Revista Cine

El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Publicado el 30 agosto 2013 por Cineenconserva @Cineenconserva
El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películasAprovechando el estreno en España de Mud, la última película de Jeff Nichols, hemos invitado a colaborar a Mari Carmen Fúnez con un especial sobre la carrera de este director norteamericano, quien con sólo tres largometrajes y un estilo propio fácilmente reconocible, se consolida como un importante cineasta del siglo XXI.Por Mari Carmen FúnezColaboradora de Cinema Ad Hoc y otras publicaciones
Nacido en Arkansas en 1978, Jeff Nichols debutó como director en 2007 con un guión propio llamado Shotgun Stories. Aunque pasó desapercibida para muchos, esta ópera prima es en sí misma la esencia de lo que es la corta carrera cinematográfica de Nichols, en la que se incluyen muchas de las características que hacen su cine tan personal. Se trata de una historia de dos familias de hermanastros, unidas por la sangre de un mismo padre pero separadas por las distintas visiones y sentimientos provocados por él. El que para unos fuera una figura paternal perfecta y un ejemplo a seguir, para los otros fue la encarnación del odio más visceral reflejado en el desprecio y maltrato hacia ellos y su propia madre. Este argumento con toques shakesperianos se desarrolla en la Arkansasnatal del director, a la que volvería 6 años después para rodar Mud, y explora la condición humana a través de los sentimientos y las pasiones más bajas, de una manera íntima, sin violencia excesiva ni grandes sentencias moralizantes y manipuladoras, y con un ritmo pausado, imponiendo un estilo innovador en el cine negro que continúa con títulos como Drive de Nicolas Winding Refn o Mátalos suavemente de Andrew Dominik aunque con altas dosis de agresividad, aspecto que Nichols obvia casi por completo en su trabajo para centrarse en las luchas internas de los personajes.

El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Shotgun stories, debut de Jeff Nichols

Shotgun Stories supuso además el primer papel protagonista para quien sería a partir de entonces su actor fetiche, el actor con la mirada más inquietante de los últimos años,  Michael Shannon. Ningún otro actor podría encarnar al protagonista absoluto de la siguiente película de Jeff Nichols como lo hizo Shannon en el film sorpresa de 2011 (tanto en los festivales de cine independiente como incluso en el festival del glamour por excelencia, el Festival de Cannes), Take Shelter. Ganadora del Premio de la crítica en Cannes, entre otros galardones, Take Shelter se unió a la avalancha de títulos con la temática del fin del mundo, desde la perspectiva del apocalipsis personal del personaje de Michael Shannon, Curtis, un hombre normal con una familia y una vida corrientes que de repente comienza a tener sueños premonitorios con catástrofes que poco a poco va reconociendo en su vida cotidiana. La obsesión  de Curtis le lleva a centrarse únicamente en la construcción de un bunker para salvar a su familia, convirtiéndose en el centro de atención del pequeño pueblo en el que vive.

El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Nichols y Shannon en los Independent Spirit Awards

En esta ocasión, Nichols vuelve a analizar los miedos humanos y los efectos que las obsesiones personales causan sobre el entorno de los protagonistas, aunque en Take Shelter va aun más allá, explorando las consecuencias del contagio de una obsesión individual hasta derivar en histeria colectiva. Al igual que en su ópera prima, la narración de este thriller con tintes sobrenaturales sigue siendo sosegada y ajena al ritmo habitual en el género, y con una actuación por parte de Shannon con un grado de turbación tan intenso y sutil, que consigue traspasar las sensaciones sobrecogedoras que sufre al público.


El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Con el éxito y el buen sabor de boca de Take Shelter  todavía en la mente del espectador, Jeff Nichols confirma su buen hacer como guionista y director con su, hasta hoy, última película Mud, donde Nichols retoma los espacios naturales de Arkansas para contar una historia distinta superficialmente de sus anteriores trabajos, pero con el mismo fondo que aquellas. 

Siguiendo la estela de la obra de Mark Twain, Mud nos presenta a un adolescente que junto con un amigo se evade de los problemas familiares que sufre en su casa buscando aventuras a lo largo del río Misisipi. En una de sus islas, los dos exploradores descubren a un fugitivo de la justicia llamado Mud al que intentan ayudar a encubrir mientras espera a su novia. Mud sigue hablando de conflictos internos, esta vez otorgando el mayor protagonismo a la pérdida de la inocencia y el fin de la infancia, provocado por el descubrimiento de la mente adulta y sus intrincados caminos. Aunque en Mud Nichols vuelve a contar con Michael Shannon, éste tiene un papel secundario y prácticamente intrascendente mientras el protagonismo es en esta ocasión compartido por Matthew McConaughey, quien hace la mejor interpretación de toda su carrera en esta película, y por el joven debutante Tye Sheridan que sorprende con la intensidad de su interpretación.


El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Al igual que con sus anteriores trabajos, Nichols utiliza los paisajes naturales de Estados Unidos como símbolos de las distintas pérdidas que sufren los personajes de sus películas. Si en Take Shelter las bandadas de pájaros y los fenómenos naturales devastadores recreaban el desmoronamiento de la salud mental del protagonista, en Mudes el río el que refleja esa pérdida de valores, las ilusiones de los hombres que se escapan de sus manos y del entendimiento de los niños, arrastradas por la corriente. 

Y hablo de hombres porque en el cine de Jeff Nichols los protagonistas absolutos son los hombres, relegando a papeles secundarios a las mujeres de sus historias, secundarios en cuanto a tiempo de presencia en pantalla pero importantes para entender las frustraciones y las reacciones de los hombres. Sin los personajes femeninos tanto en Shotgun Stories como en Mud, las historias no tendrían razón de ser aunque estén protagonizadas por los masculinos, y si hablamos de Michael Shannon y Matthew McConaughey como magníficos protagonistas del cine de Nichols, no podemos olvidarnos de las excelentes elecciones de los actores y actrices para los papeles secundarios. Comenzando por la sufrida esposa de Curtis en Take Shelter, la siempre efectiva Jessica Chastain, y siguiendo con el estupendo plantel que rodea a McConaughey en Mud, como el veterano Sam Shepard, Reese Witherspoon o la televisiva Sarah Paulson.

El cine de Jeff Nichols: Un paseo por sus películas

Jessica Chastain en Take Shelter, un papel que le supuso mucho reconocimiento

Apoyado musicalmente por su hermano Ben en su debut y por el compositor David Wingo en sus dos últimas películas, las bandas sonoras del cine de Nichols merecen mención aparte por su total fusión con los paisajes de la América profunda y las historias de la gente corriente que los habita. Las melodías de estilo folk, tremendamente melancólicas, son el toque perfecto para enfatizar el estilo narrativo de los dramas de Nichols.


En definitiva, Jeff Nichols se afianza con sólo estas tres películas como uno de los directores más a tener en cuenta y, sobre todo, como un gran narrador de dramas rurales con toques misteriosos a la par que trágicos, y como un estupendo director de actores. Os recomendamos encarecidamente el estreno de Mud, así como el resto de su filmografía, a la espera ya de su próximo proyecto Midnight Special del que sólo ha trascendido que vuelve a contar con Michael Shannon y al que se acaba de sumar la maravillosa Kirsten Dunst. 


¿Os gusta el cine de Jeff Nichols?

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas