Revista Sociedad

La nueva estación de metro de L4: Guinardó – Hospital de Sant Pau y la transformación del Hospital de Sant Pau

Publicado el 03 febrero 2010 por Trinitro @trinitro

Hoy se ha inaugurado la nueva estación de metro de L4 de Guinardó – Hospital de Sant Pau, para algunos vecinos del barrio no les parecerá una inauguración o algo significativo ya que la estación siempre ha estado ahí y se ha llamado Guinardó.

Puede parecer que no, pero esta inauguración es la punta de lanza de una gran transformación que ha sufrido el Hospital de Sant Pau. Toda la parte sanitaria se ha trasladado a la parte superior, dejando los edificios modernistas para otro tipo de actividades. El Hospital de Sant Pau era puntero cuando se construyó, con grandes zonas verdes para los convalecientes, una estética preciosa, pero a medida que los recintos hospitalarios tienen más recursos, requieren instalaciones diferentes, se reducen los tiempos de convalecencia en el centro para poder disfrutarlas en nuestros hogares, los quirófanos necesitan más espacio, etc… las viejas instalaciones modernistas se vuelven obsoletas.

Mi madre me explica lo angustioso que fué el vaiven de mi parto, al estar paseándola por unos pasillos subterráneos, algo que formaba parte de otro tiempo y otra forma de organización hospitalaria, no comparable a la relativamente moderna maternidad de la Vall d’Hebron.

El esfuerzo que ha realizado la plantilla del Sant Pau, las tres instituciones miembros del Patronato (Generalitat, Ajuntament de Barcelona y Obispado) para poder realizar el traslado a unos edificios más modernos que lindan con la Ronda del Guinardó. La adaptación y traslado progresivo de unidades y grupos médicos y de investigación sin afectar al servicio a los pacientes seguramente será un caso de estudio de buena gestión del cambio en una institución compleja, grande y con las tensiones de un gran hospital.

El cambio de nombre de la estación, aunque hay un grupo de Facebook de personas en contra, con unas 150 personas (siempre hay un NIMBY para un descosido), no tiene tampoco tanto problema para el barrio. Los que viven por allí ya saben cuál es su estación: la del Guinardó, que ahora es Guinardó i Hospital de Sant Pau. En cambio los usuarios del Hospital y sus familiaries sí que necesitan poder ubicarlo de forma clara, de ahí que el cambio de nombre ayuda a que el Hospital de Sant Pau que dá servicio a barrios de 4 distritos de Barcelona pueda ser fácilmente localizado en la red de metro. Considerando que lo que intentamos y realmente beneficia a los vecinos es que se reduzca el número de vehículos que van al hospital.

Por otro lado, la estación en sí, físicamente ha cambiado. Ahora hay una salida que da directamente al interior del recinto hospitalario y se ha adaptado a personas con movilidad reducida, algo más que razonable en un hospital. Cosa que también y todo hay que decirlo, incluía el PSC de Horta Guinardó en su conjunto de propuestas para el programa de las últimas municipales. También ha incluído la adecuación de un aparcamiento en la entrada norte para quitar presión al barrio del Guinardó el cuál tiene área verde y permitirá que el aparcamiento de los visitantes al Hospital no invada las diversas calles del barrio.

A todo esto el cambio del Hospital de Sant Pau no sólo tiene una componente de servicio al ciudadano mejor, y de mejora de las instalaciones y accesos. El cambio conlleva que el ámbito de patrimonio modernista tenga un uso más adecuado de sus instalaciones. Es en esta parte que se alojan instituciones de carácter diverso: la casa de convalecencia aloja un centro de postgrado de la UAB, y los antiguos pabellones alojan sedes de diversos institutos como el Centro Internacional del Mediterráneo (Barcelona tiene la capitalidad del Mediterráneo otorgada por la Unión de Países del Mediterráneo) y forma uno de los 8 ejes que el alcalde Hereu considera esenciales para la construcción de Barcelona 2020 o el Instituto de la Universidad de las Naciones Unidas. A ello hay que sumarle la nueva sala de conferencias que permite tener un espacio más en el Guinardó (que puede ser utilizado por terceros y no sólo para uso del hospital) para atraer actividades académicas, cívicas, conferencias, debates, etc..

La transformación del Hospital de Sant Pau ha sido silenciosa, ha sido paulatina, pero en pocos años hemos pasado de tener un Hospital constreñido a un diseño de hace más de un siglo a un Hospital moderno, una serie de instituciones integradas en el recinto modernista y una mejora de la conectividad y de los accesos hospitalarios. Sin que se haya pisado ningún callo y sin molestar a los pacientes, y cada vez más, participando de la vida del barrio.


También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Dossier Paperblog

Revista