Revista Libros

El verano que mi madre tuvo los ojos verdes (Tatiana Țîbuleac)

Publicado el 23 octubre 2021 por Bookworm
El verano que mi madre tuvo los ojos verdes (Tatiana Țîbuleac)TÍTULO: El verano que  mi madre tuvo los ojos verdesAUTOR: Tatiana ȚîbuleacEDITORIAL: Impedimenta
Sinopsis Editorial: 
Aleksy aún recuerda el último verano que pasó con su madre. Han transcurrido muchos años desde entonces, pero, cuando su psiquiatra le recomienda revivir esa época como posible remedio al bloqueo artístico que está sufriendo como pintor, Aleksy no tarda en sumergirse en su memoria y vuelve a verse sacudido por las emociones que lo asediaron cuando llegaron a aquel pueblecito vacacional francés: el rencor, la tristeza, la rabia. 
¿Cómo superar la desaparición de su hermana?¿Cómo perdonar a la madre que lo rechazó?¿Cómo enfrentarse a la enfermedad que la está consumiendo?
Este es el relato de un verano de reconciliación, de tres meses en los que madre e hijo por fin bajan las armas, espoleados por la llegada de lo inevitable y por la necesidad de hacer las paces entre sí y consigo mismos.
¡Qué ganas tenía de leer esta novela! Había visto tantas buenas reseñas sobre ella desde que se publicó hace un par de años, que cuando me la regalaron en mi último cumpleaños la puse en la parte alta del montón de lectura pendientes y hoy os cuento mis impresiones brevemente porque poco más puedo añadir yo a todo lo bueno que ya se ha dicho sobre este libro.
En esta ocasión mis expectativas se han cumplido totalmente. La historia me ha parecido brutal y además me ha encantado el estilo de la autora. El comienzo directamente es impactante...
Aquella mañana en que la odiaba más que nunca, mi madre cumplió treinta y nueve años. Era bajita y gorda, tonta y fea. Era la madre más inútil que haya existido jamás. Yo la miraba desde la ventana mientras ella esperaba junto a la puerta de la escuela como una pordiosera. La habría matado con medio pensamiento.
Cuando empiezas a leer piensas ... si esto empieza así, ¡cómo terminará! A mí desde luego, lo primero que me vino a la cabeza fue mi madre y pensé que jamás podría hablar sobre ella de esta manera. Sin embargo, Alesky recuerda con todo detalle, crudeza y sin filtros de ningún tipo, el último verano que pasó con la suya, lo rota que estaba su relación, la rabia y el rencor que sentía hacia esa mujer, aparentemente simple, que quiso pasar un último verano con su hijo mientras él torpedeaba todos los intentos de acercamiento de ella. Será un verano para conocerse, para vaciarse y poner sobre la mesa todo el dolor que llevan dentro y quizás para perdonarse.
Es una lectura dura, sobre todo porque en la cruda narración de Aleksy además de notar su rabia, notas el ejercicio de contención que hace para no golpear en algún momento, sin embargo y a pesar de eso también hay momentos que son muy emotivos.  Es una historia que cala en el lector, que va evolucionando ante nuestros ojos y que al final de la novela te hará mirar a los personajes de forma totalmente distinta a como los percibías al principio, o al menos eso es lo que me ha pasado a mí. 

Volver a la Portada de Logo Paperblog