Revista Comunicación

Crítica Del 2x06 "Armies Of One" De Banshee: Shine Bright Like A Diamond, Or Not?

Publicado el 16 febrero 2014 por Dro @Drolope
Después de la semana pasada donde pudimos apreciar un capítulo de Banshee totalmente distinto a lo que nos tiene normalmente acostumbrados, esta semana ha vuelto a sus raíces y nos ha ofrecido la dosis de sangre, violencia, sexo y alguna sorpresa que todos estábamos esperando. Si quieres enterarte de lo que ha pasado, no dudes en continuar leyendo.
*SPOILERS*
En este episodio, volvemos a ver al resto del elenco en acción. Por una parte tenemos a Brock quien todavía no se ha hecho a la idea de que el que manda es Hood, así que se dedica a cotillear su “apartamento” – ¿lo podemos llamar realmente así? – para averiguar por qué todas las cosas raras le pasan a él. Allí encuentra el carnet de Jason y una fotografía de la familia de Carrie. Siendo amigo de Gordon, va rápidamente a él a contarle lo que ha encontrado. El dato a tener en cuenta es que ha sido el propio Gordon quien le ha mandado fisgonear las pertenencias de Lucas. Esto, personalmente, me huele bastante mal. Y eso de que busquen entre mis cosas me cabrearía bastante. Creo que Brock se merece un buen puñetazo porque se está comportando como un completo capullo. Vale que supuestamente tenías que quedarte con el cargo de Lucas pero él ya está allí así que ajo y agua, chato. Siguiendo con Gordon, este hombre va de borrachera en borrachera y de baile picante a otro. El problema llega cuando tiene que volver a casa, donde sus hijos le encuentran bastante perjudicado. Harta de la situación, Deva tomará una gran decisión.
Por otro lado tenemos a Proctor – ¡cuánto había echado de menos a este hombre! – quien se ofrece a echarle una mano a Alex para que la junta no le eche de su cargo de jefe. Viniendo de Proctor, su ayuda implicará sangre y una lista de nombres a quienes quitarse del medio. Aunque a Longshadow no le hace mucha gracia es su única manera para que su terrible pesadilla no se convierta en realidad. Pero no sólo de negocios sucios vive Kai sino que también se dedica a pasar sus horas en el “club para señores” que tiene. Allí, su sobrina descubrirá que su tío también sabe pasarlo bien con las bailarinas al pillarle en mitad de todo el “asunto” con una. Sin embargo, Proctor se da cuenta y lo deja estar, por el momento. La pobre Rebecca, un poco ida por lo que acaba de ver y en plan zorrita, se dedica a exhibirse en el bar de Sugar donde le echa el ojo Jason. Dado que es su última noche en la ciudad deciden montárselo por última vez. Pero no todo iba a ser de color de rosa. Burton, la mano derecha de Proctor, estrangula a Jason por orden de Kai y este amenaza a su sobrina diciéndole que si está de su lado no está del de nadie más. ¡Wow! ¡Aquí hay tensión sexual por parte del tito Kai! A parte de que esto es un poco espeluznante porque es su sobrina, parece un novio celoso porque se tira a otros. A lo mejor tiene otras razones y espero que se aclare este asunto turbio porque es un poco fuerte.
En cuanto a Carrie, al echar tanto de menos a sus hijos, decide hacerle una visita nocturna a su hija Deva, quien la echa de su habitación ya que le parece muy raro que entre a hurtadillas en ella y le deje juguetes. Su madre le responde con que le echa de menos y que si la perdona responderá a todas las preguntas que tenga. Dejando a un lado a Deva, Carrie se centra en su hijo, a quien visita cuando está absorto por su monopartín. Este agradece más la visita de su madre ya que no se ha enterado de la misa la mitad, claro está. Sin embargo, la sorpresa viene cuando, después de ver a su padre otra vez borracho, Deva decide hacerle una visita a su madre y que se produzca el esperado acercamiento.
Por último, respecto a Lucas, unos tipos extranjeros visitan Banshee para saldar una deuda pendiente con Jason. En el bar de Sugar se produce una especie de deja vù en el que estos hombres intentan matar al chico pero sin el resultado esperado, ya que están allí tanto el propietario como el sheriff para defenderle. Más tarde, el cabecilla del grupo habla con Lucas llegando estos dos a un trato con tal de que Jason no muera, pero no sale como nuestro pobre protagonista esperaba. Al darse cuenta de que algo no va bien, intercepta el coche de este hombre y cumple con lo dicho por este anteriormente: “De aquí sólo va a salir un hombre vivo”. Y, en efecto, eso es lo que ocurre. Al pelear en plena carretera, provocan que uno de los camiones pegue un frenazo brusco ladeando la carga y decapitando al extranjero – esto en mi pueblo lo llamamos “un Ned Stark” –. Enfocándonos en la parte más sentimental, podemos ver a un Lucas poco interesado en su compañera de trabajo. Después de desfogarse un rato con ella vemos cómo se marcha de su casa con un aire triste y taciturno. Esto desaparecerá por completo cuando Job vuelva de Nueva York y le dé la noticia chocante del día: los diamantes que le robó a Rabbit son en realidad cristales, así que ha estado 15 años en la cárcel por un botín de mierda.
El toque excéntrico y creepy de este capítulo se lo lleva Burton. Vemos cómo limpia la habitación en la que se aloja Jason y la deja como una patena a ritmo de ópera. Me ha recordado un poco al momento chacha de Eric Northman en True Blood. Lo más WTF?! del asunto es que vemos cómo alguien le está pegando latigazos en la espalda y las señales que le han quedado de aquello. ¿Quién será el autor de esas cicatrices? Tengo ganas de averiguarlo. Hay que decir que cada vez que aparece este personaje uno siempre se queda un poco de piedra. Este señor da miedito.

Perturbado total

Por ahora, y con cuatro capítulos que nos faltan para terminar esta temporada, mis sensaciones son buenas y me está gustando mucho esta temporada, me dejan un buen gusto todos los capítulos. Aunque en esta temporada siga presente Rabbit no lo está al mismo nivel que en la anterior pero no importa porque las demás tramas llenan ese “hueco” con gran maestría, así que no explotan mucho la idea seguramente porque lo harán al final de la temporada pero ya veremos.
Por el momento sólo despedirme e invitaros a dejar algún comentario, los cuales se agradecen mucho.
¡Hasta la semana que viene!
                                                                                                                    Irene (@MissSkarsgard)

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Dossier Paperblog