Revista Cine

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

Publicado el 28 septiembre 2014 por Lapalomitamecanica
El cine español, protagonista absoluto de esta 62 edición

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

El equipo de 'Magical Girl' recogiendo la Concha de Oro

Vaya semanita la que hemos vivido en la ciudad donostiarra. Sin duda, este año el Zinemaldi ha superado, y con creces, las expectativas y no sólo por las numerosas estrellas que han paseado su ilustre trasero por la alfombra roja, sino por el nivel y la calidad de las propuestas que se han proyectado durante los siete días que ha durado la prestigiosa cita cinematográfica, que al fin y al cabo es lo realmente importante, porque de poco sirve que John Malkovich luzca su perilla por estos lares, si lo que degustamos en pantalla no está a la altura. Afortunadamente, no ha sido el caso y nuestro apetito cinéfilo ha sido eficientemente satisfecho, especialmente por el cine español, que ha protagonizado esta 62 edición del festival y ha sido merecidamente reconocido. Dos Conchas, las más gordas, se ha llevado la Magical Girl de Carlos Vermut, la de Oro como Mejor Película y la de Plata como Mejor Director.
Otra de las triunfadoras de la noche ha sido su compatriota La Isla Mínima de Alberto Rodríguez, que se ha llevado el galardón a la Mejor Fotografía y le ha granjeado a uno de sus protagonistas el de Mejor Actor y es que lo que hace Javier Gutiérrez en este film es una actuación tan acojonante que nosotros le hubiéramos dado cinco Conchas más y hasta un par de Óscars.
Menos de acuerdo estamos con la Concha de Plata a la Mejor Actriz concedida a Paprika Steen por su papel en Silent Heart, aunque la culpa no es tanto de ella sino de un film cuyo desarrollo es regulero y más plano que un encefalograma de Mariló Montero. Además, la guapa Bárbara Lennie en Magical Girl nos gusta mucho más, pero claro, un tercer premio a la de Vermut hubiera sido abusar.

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

Tom Hardy y James Gandolfini en 'La Entrega' ('The Drop')

En cuanto al apartado de Mejor Guión, la victoria ha recaído en La Entrega (The Drop), un merecidísimo galardón a una película que no sólo resucita a nuestro amado Gandolfini, sino que ha conseguido sorprendernos muy gratamente al configurarse como una cinta de lo más entretenida e inteligentemente desarrollada por su director, Michaël R. Roskam y, especialmente, por su scripter, el respetado y brillante escritor Dennis Lehane.
También hubo un reconocimiento especial del jurado, que siempre cae alguno, a Wild Life de Cédric Kahn, que no tenemos claro si mejoraba a la mitad de su metraje, ya que pasados tres cuartos de hora de película nos quedamos dormidos.
Eso no nos pasó con la genial Güeros de Alonso Ruizpalacios, ni con la bestial Relatos Salvajes de Richard Curtis, que se han hecho con el Premio Horizontes Latinos concedido al cine latinoamericano y con el Premio del Público a la Mejor Película Europea, respectivamente.

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

El fotógrafo Sebastiao Salgado en 'La Sal de la Vida'

Otra que ha enamorado al público ha sido La Sal de la Tierra de Wim Wenders, que se ha llevado el galardón de los espectadores y no es de extrañar teniendo en cuenta el pedazo y emotivo documental que se gasta el realizador para acercarnos a la vida del fotógrafo Sebastião Salgado. Poesía audiovisual, lírica pura sobre la vida y la miserable condición humana.
También se ha llevado su parte Urok (The Lesson) de Kristina Grozeva y Petar Valcharov, que ha sido galardonada con el Premio Kutxa a los Nuevos Directores.
Más allá de los premios, galardones, reconocimientos y menciones, hemos sido testigos de una cita en la que ha habido interesantísimas propuestas como la de François Ozon, que por tercer año consecutivo tras Dans la Maison y Jeune et Jolie consigue convencernos, esta vez, con The New Girlfriend. Asimismo, la española Autómata de Gabe Ibañez, encabezada por un Antonio Banderas espectacular, ha hecho las delicias de los amantes a la sci-fi, porque a lo mejor en su libreto es algo irregular, pero a entretenida no le gana nadie, ni siquiera The Equalizer de Antoine Fuqua, la protagonizada por Denzel Washingrton y encargada de inaugurar el festival y aunque efectiva y bien rodada, está repleta de topicazos.

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

Tahar Rahim y Omar Sy en 'Samba'

Mejor resultado ha tenido la película proyectada en la clausura, Samba, de Eric Toledano y Olivier Nakache. Los tipos que sedujeron al público con Intocable vuelven a contar con Omar Sy para repetir una fórmula parecida a la anterior, produciendo una historia que, aunque con hilarantes momentos, no disimula su condescendencia con la audiencia.

Carcajadas nos extrajo también Negociador de Borja Cobeaga, porque lo de ver al buenazo de Ramón Barea como un intermediaro entre el Gobierno y ETA era el descojono padre.Con la que no nos reímos tanto fue con A Second Chance de Susanne Bier, un melodramón de los de apretujar el corazón y retorcerlo, como acostumbra a hacer la cineasta, que si te moló En un Mundo Mejor, ésta va a encantarte, pero si no, mejor pásate a Paradise Lost de Andrea Di Stefano, la protagonizada por Benicio del Toro como el narco Pablo Escobar, una cinta con un ritmo entretenido y unas interpretaciones magníficas.No está de más tampoco echar un ojo al documental sobre el cantante, compositor, escritor e icono Nick Cave, 20.000 Días en la Tierra, incluso para los que, como una servidora, no son fans del cantante, un tío tan magnético como este metraje. 

La 'Magical Girl' de Carlos Vermut triunfa en el Festival de San Sebastián 2014

Nick Cave en '20.000 Días en la Tierra'

Y no nos olvidemos de las dignas Loreak, una producción vasca y modesta, pero efectiva rodada por Jon Garaño y Jose Mari Goenaga, y Regreso a Itaca de Laurent Cantet, quien parece recuperar la forma nuevamente tras unas cuantas decepciones sus últimos años de trabajo.Eso sí, aunque todo parece muy bonito, también ha habido truños como la copa de un pino, de lo que no se libra ningún gran festival. Es el caso de La Desaparición de Eleanor Rigby, con Jessica Chastain y James McAvoy, de la que esperábamos algo más, o la extraña y disparatada Murieron por Encima de sus Posibilidades de Isaki Lacuesta, que parece que va a molar, pero no.A pesar de esas pequeñas discordancias, es innegable que el 62º Festival de Cine de San Sebastián ha sido una de los mejores que hemos vivido en estos últimos años, con un programa de lo más interesante, heterogéneo y de muchísima calidad que nos ha hecho disfrutar del séptimo arte en estado puro. Y sí, acabamos con todas las reservas de cerveza.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista