Magazine

LIBRES, AUNQUE NOS CUESTE LA VIDA. (El Estado contra el Individuo) 4

Publicado el 28 octubre 2020 por Jorge Maqueda @jorgemaqueda

Una cosa queda clara, al menos para mí: no somos felices cuando no somos libres viviendo una vida impuesta y no deseada. Pero para salir de esto primero hay que saberse, y saberse es tan duro como no saberse jamás. Así solo salimos de algo reconociéndolo esealgo como tal, y saberse prisionero, es el único modo de dar el paso a la libertad. Pero para esta lucha no hay consejos, no hay un plano, un libro o instrucciones que seguir, y cada uno debe recorrer por si mismo ese duro camino, que otros intentaran que no recorras. Así empezando por querer, querer la libertad, renunciamos, y renunciamos a todo: al consumo, el lujo y lo innecesario e impuesto enfocándonos en aquello que precisamos para iniciar nuestro caminar, y la mejor forma de hacerlo es tomando una buena conducta pues las buenas acciones son aquellas que fruto de aspiraciones, trascienden a éstas y a la propia existencia. sólo cuando los hombres superan el reino de la necesidad, tanto natural como social, es cuando devienen dueños de sí mismos, libres y liberados. Por el contrario, a una existencia humana desgarrada, alienada, determinada por la dura necesidad, pasado un límite ya no puede exigírsele moralidad o conocimientoalguna, pues liberarse de las cadenas que siempre se cargaron, considerándolas como propias y necesarias, será algo que muchos no soportarán, aceptando su destino y en ello lo que otros quieren que sean, necesitando más aún esas cadenas, las mismas que le aprisionan y dan sentido ahora a su exigua existencia.


Volver a la Portada de Logo Paperblog