Revista Viajes

[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.

Por Acedera

    A veces cuando se pide consejo a un amigo para visitar por primera vez una ciudad, la respuesta suele ser la misma, después de indicarte dos o tres lugares conocidos te dice aquello de... "pero lo mejor sin duda es perderte sin rumbo por sus calles"... ¿verdad que os ha pasado esto alguna vez?....pues dejadme que os diga que Venecia no es una excepción a esta regla.
  Esta ciudad no se sólo la Plaza de San Marcos, el Palacio Ducal, el Puente de Rialto o la Basílica de San Marcos, Venecia es mucho más, pero lo mejor es sin dudad perderse sin rumbo por sus calles jejeje.
   Pues bien, Venecia está compuesta por 118 islas conectadas entre sí por más de 350 puentes que permiten atravesar los 117 pequeños canales (o ríos como lo llaman ellos) que bañan la ciudad...es decir, un autentico laberinto en donde perderse está garantizado. Pero lo bueno de perderse en Venecia es que está plagada de curiosidades en prácticamente cada esquina y aquí les traigo algunos de sus secretos que oculta en sus callejones y canales...
(Al final de la entrada les dejo un mapa con las localizaciones)
 1.El último puente sin balaustrada de Venecia
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   Situado al final de la Fondamenta San Felice este puente es único en toda la ciudad, ya que al contrario de lo habitual no existe barreras que impidan que te puedas caer al agua en caso de un traspié. Y la verdad es que caer en este agua fría en donde se vierten las aguas residuales de la ciudad no es ninguna alegría, quizás por ello, hoy todos los puentes (salvo este) cuentan con protección.
  Por suerte no es un puente que comunique dos calles, si se fijan va directo a una propiedad privada por lo que no es de transito habitual.
  A decir verdad existe otro puente sin balaustrada pero está en la isla de Torcello.
 2.El relieve que cambió el nombre del  Palacio Mastelli
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.   Enfrente de la Fondamenta Gasparo Contadini hay un precioso Palacio que les llamará la atención por su fachada cargada de detalles orientales. Entre estos detalles destaca este antiguo relieve de un camello que transporta su pesada carga y que se hizo tan popular que los venecianos conocen a este edificio como el Palacio del Camello.
   Según la leyenda este relieve lo mando instalar un comerciante árabe que conoció a una bella doncella en Turquía y se enamoraron al instante. La familia de ella no estaba conforme con la relación así que el comerciante la dijo que si algún día decidía escaparse que fuese a Venecia y le buscara, y para que supiera en qué casa vivía instalaría un relieve con un camello y un mercader. Por lo visto un día la chica apareció en Venecia y logró encontrar a su amante con quien viviría para siempre.
   En realidad este Palacio se llama Mastelli por ser el apellido de los tres hermanos árabes que instalaron aquí la sede de su negocio en el 1.112. Los tres hermanos se llamaban Rioba, Afani y Sandi Mastelli y por lo visto tuvieron tanto éxito en sus negocios que según cuentan atesoraban arcas repletas de oro y plata en su Palacio.
   No sabemos si en realidad la cosa les fue tan bien o no, pero lo cierto es que al menos si que tuvieron una gran influencia en la ciudad y hoy en día podemos pasear por la calle del Moro, la Fondamenta del Moro o el Campo del Moro en donde podemos ver tres estatuas de los tres hermanos, siendo una de ella nuestra siguiente protagonista...
 3.La estatua del tonto del pueblo.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
     Dicen que los Mastelli llegaron a ser tan ricos y tan codiciosos que acabaron transformados en estatuas cuando intentaron estafar a una anciana que en realidad era Santa Magdalena. Lo cierto es que en el Campo de los Moros podemos ver no tres, sino cuatro estatuas, la de los tres hermanos Mastelli y esta que pueden ver en la imagen que por lo visto era un tal Antonio Rioba, un fiel servidor de los Mastelli  que sería el conductor que podemos ver en el relieve del camello y que el pobre tampoco se libró de la maldición de convertirse en piedra.
   Por si fuera poco, acabo convertido en una de las estatuas parlantes de Venecia, es decir el equivalente al Pasquino de Roma, una estatua objeto de las burlas del pueblo donde pegaban notas satíricas contra la nobleza y políticos en un tiempo donde estaba prohibida esas manifestaciones públicas. Su fama fue tal que incluso surgió un diario satírico en  1848 llamado La sombra del Sr Antonio Rioba.
   También usaron este personaje para gastar bromas "pesadas" a los transportistas de la época ya que algunos venecianos se burlaba de los porteadores enviando pesados paquetes a nombre del "Señor Antonio Rioba" y cuando llegaban hasta aquí con la carga se daban cuenta que el Señor Rioba no les iba a atender.
 
