Revista Salud y Bienestar

Correr para Adelgazar

Por Arancha Herrero @adelgazarysalud
Aunque tu único objetivo sea perder peso y sólo quieras correr para adelgazar, no olvides que hacer ejercicio (cualquier ejercicio) es, sobre todo, un hábito de vida saludable y siempre lo recomiendo para ser, incluso, más feliz.

Si estás buscando una rutina deportiva que, además, te ayude con la silueta, te recomiendo que practiques running , ya que correr es una de las formas más efectivas para quemar grasa y, además, nos sirve como un entrenamiento buenísimo para tener el cuerpo preparado para cualquier deporte.

Las claves de correr para adelgazar

Antes de empezar con tus rutinas de ejercicio conviene que tengas en cuenta una serie de puntos clave de manera que le puedas sacar el máximo partido. Veamos algunos puntos importantes para quemar el máximo de calorías:

    Si vas a correr para adelgazar, tu cuerpo no debe saberlo. Se trata de "engañar" al organismo huyendo de entrenos idénticos y repetitivods. Es decir, hay que evitar que el cuerpo se acostumbre a una rutina: no corras siempre por los mismos sitios, procura cambiar el ritmo y hacer distancias distintas.
    Empieza despacio, prepara tu cuerpo para entrenamientos cada vez más "profesionales".
    Si eres principiante date un plazo de seis semanas antes de empezar a jugar con el ritmo del entrenamiento: alterna un rodaje largo pero a ritmo suave con otros ritmos mas cortos pero también más intensos.
    Entrena un máximo de tres días en semana. Si tienes "mono" de ejercicio, alterna la carrera con otro tipo de deporte como la natación. Evitaras lesiones, desarrollarás tu musculatura y quemarás mucha más grasa.
    El cuerpo empieza a quemar grasa tras unos 35 minutos de carrera, pero recuerda que nuestro organismo está diseñado para ser lo más eficiente posible y buscar siempre el ahorro energético. Si lo acostumbras a ese ritmo constante, dejará de quemar grasa. Es por ello que tienes que alternar ese ritmo de carrera con pequeños "sustos" de carrera rápida y corta.
    El músculo se flexibiliza con los cambios de ritmo y el cuerpo aprende a recuperarse.
Correr para Adelgazar

Correr para adelgazar, ejemplo para una semana

Lunes

tu rimo de entrenamiento lo marcas tú. Si no puedes hablar mientras corres o se te entrecorta la voz, está yendo a un ritmo forzado, rebaja la velocidad.

Miércoles

  • Tipo de trote: alternar ritmo suave con un ritmo más fuerte
  • Tiempo. En total deberías hacer unos 25 minutos de cada ritmo procurando cambiarlo cada semana, es decir, una semana hacer un minuto de cada tipo de trote (fuerte y lento) y la siguiente aumentar a dos de un tipo y uno de otro (en las siguientes semanas podemos aumentar hasta siete minutos de ritmo fuerte frente a dos de "lento").

no debes considerar el ritmo fuerte como un ritmo al que aplicar el 100% de tu esfuerzo. No se trata de hacer sprints, sólo de cambiar de trote.

[Total:2 Promedio:4.5/5]


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :