Revista Coaching

Qué hacer cuando eres la oveja negra de tu familia

Por Cleverkats
Quizá te ha pasado que eres una persona con gustos e intereses muy distintos a las personas con las que vives, te parece un poco injusto porque tú aspiras a gastar tu dinero en viajes, en tener ese perrito de compañero o en estudiar teatro, y ya estás cansado que tu familia te mire como un caso perdido porque tus sueños no parecen tener el mismo "valor" que los del resto (cualquiera que sea la diferencia entre tus sueños y los del resto de tu familia).
Antes que nada, déjame decirte que no estás solo/sola, hay muchas personas que se sienten igual que tú, que quisieran o no ser más parecidos a sus familias, o que por último sus familias fueran más parecidos a ellos... sin embargo, esto no tiene por qué tener una connotación negativa. Luego de muchos años siendo la persona "diferente" en casa, me di cuenta que el que yo sea tan distinta a mi familia, es lo que finalmente hacía que ellos quieran siempre estar cerca mío.
A pesar que siempre he adoptado mascotas en contra de la voluntad de mi madre, ni hablar hubiera estudiado ingeniería como quería mi padre, y tuve que soportar el bullying de una hermana que siempre era primer puesto en todo, puedo decir que mi originalidad dentro de mi familia al final es lo que hacía más entrenido nuestro vivir, todo radica en cómo enfrentamos el problema.
Hace ya varios años que decidí no ser más la oveja negra de la familia, y decidí ser la oveja rosada :) después de todo debo decir que sí somos diferentes, y no tenemos tantos intereses en común, pero finalmente esas diferencias también pueden acercarte a quienes te rodean, todo es cuestión de actitud.
El que quiere puede! :)
Qué hacer cuando eres la oveja negra de tu familia

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas