Revista Salud y Bienestar

Viviendas verdes en la lucha contra el cambio climático

Por Fat
La organización ecologista WWF ha presentado un informe para demostrar que se puede reducir el consumo de energía y las emisiones de CO2 con una política de rehabilitación energética de edificios más dinámica y activa.
La organización defiende que la rehabilitación es la mejor manera de reducir las emisiones del sector residencial. Pero también subraya que, mejorando en profundidad el aislamiento de sus viviendas, los ciudadanos podrían ahorrar hasta un 85% en sus facturas energéticas.
En el conjunto de la Unión Europea, los edificios residenciales y comerciales concentran el 40% del consumo total de energía y el 36% de las emisiones de dióxido de carbono. Existe en la actualidad un amplio consenso sobre la importancia estratégica de los edificios con el fin de alcanzar los objetivos comunitarios para 2020 del 20% de ahorro energético y del 30% de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero.
WWF considera que las políticas actuales de eficiencia energética y de vivienda no son suficientes para lograr reducciones permanentes y significativas para el sector residencial hasta 2020. Con este programa señala la importancia de impulsar un paquete de políticas de apoyo a la rehabilitación energética de edificios, y garantizar su cumplimiento.
Para ello, es imprescindible renovar entre medio millón y un millón de viviendas al año. Afirman que, de aplicarse esta reducción, se dejarían de emitir, de media, 8,7 millones de toneladas de CO2 al año y se ahorrarían 2.312 millones de euros anuales.
-Compromisos europeos
WWF, en colaboración con ETRES Consultores, ha presentado el informe "Potencial de ahorro energético y de reducción de emisiones de CO2 del parque residencial existente en España en 2020". El objetivo es analizar el potencial de ahorro de energía y de reducción de emisiones del sector para cumplir los compromisos europeos de lucha contra el cambio climático.
La organización pide que se establezca para esta fecha un objetivo vinculante a nivel nacional para renovar en profundidad el parque de viviendas existente, dirigido a reducir el consumo de energía final en, al menos, un 30% con respecto a la situación de 2008.
Para alcanzar este objetivo, WWF sostiene que se debe priorizar la mejora del aislamiento térmico de los edificios, con criterios mucho más exigentes que los recogidos por la normativa actual. Aseguran que, de no hacerlo así, medidas como modernizar las instalaciones de las viviendas o incorporar energías renovables presentan unos efectos muy limitados sobre la mejora integral del sector.
Con este informe, la organización quiere demostrar cómo, a través de una política de rehabilitación energética más dinámica y activa, se puede reducir de forma significativa el consumo de energía de la edificación, y al mismo tiempo, contribuir a la creación de empleo (unos 390.000, según datos de CCOO).
Por último, la organización insiste en la necesidad de aumentar las ayudas disponibles para abordar los costes de inversión de las obras de rehabilitación y alcanzar los objetivos de renovación del parque existente. También pide que se refuercen los requisitos energéticos de la normativa española sobre edificación, que se incorporen criterios de rehabilitación energética cuando se concedan las licencias municipales de renovación de edificios y que se desarrollen programas de concienciación ciudadana para dar a conocer los beneficios de estas reformas con criterios de eficiencia energética.
**Agencias

Volver a la Portada de Logo Paperblog