Revista Música

Lüger + Disco Las Palmeras¡@El Perro de la parte de atrás del coche (17 de noviembre de 2011)

Publicado el 18 noviembre 2011 por El Primer Disco Era Mejor


Lüger + Disco Las Palmeras¡@El Perro de la parte de atrás del coche (17 de noviembre de 2011)

Foto de otro directo. Carecemos de fotó[email protected].

'Tocan a Dios'
Música sin prejuicios. Llegué tarde. Al más puro estilo tachuelas, llegué tarde para ver a Luger…pero llegué lo suficientemente pronto para corroborar algo que ya sabía, que saben elevar a la categoría de magia el ruido, que sino únicos, son nuevos, que apetecen un montón. Como llegué tarde, voy a hacer un ejercicio de humildad (alejándome del elitista mundo del cronista indie y sus viejos verdes) y voy a rescatar lo que el público comentaba de Luger nada más finalizar su concierto. Lo que viene a ser el titular y, por favor, léase con un marcadísimo acento gallego (o no se entenderá): “tocan a dios”. ¿Se puede decir algo más? Desde el mismo grupo: “había momentos en que no sabía si el sonido estaba bien o estaba mal, pero…”; la ostia, tío, hipnotizan”. Y más “tocan a dios” que me parece una descripción perfecta si hubieseis podido oírla con esa entonación (lo más parecido a cantar)…y, claro, llegar a escuchar lo que escuché yo.
Tocan como si no hubiese mañana, con una guitarra, una batería clásica, otra electrónica (toma redoble), una maquinita de sintes y un bajo. Hacen del ruido un concepto, te dejan medio sordo porque apagan todas las voces y los ruidos pesados de tu cabeza; mientras, transmiten sin tregua.
Alrededor de las once, no sin antes hacer un minucioso chequeo de sonido (sorprendiéndonos Diego al pedir al control que se le elevase la voz) saltan al escenario los Disco Las Palmeras! La formación que conocemos, salvo por el cambio de José Luís por Julián; al principio, los incondicionales, cuanto menos nos intranquilizamos…pronto descubrimos que, a pesar de la valía del primero, no vamos a echarle de menos. Potencia, punk, un ruido preciosista y ¡premio gordo! unas letras tan profundas y bien interpretadas que pronto entendemos la demanda del Sr. Matapadre antes de empezar el show. “Eh tío, también es importante lo que digo”. Segunda reflexión ¿cuántos grupos tan eminentemente noise…además cantan? No demasiados. Durante el concierto me pregunto por qué este grupo no acapara más portadas, after party, Raquel, mánager, rodie y una miembro más de Palmeras a mi entender, me explica que la marcha y sustitución de José Luís por Julián (a la guitarra tuneada con cuerda de bajo, nuevo tanto para la banda) está propiciada, entre otros motivos, por lo duro que resulta al fin y al cabo sobrevivir (apuntar primerizos), por más que “estén pasando cosas”, en este mundo. Y vuelvo a preguntarme por qué, de dónde viene o qué hace falta para obtener una relevancia digna en este país. Recuerdos a los de los álbumes de fotos a diez euros ¿Informe Galicia?
El final de concierto, sin piedad, encadena “A los Indecisos”, introducida por unos benditos arreglos, “La Casa Cuartel” y “Los Economistas”, tema que no se puede cantar en un momento más propicio. Disco Las Palmeras! nos bombardean, sugieren, provocan, te mueven el espíritu y la conciencia. Llevan cuarenta y cinco minutos y aún les queda el bis. Me hacen pensar, oh sacrilegio, en Nirvana. Me incitan rabia, quiero oírles más en la radio, quiero verles más en directo, quiero que acaparen más portadas. Mi atención ya la tienen. Toda. También tocan a dios.
Isabel Moreno

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Dossier Paperblog

Revista