Revista Opinión

Desacreditada la "disidencia" no desmiente mercenarismo ni planes agresivos de EEUU contra Cuba

Publicado el 18 diciembre 2010 por Norelys @norelysmorales
Norelys Morales Aguilera.- Después que la víspera un cable filtrado por WikiLeaks y jerarquizado y enfocado por El País desnudara a la “disidencia” cubana y evidenciara la promoción a personas como Yoani Sánchez, los implicados trataron de minimizar las afirmaciones de la diplomacia norteamericana.
Hicieron lo habitual: a los medios internacionales. Un cable de AFP lo consigna. “Oposición cubana minimiza informe de EEUU-WikiLeaks que la desacredita”. Elizardo Sánchez, uno de los pretendientes a desempleo en la SINA, Martha Beatriz Roque, Héctor Palacios y Vladimiro Roca opinaron. Ninguno desmintió sus vínculos con la SINA, menos aún su interés monetario y lo más grave, los planes de Washington contra la Isla.
Según AP, se infiere que la disidencia cubana es vieja, está dividida por rivalidades mezquinas, concentrada en buscar financiamiento y no dedica demasiado tiempo en organizar una oposición seria al gobierno de la isla.
"Vemos muy pocas pruebas de que las organizaciones disidentes tienen mucha resonancia entre los cubanos de a pie", dijo el cable firmado por Jonathan Farrar, Jefe de la Sección de Intereses de Cuba en La Habana.
Según Reuters, a pesar de años de apoyo político de EE.UU. y financiero a los disidentes cubanos, el jefe de la diplomacia de EE.UU. en La Habana, Farrar, dijo que los líderes de oposición son en gran parte desconocidos, están muy divididos y es poco probable que puedan cambiar la historia del país.
El diplomático apoya su comentario en encuestas realizadas por la SINA y escribe: “vemos muy poca evidencia de que las organizaciones disidentes de la línea principal tengan mucha resonancia entre los cubanos de a pie. Sondeos informales que hemos realizado entre postulantes a visas y refugiados no han mostrado virtualmente ninguna percepción de personalidades o agendas disidentes…”
Farrar, el 15 de abril de 2009, pone en duda “la sabiduría de la política desde hace mucho tiempo los Estados Unidos de apoyar a los disidentes cubanos como una alternativa al gobierno comunista que ha gobernado la isla desde la revolución de 1959 llevó a Fidel Castro en el poder”.
Evidentemente son las acciones de Washington contra Cuba. Otro cable publicado la víspera habla de la persecusión al comercio de La Habana, o sea, bloqueo feroz: Empresas españolas vigiladas por Estados Unidos. A esto no se refirió ninguno de los supuestos disidentes. Tampoco ningún medio lo ha preguntado hasta el momento.
En síntesis estás son las ideas deljefe de la SINA sobre sus disidentes reseñado por La Pupila Insomne:
• Muchos grupos de oposición son dominados por individuos con encumbrados egos que no trabajan bien en equipo
• Vemos poca evidencia de que las organizaciones disidentes principales tengan mucho impacto en los cubanos de a pie
• Las encuestas informales que hemos hecho entre solicitantes de visas y refugiados muestran que las personalidades disidentes o sus agendas son prácticamente desconocidas
• Tengan o no las organizaciones de oposición agendas capaces de atraer la atención de una amplia gama de intereses en la isla, es preciso que empiecen por lograr cierto grado de unidad de objetivos como oposición o al menos que dejen de gastar tanta energía en serrucharse el piso los unos a los otros
• Pese a sus afirmaciones de que representan a “miles de cubanos”, nosotros vemos muy pocas evidencias de ese apoyo, al menos desde nuestra óptica, limitada, en la Habana
• Cuando cuestionamos a los líderes disidentes sobre sus programas, no vemos plataformas diseñadas para llegar a amplios sectores de la sociedad cubana, sino que más bien dirigen sus mayores esfuerzos a obtener recursos suficientes para solventar las necesidades del día a día de los principales organizadores y sus seguidores claves
• Si bien la búsqueda de recursos es su principal preocupación, la segunda más importante parece ser limitar o marginar las actividades de sus antiguos aliados de manera de reservarse el poder y el acceso a los escasos recursos
• Los de la isla acusan a los exiliados de Miami y Madrid de tratar de organizar sus acciones desde lejos y de no presentar cabalmente sus criterios ante los artífices de política de Washington
• Resulta irónico que en muchos casos la “comunidad del exilio” incluye a ex disidentes que hace muy poco abandonaron la isla, de manera que sus estrechas relaciones con los disidentes que permanecen en el país no parecen suficientes para mantenerlos en buenos términos con estos
• Son muy pocos los disidentes, si es que hay alguno, con una visión política aplicable a un gobierno futuro
• Pese a que no lo admitirían, los disidentes son poco conocidos en Cuba fuera del círculo de los diplomáticos extranjeros y la prensa

Ver traducción íntegra del Cable referido a los disidentes de Estados Unidos
Relacionado
Yoani Sánchez acepta papel de líder de la “disidencia” otorgado por la SINA

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revista