Revista Ciclismo

Quiero mejorar: diez puntos claves para ser un ciclista mejor (I)

Por Rafael @merkabici

 

Este va a ser el año. El año en que dejes de quedarte subiendo hasta los puentes. El año en que no vayas en tu club con el gancho puesto incluso antes de salir de la ciudad, que no haces más que sufrir y ya estás cansado. El año en que al fin puedas ver el precioso paisaje que algunos dicen que hay en ese puerto que subes cada fin de semana echando los higadillos por la boca, y que tu nunca puedes disfrutar porque, realmente, vas tan ciego que ni lo ves. ¿El mar, dónde está el mar? Este va a ser el año en que seas un mejor ciclista. Prometido. Pero, ¿cómo? ¿Quieres tener algunos criterios básicos que te van a ayudar a mejorar como ciclista? ¿Qué tal un decálogo? La verdad es que desde hace miles de años los decálogos están bastante de moda en cuanto a lo de imponer normas básicas, así que por uno más que exista. Ok, aquí va nuestro decálogo sobre las cosas que tienes que hacer para ser un mejor ciclista. Eso sí, nosotros la resumimos en una sola…disfruta sobre tu bicicleta, amigo…

 

1. Objetividad

Vale, igual esto es lo más complicado de todo. Más complicado que los madrugones para entrenar, más complicado que mojarte bajo la lluvia cuando tienes ganas de estar calentito en casa, más complicado que el ir siempre un poco más allá. Objetividad. En otras palabras que no te pongas retos que no estás preparado para afrontar en este momento. Igual hablamos de velocidad, o de distancia o de ese puerto extremo que tienes entre ceja y ceja. Nunca te rindas antes de intentarlo, pero jamás bases todo tu entrenamiento, todos tus intentos de ser mejor ciclista, en algo que objetivamente no entra dentro de tus posibilidades actuales como cicloturista…

2

2. Paciencia

Vale, esto es también bastante complicado, es lo de andar antes de correr, lo de no querer saltarnos etapas intermedias, lo de no tener sentido los grandes atracones. Paciencia, amigo, paciencia. Paciencia en tu entrenamiento, donde siempre tienes que ir a la velocidad que puedas y te sea más favorable para ir agregando posibilidades a tus piernas. Y paciencia, sobre todo, entre entrenamiento y entrenamiento, paciencia para ver que ese pequeño adelanto que ves en tu forma es suficiente, y que no por ponerte nervioso vas a conseguir que crezca más rápido. Paciencia, paciencia.

 

3. Confianza

No dejes que nada mine tu propia confianza en ti mismo. Puedes hacer lo que quieras, tan solo tienes que ser realista con los plazos y tus propias posibilidades. Abandonar en mitad de una subida especialmente dura no tiene que dejarte marcado para el resto de tu temporada, sino que debe suponer un acicate para que hagas las cosas de otra forma y tengas un resultado mucho mejor la próxima vez que acudas al mismo lugar. La confianza es la clave de un correcto entrenamiento tanto para los profesionales como para los globerillos como tú o como yo, así que no debes dejar que nada ni nadie te la arranque.

unnamed

4. Principios

Sigue unos principios de entrenamiento claros que no mantengas a rajatabla y que nunca puedas dejar atrás. Ser un ciclista con principios supone saber qué queremos, en qué momento lo queremos y cómo vamos a conseguir lograrlo. Ser un ciclista con principios es no rendirnos nunca. Ser un ciclista con principios es convencernos de que el entrenamiento de los profesionales es para profesionales y el nuestro debe de ser diferente.

 

Mañana te acabamos de dar las diez claves para convertirte en un ciclista mejor…pero recuerda siempre nuestra primera de todas: diviértete encima de la bicicleta.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas