Revista Diario

Agaete, un pueblo detenido en el tiempo

Por Vagabond
Agaete, un pueblo detenido en el tiempoExiste un sitio donde confluyen perfectamente el mar y las montañas para brindarnos una vista única: Agaete, un pequeño pueblo de pescadores situado al noroeste de Gran Canaria.
Si llegamos a Puerto de las Nieves, lo primero que atrae la vista es la visión de las imponentes montañas que se alzan sobre un mar azul y luego, el celebérrimo Dedo de Dios. Una formación rocosa que a través de los siglos y con el empuje del viento y el mar, tomó una curiosa forma de mano con pulgar levantado que los pobladores del lugar llaman metafóricamente el Dedo de Dios. Vale aclarar que hace algunos años, por los embates de una tormenta, el frágil dedo se rompió y cayó al agua por lo que hoy solo quedan las fotografías que pueden observarse en el lugar. No obstante, aún continúan llegando turistas en la búsqueda del famoso dedo hasta que encuentran a algún lugareño que les explica con manifiesto pesar la tragedia acontecida.
Sin embargo, desde mi perspectiva, con dedo o sin él, la zona sigue siendo mágica. Se respira una tranquilidad y un silencio abrumador, apreciable sobre todo por aquellos que llegan desde Las Palmas o desde las grandes ciudades europeas. En el pequeño puerto casi siempre pueden encontrarse algunos pescadores mientras que siguiendo la ruta de la playa, encontramos una serie de pequeños restaurantes que ofrecen la comida local a base de productos del mar, obviamente.
Agaete, un pueblo detenido en el tiempo
Si se continúa este camino se hallará un paseo solitario sobre el mar que invita a disfrutar la soledad acompañada por el vaivén de las olas.
Agaete, un pueblo detenido en el tiempo
Y para finalizar el recorrido podemos entrar al pueblo donde se asentaban antiguamente los pescadores, conjunción de las construcciones más recientes y las antiguas y pintorescas casas de antaño.
Agaete, un pueblo detenido en el tiempo
Agaete, además, obliga a realizar una parada en el Huerto de las Flores (un jardín botánico enclavado en el centro de la villa) y en el Parque Natural de Tamadaba, un espacio protegido que se eleva a más de mil metros sobre el nivel del mar.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas