hace desde el punto de vista de Max. Cada una de estas partes es completamente diferente, son historias con entidad propia y cada una de ella es única por diferentes motivos, o al menos para mí lo ha sido. En mi caso, solamente con leer el prólogo ya sabía que esta novela me iba a encantar, aunque también era consciente que tendría que pasar por escenas que me iban a emocionar.
Pienso que uno de los puntos fuertes de esta novela, independientemente de la historia que recoge, es su protagonista, Mika. Es uno de esos personajes que se ganan nuestro corazón desde el primer momento, se establece un vínculo tan sólido y le coges tanto cariño que es imposible no sufrir con todo lo que le está ocurriendo. Afortunadamente es una figura muy fuerte y valiente, logrando salir delante de las situaciones tan duras que tiene que pasar. Es un personaje que me ha gustado muchísimo, está perfilado a la perfección  y resulta muy humano y cercano. Primero le conocemos de anciano y ya te encariñas con él, pasando posteriormente a descubrir cómo era de niño. Un niño que se ve obligado a madurar por todo lo que le toca vivir, que tiene que sacar fuerzas para proteger a los demás y dejar a un lado el miedo que siente, miedo porque no deja de ser un niño al que la vida ha colocado en una situación y con una responsabilidad que no corresponde a su edad. Y es por eso que observamos una personalidad llena de matices, que sufre, que actúa movido por su instinto de supervivencia pero que también siente remordimientos por lo que tiene que hacer, un niño con una gran capacidad de imaginación y con un corazón bondadoso que se vuelca en los demás para transmitir algo de ilusión cuando todo a su alrededor se desmorona. Mika es un personaje redondo, vemos como va evolucionando y su carácter se va transformando en función de sus experiencias, aunque en el fondo siempre conservará su encanto y la dulzura que le convierte en una de esas figuras que es difícil olvidar aunque pase el tiempo.
Mika comparte protagonismo con el soldado Max, aunque en este caso prefiero no hablaros demasiado de él puesto que creo que es mejor acercarse a su personalidad a través de la historia. Es un personaje respecto al cual es difícil posicionarse y aunque pueda parecer extraño, la segunda parte consigue que también te encariñes con él y no he podido evitar sentir lástima por su situación. Es un personaje que está muy bien construido, con multitud de matices, resultando muy interesante observar su posicionamiento y sus reflexiones sobre los hechos pasados y todo lo sucedido en Varsovia. Al igual que Mika, es un superviviente y su historia nos hace reflexionar sobre la posición adoptada por cada persona en relación a estos hechos y hasta que punto cada persona fue responsable de llevar a cabo las órdenes recibidas.
Ellos son las dos figuras principales pero también encontramos muchos otros secundarios, principalmente judíos del gueto, que juegan un importante papel y resultan igualmente destacables. Si hay algo que les caracteriza es su humanidad y su lucha por la supervivencia, resultando admirables. Incluso al final del libro encontramos un apéndice en el que se incluyen, bajo el título de “Libro de los héroes de Mika” todos aquellas figuras que no son ficticias y que se convirtieron en eso mismo, en héroes, por ejemplo Janusz Korczak o Irena Sendler.
A pesar de no ser de carne y hueso, igualmente destacables son las marionetas que acompañan a Mika a lo largo de la historia con especial relevancia del príncipe, el títere que jugará un papel decisivo convirtiéndose en símbolo de esperanza, de fuerza y de valentía para luchar por salir adelante. Será el vínculo que una todas las historias, convirtiéndose en testigo de todo lo sucedido tanto en el gueto como fuera del mismo.
Finalmente hay que hace mención al contexto histórico en el que se sitúa la acción y sobre el que la autora ha realizado una excelente labor, pues en el libro se recrea de una forma muy realista lo que fue la vida en el gueto de Varsovia. Se aprecia que se ha documentado para poder trasladar al libro tanto cifras como los hechos más relevantes que tuvieron lugar y elambiente que se vivía en el mismo, recreando su distribución, los edificios, la situación en la que se encontraban, las enfermedades que sufrían, las normas que les impusieron, las deportaciones y por supuesto, el levantamiento del gueto el 19 de abril de 1943. Todo queda reflejado con tal realismo que nos sentimos parte de esas familias, sufrimos con ellos y observamos impotentes, con un nudo en la garganta y lágrimas en los ojos todo lo que está sucediendo a nuestro alrededor. Al igual que sucede siempre que se leen novelas ambientadas en este periodo, son datos que estremecen y te hacen pensar y reflexionar sobre todo lo que sucedió, agolpándose multitud de preguntas en la mente sin respuesta.
El  final de la novela es simplemente perfecto. La tercera parte me ha parecido muy emotiva, no soy una lectora de lágrima fácil pero este libro ha conseguido emocionarme y es que a lo largo de sus páginas he sentido y vivido tantas cosas al lado de Mika que ha sido triste separarme de él.
Todo lo que cabe en los bolsillos está ya entre las mejores lecturas de este año, no tengo ninguna duda de que cuando llegue diciembre y eche la vista atrás Mika regresará a mi mente inmediatamente. Es un libro con el que he experimentado multitud de sentimientos, con el que he sufrido pero con el que también he recibido un mensaje de esperanza, ilusión y sobre todo supervivencia. Un libro que te enseña a buscar una sonrisa incluso cuando todo a tú alrededor se desmorona, con un protagonista que se gana nuestro corazón desde la primera página y a través del cual conoceremos la impactante historia del gueto de Varsovia. Una historia que como señala en sus sinopsis  emociona y cautiva al lector. Imprescindible.

FUENTES: imagen autora - Planeta de Libros
------------------------ . Recuerda que tus visitas y comentarios en el blog son importantes para ayudarlo a crecer y mejorar

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Añadir un comentario