Revista Deportes

Dos médicos chinos se despiertan del coma por coronavirus, con la piel negra.

Por Ximoas Joaquin Alepuz Sanahuja
Dos médicos chinos se despiertan del coma por coronavirus, con la piel negra.
El coronavirus sigue siendo un enigma para la ciencia. Hu Weifeng y Yi Fan, doctores del hospital Central de Wuhany, se infectaron del virus y tuvieron que ser ingresados en la UCI, donde han pasado varias semanas en coma. Y tal y como nos ha mostrado la televisión CCTV de China, cuya imagen ilustra esta entrada, su tono de piel se ha oscurecido completamente hasta el punto de parecer de raíces africanas. Las secuelas que deja el coronavirus en aquellas personas que contraen la enfermedad todavía son bastante desconocidas.
Este caso tan sorprendente, se debe, según las primeras investigaciones, al perjuicio hepático provocado por la medicación, al ser tratados con cloroquina para derrotar al COVID-19, dañando el hígado, generándoles una hiperpigmentación que, parece que vaya remitiendo y se espera que con con el paso de los días, la pigmentación irá volviendo a la normalidad. La cloroquina es un medicamento que se utiliza en el tratamiento y la prevención de la malaria y de enfermedades auto-inmunes como la artritis reumatoide o el lupus. Aunque algunos médicos apuntan a que podría ser útil para tratar el coronavirus, todavía no lo han podido demostrar. Cada vez se conoce más sobre el virus y los laboratorios ansían encontrar la vacuna que pueda poner fin a la pandemia, pero todavía son muchas las preguntas que se plantean sobre este virus y cómo combatirlo. Sin vacuna, la aplicación de otros tratamientos se está convirtiendo en el principal recurso para mitigar el daño que provoca el coronavirus en muchos contagiados. Sin embargo, nada ha sido tan sorprendente como el que habría provocado en los dos médicos chinos que han permanecido varias semanas en coma tras coger el virus. Una noticia que ha comenzado a difundirse por distintos medios como El Mundo, La cadena COPE o El Español, además de diarios prestigiosos internacionales como Il Corrierre della Sera. El Dr. Yi Fan y el Dr. Hu Weifeng, ambos de 42 años, se contagiaron mientras ayudaban a los pacientes en el Hospital Central de Wuhan, en el pleno epicentro de la pandemia. Yi, cardiólogo, enfermó el 18 de enero y estuvo 39 días intubado a un respirador artificial que le salvó la vida. Hu, urólogo, lleva 99 días. Los dos se encuentran todavía con una condición física muy débil y mentalmente también han sufrido mucho. Por si fuera poco, los dos se han sorprendido por el efecto que ha tenido el tratamiento en sus cuerpos. La piel de ambos se ha vuelto negra rápidamente. Un tono de piel mucho más oscuro, que se achaca a la ingesta de cloroquina. Estaremos atentos para comprobar que se cumple lo que los especialistas pronostican respecto a la reacción del hígado y la pigmentación de la piel.


Volver a la Portada de Logo Paperblog