   No acaban aquí las desgracias para esta estatua ya que en el siglo XIX perdió su nariz de piedra y provisionalmente le pusieron una de hierro. Hoy en día la nariz de hierro todavía sigue ahí y encima se ha difundido la leyenda de que frotarla atrae la buena suerte.
  Para rematar su mala suerte, en el 2010 la estatua fue decapitada, por suerte la cabeza apareció a los tres días y la colocaron de nuevo en su lugar, aunque eso sí, no arreglaron su nariz.
 4.La otra estatua del tonto del pueblo
 Junto con la de Antonio Rioba existe en Venecia otra estatua parlante, es el llamado "Gobbo di Rialto", es decir, El Jorobado de Rialto.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   Realmente es fácil averiguar porque le llaman El Jorobado y es que esa postura no debe ser muy buena para la espalda. En realidad el jorobado está sosteniendo una breve escalera a las que se subían los heraldos para leer las condenas delante de todo el pueblo.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   Durante la Edad Media a los ladrones los condenaban a correr desnudos desde la plaza de San Marcos hasta este lugar y lo peor era que por el camino eran abucheados, insultados y apaleados por el pueblo...¿os recuerda a algo?...me imagino a la Reina Cersei de Juego de Tronos pasando por aquí...
&version;

   La tortura acababa a los pies del Jorobado, así que es fácil adivinar la cara de felicidad que se les quedaba cuando llegaban hasta ella, hasta el punto de que más de uno terminaba besando la estatua.
   No sería hasta el siglo XVI cuando la estatua fue usada como pasquino y lo cierto es que se convirtió en un personaje famoso en Venecia, de hecho incluso algunas notas las firmaba el propio Gobbo.
   Imaginen que fama alcanzó que incluso llegó a oídos del mismísmo Shakespeare, que se inspiró en la estatua para crear a su personaje Launcelot Gobbo del "El mercader de Venecia".
 5. El puente de las Tetas
   Venecia es una ciudad que te sorprende en cada esquina y sino me creen, atentos a la historia que oculta este puente.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   Porque este es el conocido "puente de las tetas" y si piensan que se llama así porque en esta zona las señoritas solían enseñar sus pechos a los gondoleros que pasaban por debajo....¡pues acertarán!...o casi.
   Verán ustedes, en el siglo XV se impuso en la ciudad una moda exótica llegada desde Oriente...la sodomía entre hombres. La cosa llegó a tal punto que las autoridades pensaron que la mejor solución para devolver a sus hombres a la rectitud cristiana era obligar a las prostitutas a "lucir su mercancía" en los alrededores de este puente. Por lo visto preferían que los hombres cometieran un pecado menor como es la infidelidad a el terrible pecado de la homosexualidad....
   A las prostituta la idea no les pareció mal del todo (algunos aseguran que fueron ellas las que lo propusieron) ya que al fin y al cabo se trataba de conseguir clientes en una ciudad por otro lado con muchísima competencia donde llegaron a contabilizarse mas de 11.600 prostitutas....es decir hasta un quinto de la ciudad...sencillamente increíble.
6. La incredulidad del pueblo y el puente de Rialto.
   El puente de Rialto es sin lugar a dudas el más famoso de todos los de Venecia y el primero que cruzó el Gran Canal. Hoy en día es uno de los emblemas de la ciudad pero su historia es de lo más curiosa.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   Veréis, al principio había en este lugar un puente flotante pero ya en 1250 el trafico fluvial aumentó tanto que decidieron construir uno de madera. El problema de los puentes de madera es que se incendian con relativa facilidad, hay peligro de derrumbe (de hecho se derrumbó hasta en dos ocasiones) y son muy costoso de mantener, tanto es así que se crearon dos hileras de comercio encima del puente para poder sufragar los gastos con impuestos a esas tiendas.
