Revista Educación

De las huelgas generales y el fracaso del #15M

Por Siempreenmedio @Siempreblog

No secundé la huelga del pasado jueves. Principalmente porque hace ocho meses que estoy en paro, pero de haber estado trabajando dudo que la hubiera secundado, de todas formas. La huelga es un derecho fundamental de los trabajadores; un recurso duro y complicado pero necesario en muchos conflictos laborales. A lo largo de la historia muchos -muchísimos- derechos laborales se han conseguido gracias al sacrificio de trabajadores en huelga (muchas de ellas salvajes) y hasta hoy (al menos hasta que la nueva reforma laboral empiece a estar plenamente implantada) hemos disfrutado de los logros conseguidos por el esfuerzo de trabajadores y sindicatos que se hicieron fuertes ante empresarios y gobiernos.

De las huelgas generales y el fracaso del #15M

Foto de pablopol06

Pero hete aquí que los tiempos cambian; cambian los empresarios, los trabajadores, los sindicatos, las prioridades de las personas y de los gobiernos… en fin, que nuestro modo de vida ha cambiado muchísimo en los últimos años, aunque algunas cosas que también deberían cambiar, siguen inalteradas.

Debería cambiar nuestra apreciación sobre la separación política entre izquierda y derecha, que es lo que da alas al bipartidismo. Debería cambiar nuestra mentalidad de estás conmigo o estás contra mí y deberían cambiar nuestros métodos de protesta y presión. Por eso me ilusionó el movimiento #15M, por eso salí a la calle a protestar y a unirme a otros ciudadanos en nuestra lucha pacífica contra un sistema que parecía desmoronarse. El movimento de los “indignados” tuvo muchos aciertos que marcaban el camino a seguir: desligarse de afiliaciones políticas, prescindir de siglas y banderas que separasen ideologías, aglutinar gente de cualquier edad, sexo o condición, protestar de manera pacífica ocupando lugares públicos contra TODA la clase política y las grandes corporaciones.

Y de pronto, tras las últimas elecciones generales, todo parece pararse. Exceptuando las movilizaciones puntuales en apoyo a lo sucedido en el Instituto Lluis Vives de Valencia y el apoyo a la huelga general del 29M convocada por los sindicatos, el movimiento 15M no parece moverse. Yo, que esperaba una gran movilización tras la mayoría absoluta del PP en las generales, pregunto en la cuenta de Facebook de Democracia Real Ya si se va a hacer algo y la respuesta me sorprende: se va a esperar a las elecciones andaluzas. ¿En qué momento se politizó el movimiento? ¿En qué momento se decidió que era mejor aflojar la presión a la clase política? ¿en qué momento se decidió que era mejor apoyar una huelga que, aunque motivada por la terrible reforma laboral, es claramente una huelga anti-PP? ¿En qué momento el PSOE desapareció de las protestas una vez dejó el gobierno? ¿En qué momento volvimos a dividir a la sociedad entre la derecha y la izquierda matando de esa forma el espíritu del #15M?

Puede que la huelga general del pasado 29 de marzo haya sido un éxito de convocatoria y un éxito de seguimiento. Pero igual que la anterior del 29 de septiembre de 2010 es un fracaso del sindicalismo y de la sociedad. Del sindicalismo por haber permitido que la situación llegara a este extremo al hacer una huelga “light” tarde (demasiado tarde) porque sus afines estaban en el gobierno; por favorecer la separación de los propios trabajadores entre piquetes y esquiroles cuando lo que necesitamos en este momento es hacer causa común contra todo un sistema y por seguir utilizando un método (la huelga general) legítimo pero insuficiente e inservible en estos tiempos (miremos hacia Grecia). Y de la sociedad por habernos dormido en los laureles. Tal vez ya sea tarde para volver a empezar. El lema de sindicatos en esta huelga fue: “Quieren acabar con todo. Con derechos laborales y sociales”… nosotros somos los que deberíamos querer acabar con todo. Con derecha e izquierda.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

  • 15M y DRY, "Ser o no ser, he aquí el problema", a quién deberíamos de haber...

    DRY, "Ser ser, aquí problema", quién deberíamos haber votado

    Decía mi madre, q.e.d, “pero qué docilico eres”. Y es verdad, pero si bien siempre hago lo que se me ordena, hay algo, dentro de mí, que me impulsa a pensar y... Leer el resto

    Por  Romanas
    OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD
  • ¿Qué es el 15M?

    ¿Qué 15M?

    Hace ya más de medio año de esa primera manifestación que dio lugar a lo que hoy conocemos por “Movimiento 15M”, algo que sigue sin saberse muy bien qué es y qu... Leer el resto

    Por  Ruta42
    POLÍTICA, SOCIEDAD
  • El movimiento 15M hoy

    movimiento

    Confieso que a los ojos de muchos puedo resultar algo inconsciente o demasiado optimista, incluso las dos cosas, pero asumo esa perspectiva voluntariamente y... Leer el resto

    Por  Helenamadox
    POLÍTICA, SOCIEDAD
  • España: El fracaso del Estado

    España: fracaso Estado

    El español no es un Estado fallido, pero cada día está más deteriorado y se acerca mas al fracaso. El Estado es una institución creada por el hombre para... Leer el resto

    Por  Franky
    OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD
  • Spleen en Madrid, el 15M y DRY

    Spleen Madrid,

    Hoy debería estar muy contento y estoy hecho polvo. Debería estar contento porque mi diagnóstico respecto a DRY y 15M parece que comienza a confirmarse: un... Leer el resto

    Por  Romanas
    OPINIÓN, POLÍTICA, SOCIEDAD
  • Los Presupuestos Generales del Estado contemplan importantes reducciones de...

    Publicado por Ismael Parras Ramirez Los Presupuestos Generales del Estado contemplan importantes reducciones de financiación en Formación Profesional para el... Leer el resto

    Por  Ismael_parras
    EDUCACIÓN, SOCIEDAD
  • El 15m de 1982

    foto tomada de Cadena Ser Reconozco que aquella noche, frente a la televisión, me ilusioné, y lo hice porque por primera vez en mucho tiempo, el lenguaje de... Leer el resto

    Por  Davidrefoyo
    DIARIO, POLÍTICA, SOCIEDAD, TALENTOS