Revista Arte

Breve cronología de los criptojudíos/conversos y judaizantes en Cuba entre los siglos XVI-XVIII

Por Zamorasefardi
la colección de mapas Darlington, el Centro de Servicios de Archivos, el Sistema de Bibliotecas de la Universidad de Pittsburgh, la Universidad de Pittsburgh  Colección de mapas Darlington, el Centro de Servicios de Archivos, Bibliotecas Univ. de Pittsburgh


La lista de nombres es tomada de: Eugenio A. Alonso López, Historias recuperadas de los criptojudíos/conversos y judaizantes en Cuba: siglos XVI-XVIII vistos desde los fondos del Archivo Histórico Nacional de Madrid del Tribunal de Cartagena de Indias presentado en el Congreso Internacional "Sefarad Transatlántica", Jerusalén, 21-25 Junio, 2019.

También ha servido de referencia el libro de Tania Chappi, Demonios en La Habana, episodios de la inquisición en Cuba, Oficina del historiador de La Habana, 2001.


Los tribunales de la inquisición de instauraron en las Américas en 1569 (México y Lima) y en 1610 (Cartagena de Indias), pero antes de ello eran los obispos quienes tenían poder eclesiástico para procesar los casos, siendo el obispo de La Española quién ejercía la última decisión.
En 1516, Bartolomé de las Casas escribió que antes de esa fecha "ya se había quemado a algunos judíos en Las Antillas", lo cual indica la temprana presencia de conversos judaizantes en las nuevas tierras.
A partir de 1569, los casos relacionados con Cuba se procesaron en México y entre 1610 y 1820 en Cartagenas.
1515 - Alonso de Escalante, escribano de Bayamo (villa fundada en 1513), quemado en Sevilla por hereje. Se le confiscaron sus propiedades en la isla.
1518 – Juan Muñoz, “Indio españolizado judío”, probablemente el primer mestizo de fe hebraica llevado a la hoguera en las Indias y en el hemisférico occidental. Era dueño de minas en Santiago de Cuba (villa fundada en 1515), aunque, dado que la isla fue conquistada en 1511, posiblemente haya sido un mestizo traído de La Española por sus familiares.


1569 – Juan Méndez, confitero portugués, residente en La Habana, acusado en México. Tener en cuenta que el término portugués era un eufemismo para decir judío. La mayoría de los judíos expulsados de los reinos españoles pasaron a Portugal y allí, muchos de los que permanecieron después de 1497, fecha de la expulsión en ese reino, pasaron a ser criptojudíos.


1599 – Blas de Magallanes, portugués residente en La Habana.


1602 – Manuel Tavares, portugués apresado en La Habana. Fue reconciliado y se le quitó el sambenito.

1613 y 1618 – Francisco Gómez de León, traficante de esclavos, residente de La Habana, aunque capturado en Cartagena. Por muy horrendo que nos parezca este oficio hoy, era parte de la época y la iglesia católica misma lo aceptaba y hasta cooperaba con el tráfico.


1615 – Alfonso Gómez de León, calificado de “judío pertinaz”, residente de La Habana, pariente de Francisco.
1627 – Sebastián Rodríguez, residente en La Habana, procesado por judaizante en Cartagena de Indias

1627 – 36, Blas de Paz Pinto, Antonio Méndez, Luis Rodríguez Mesa y Francisco Rodríguez de Solís, residentes de La Habana, fueron procesados por judaizantes en Cartagena de Indias. Confesaron la existencia de una comunidad criptojudía en La Habana. Se les consideraba algunos de las personas más ricas de las Indias.
1636 – Francisco Rodríguez Carnero, “portugués”, residente en La Habana donde confesó haber participado en ceremonias y oraciones de La Ley de Moisés.
1638 – Juan del Campo, residente en La Habana, originario de Castelo Branco, en Portugal, se le acusó de ser “judío judaizante”.

1639 – Antonio Narváez Gómez de León, residente en La Habana donde falleció cuando se realizaba juicio en México, donde había sido acusado de judaizar.
1641 – Gonzalo Barrasa, portugués residente en La Habana, le escribió a su esposa en Sevilla para que viniese a Cuba, fue apresado en las costas de México.
1642 y 1651 – Manuel Álvarez Prieto, portugués, originario de Cabeço de Vide (Portugal), quien residió en La Habana, siendo acusado de judaizar en esta ciudad previamente, fue apresado en Cartagena de Indias, donde fue relajado.
1647 – Manuel Álvarez de Arellano, portugués residente de La Habana, era comerciante, entre otras cosas, de productos rituales judíos traídos de Francia y de Tierra Santa. Esto indica que había una comunidad que seguía rituales judíos en Cuba y las Indias.


1649 – María Núñez, mulata, acusada de judaizante y de seguir la Ley de Moisés, era comerciante de piñas en almíbar, fue enviada a México para estudiar las leyes de la tradición judía, que le llegó vía paterna, fue absuelta, pero toda su parentela fue quemada en la hoguera. Le devolvieron todos sus bienes. En otras zonas del Caribe hubo judíos mulatos producto de matrimonios mixtos.
1649 – Luis Fernández Tristán y los Enríquez, residente en La Habana, donde se refugió y se casó con una Enríquez.
1649 – Miguel Núñez (Manuel de) Huerta, residente de La Habana, originario de Cubillana, en Portugal (no aparece este pueblo en este país en los mapas actuales). Murió en las cárceles de la Inquisición después de confesar ser judío y querer morir en La Ley de Moisés.
1656 y 1658 – Duarte Enríquez, residente en La Habana, procesado por judaizante. Fue relajado en La Laguna (Tenerife). Ver en foto el árbol de los Enríquez.

1689 – Vicente Gómez Coello, portugués residente en La Habana, procesado por la inquisición por “hereje judaizante”.
1691- Antonio Martínez de Léon, residente de La Habana, acusado por judaizante, fue desterrado de Cuba.
1712 – Jacob Núñez López, residente en La Habana, procesado por judaizante, aunque fue reconciliado.
1717-1720 – José (Abraham) Díaz Pimienta, fue quemado en Sevilla en 1720 por hereje. Pertenecía a una renombrada familia criolla de San Juan de los Remedios con antecedentes conversos en Cuba desde el siglo XVI, a través de una familia de origen portugués asentada en La Palma de Gran Canarias desde el siglo XV.


1742 – Pedro José Gabay, expediente en el Archivo General de Indias (por estudiar)

1770 – Luis Miranda, expediente en el Archivo Histórico Nacional (por estudiar)
1783 – Juan Rodríguez Mexía, Carta del 9 de marzo del Comisario de la inquisición en Cuba, detallando que era judío.
Breve glosario de términos inquisitoriales
Abjuración (reconciliación): el penitente reconoce su herejía y es reintegrado a la iglesia católica

Hereje: se aplicaba a todo lo que fuera contra el dogma católico, incluidos los judaizantes.

Impenitente no reconocían la herejía, no se arrepentían (quemados en la hoguera)


Penitentes: reconocían la herejía (muerto en el garrote vil)

Relajar: entregar al reo al brazo secular. La iglesia no podía ejecutar a los reos, pero el tribunal civil sí.


Relapsos: Reincidían en el mismo pecado.


Volver a la Portada de Logo Paperblog