   Por ello ya en 1503 decidieron construir uno en piedra....pero claro, una cosa es decirlo y otra muy distinta hacerlo en aquella época, y fueron numeroso los proyectos que se presentaron para lograr la hazaña, entre otros incluso del propio Miguel Ángel.
   Finalmente fue Antonio Da Ponte (parece que estaba predestinado con ese apellido) quien se llevaría el gato al agua ya que aprobaron su proyecto basado en un diseño "sencillo" imitando al anterior puente de madera manteniendo incluso las tiendas, pero digo "sencillo" entre comillas porque muy pocos pensaban en aquel momento que el puente se pudiese construir y de hecho alguno afirmó que: "lo terminarán cuando me crezcan tres piernas"...
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   ...aunque también hay quien dice que en realidad lo que dijo fue ... "lo terminarán cuando me salgan uñas en la...(ya se lo imaginan ustedes)".
   Hay quien llevó la duda todavía más lejos y afirmaba que: "el día en que lo terminen me quemo mis partes"...
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.
   ....y es que algunos famosos arquitectos dudaron de la construcción y fiabilidad del puente de Rialto así que no es de extrañar que el ciudadano de a pié fuese tan reticente.
   Incluso hay una leyenda que cuenta como un trozo del puente se derrumbaba todas las noches hicieran lo que hicieran los obreros. El capataz de la obra sospechando, que algo ocurría decidió vigilar una noche entera y descubrió que era el mismo diablo quien lo derrumbaba, y este le dijo al capataz que el puente sólo se terminaría a cambio del alma de la primera persona que lo atravesase.
   El capataz aceptó el trato ya que pensaba engañar al diablo a la mañana siguiente haciendo atravesar el puente a un animal (hay quien dice que era un gato, otros que un perro), pero más sabe el diablo por viejo que por diabloy haciéndose pasar por un albañil fue a primera hora de la mañana a casa del capataz y le dijo su esposa, que estaba embarazada, que su marido la llamaba urgentemente a la obra porque quería hablar con ella. La esposa obedeció y a la mañana siguiente su niño nació muerto y ella lo haría pocos días después.
   A partir de ese entonce muchas noches se escuchaba llorar un niño en el puente, hasta que una noche un gondolero que pasaba por debajo le pareció escuchar un estornudo. Aunque no vio a nadie dijo ¡Jesús! y de esta forma liberó el alma del niño.... 
7. La curiosa proa de las góndolas.
[Nuevo en el post]: Venecia: 7 curiosidades y secretos de la ciudad de los canales.   Las góndolas venecianas tienen una proa que suele termina en una pieza de hierro que es igual muchas de ellas. Esta pieza sirve para evitar daños en la embarcación y también como contrapeso del gondolero que se sitúa de pie en el otro extremo, pero lo que muchos turistas ignoran es que esta pieza también está cargada de simbolismo patrio.
    Para empezar la forma curvada "2" de esta pieza de hierro representa la forma del Gran Canal. Por otro lado Venecia está divida en seis barrios o distritos llamados sestieri y si se fijan verán seis pestañas que sobresalen en la parte delantera de la góndola representando cada una a un sestiere. De arriba a abajo serían San Marcos, San Polo, Santa Croce, Castello, Dorsoduro y Cannaregio
   No acaba aquí la cosa ya que entre las seis pestañas pueden ver tres adornos que representan las islas de Murano, Burano y Torcello y la pestaña que surge hacia atrás sería la vecina isla de Giudecca.
   Por último, el arco que forma la primera pestaña y la pieza superior representa el puente de Rialto y finalmente esa misma pieza superior sería el gorro del Dux. Curioso ¿verdad?
   Os dejo el mapa con las localizaciones

  Arriverdeci....

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista