Revista Sociedad

Aumentan los robos en viviendas con la técnica del "lock-picking" o ganzuado, según Cerrajeros Valdemoro

Publicado el 01 junio 2018 por Comunicae @comunicae

El lock-picking, también conocido como ganzuado, es una técnica que consiste en abrir cerraduras sin necesidad de la llave correspondiente. Es una manera silenciosa y muy sutil que según Cerrajeros Valdemoro es tendencia entre los ladrones en los últimos años. Se utilizan diferentes materiales como: llaves maestras, puntas de destornillador modificadas, llaves planas, ganzúas metálicas o trozos de plástico. La cerradura no se ve dañada por dentro ni por fuera y los intrusos pueden hacer uso de ella cuantas veces quieran o hasta que el propietario sospeche de anomalías (o de sustracciones). La técnica del lock-picking solamente sirve para cerraduras vulnerables (muchas modernas lo son), ya que las actuales son mucho más complejas de abrir siempre que implementen tecnología antiganzúas.

Cerrajeros Valdemoro, expertos en cerrajería, y otras empresas del gremio: Cerrajeros Tres Cantos, Cerrajeros Alcobendas y Cerrajeros Rivas Vaciamadrid, aconsejan el uso de cerraduras de seguridad modernas y actuales, además de otros factores a tener en cuenta para evitar que se confíe la seguridad de la vivienda en una cerradura que pudiera ser vulnerable. Cuando se compra una nueva propiedad se recomienda siempre sustituir la cerradura antigua por una nueva, ya que se desconoce el estado y la tipología de la misma.

Otra técnica muy habitual, que no deja rastro y se usa extensivamente, es la técnica conocida como “bumping” o “ramping”. Esta manera de abrir puertas se creó a partir de la urgencia de los propietarios de abrir la puerta, por ejemplo cuando se habían dejado las llaves puestas por dentro. Con el uso de una llave especial y creando una tensión concreta la llave sale disparada (si se encuentra en el otro lado) y los pistones se desbloquean. No causa ningún daño interno en los cilindros de la cerradura, solamente se podría apreciar con un microscopio, dado que es prácticamente imperceptible. Cualquier llave, tras ser levemente modificada podría ayudar a los ladrones a abrir una puerta, creando una llave bumper. Técnica creada por cerrajeros profesionales y ahora utilizada por ladrones. Al igual de el lock-picking es utilizada para hacer próximos usos de la cerradura sin que el propietario sospeche.

Actualmente existen cerraduras que están preparadas contra estas técnicas. Especialmente cuidadas para que solo exista una llave original que pueda desbloquear la cerradura. Disponen de unos cilindros en su interior que están protegidos contra esas técnicas. Según la experiencia de Cerrajeros Valdemoro, el 90% de las puertas podrían ser abiertas gracias a la técnica del bumping, un dato muy a tener en cuenta.

Antes, los robos en las viviendas podían detectarse con rapidez: puertas rotas o dañadas, cerraduras forzadas, etc., pero las técnicas actuales, como se puede apreciar, son mucho más sofisticadas. Muchos propietarios pueden no haberse dado cuenta de que han entrado en sus casas ya que ahora no se deja marca, actuando los delincuentes como fantasmas. Los robos suelen realizarse por bandas organizadas que disponen de los conocimientos y materiales pertinentes para su labor. Tienen un patrón común y son capaces de franquear cualquier tipo de cerradura normal. De ahí la importancia de invertir en cerraduras especiales y de seguridad. Los objetos que suelen robar los ladrones son aquéllos de gran valor y muy específicos, como, por ejemplo: joyas, para después venderlas en el mercado negro. También dinero en efectivo y pequeños aparatos electrónicos. 'Invertir en seguridad y en una buena cerradura para el hogar es imprescindible, además de conocer las nuevas técnicas de robos y actualizar las medidas de seguridad' según Cerrajeros Valdemoro.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista