Revista Moda

En invierno, que no falten los guisos en tu restaurante

Publicado el 12 diciembre 2021 por Alvaro @lepetitshowroom

En invierno el cuerpo nos pide platos calientes y contundentes que mantengan la temperatura durante todo el día. Y la gran variedad de guisos en nuestra cocina es el mejor exponente de este tipo de comidas que nos permiten afrontar el mal tiempo con mejor humor. Por eso, si en tu local se ofrecen platos del día, los guisos deben de tener un papel importante en la carta y, al menos, ofrecer una variedad cada día.

Los guisos permiten jugar con muchas variables y, además, pueden colocarse tanto en primer plato como en segundo plato. Un buen ejemplo son las fabadas, deliciosas y muy populares, que pueden ser un fantástico primer plato para entrar en calor junto con los diversos caldos de verduras propios de cada región.

Para segundo plato, los guisos deben de variarse para que haya opciones para todos los gustos y, aunque sean platos de cuchara, no se tenga la sensación de estar comiendo lo mismo cada día. Los guisos de carne son clásicos que a todo el mundo gustan, pero no hay que olvidar los guisos de pescado o los potajes contundentes, con carnes variadas.

Una de las ventajas de los guisos es que no es malo hacer de más, al contrario, ya que muchos de estos platos están todavía más ricos al día siguiente y pueden ofrecerse nuevamente entre las alternativas. De esta manera, es fácil tener una carta muy variada sin que suponga excesivo trabajo extra para la cocina.

Contar con los ingredientes para los guisos siempre a mano es fácil si se recurre a los proveedores adecuados, especialmente los de congelados. Un Proveedor de choco congelados para hosteleria que nos proporcione además sofritos, carnes y pescados adecuados para este tipo de platos hará que todos los pasos sean mucho más sencillos y que los precios de los platos puedan mantenerse estables.

Estos platos resultan económicos de realizar y pueden ofrecerse en la carta dentro de cualquier menú del día, incluso como plato único económico para quienes no quieren dos platos, pero sí disfrutar de una buena comida casera a un precio competitivo. Y, como pueden hacerse en grandes cantidades, son también ideales para ofrecer una opción para llevarse a casa y disfrutarla en el hogar, pudiendo así ampliar ventas sin tener que realizar una inversión extra o arriesgarse a tener demasiados excedentes al día.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas