Revista Cine

Diario de a bordo: We are from Barcelona

Por Cartas A 1985 @AntonCruces

Estimado Capitán:

Son tiempos de barbarie. Tiempos de una guerra cruenta que no lleva a ningún destino. Los lechones han nacido en Galicia y esta mañana se sienten más barceloneses que nunca. Aún son pequeños para entender lo que les digo y me miran con sus ojos atentos y sonríen.  Sonríen, porque se sienten seguros. ¡Qué privilegio! Que lo disfruten.

¿Cómo combatir atropellos y apuñalamientos masivos?

No se puede. Los caminos del terror son inescrutables. Cuando todo vale nada es efectivo, pero nos queda nuestra actitud. Lloremos a las víctimas a lagrima batiente y abracemos a los nuestros.

Diario de a bordo: We are from Barcelona Ahora toca mirar hacia adelante. Las Ramblas están llenas de nuevo. Barcelona seguirá siendo un crisol. Siempre nos quedará París. Y Estocolmo. Y Londres.

Mientras unos politizan y otros se ensañan lo que debería hacer el ciudadano medio es informarse sobre las causas que nos han llevado esta carnicería. Informarse de verdad, no en Internet. Ya que vamos a opinar llenos de razón por lo menos hacerlo con criterio. Por ejemplo, un libro. Si lee usted las cincuenta primeras páginas sabrá más de este tema que el 90% de la población.

Objetivo Califato Universal

La otra opción es el MARCA.

Verá Capitán, hay que tener cuidado con lo que se lee igual que con lo que se come. En Internet hay de todo. Es como un gran mercado solo que además de buena comida se vende comida basura, comida caducada, etc. Ojo con las fuentes, de manera especial en Facebook.

Y con esto que le voy a contar ahora, Capitán, va a flipar. Hay gente humana (no vinculada con el mundo de la información) que se dedica en medio de la matanza de sus semejantes a sacar su móvil y grabar a la gente muerta, despedazada, moribunda y agonizante. No ponga esa cara que es verdad. Ya, ya lo sé. Las palabras castellanas que definen tal comportamiento son varias: insensible, estúpido, tonto, lelo, memo, majadero, cretino, necio, insensato, borrico, papanatas o analfabestia entre otras. Pero la palabra que reúne a todas las demás es: GILIPOLLAS. Creo que sería una buena idea que estas personas pagarán con la cárcel ese afán de protagonismo tan mezquino y falto de empatía. Lo dejo ahí a modo de sugerencia.

En Betanzos, Sidney, Lima, Madrid, Niza, Osaka, Santander, Estocolmo, Milano, Chicago, Marín, Quito, Dublín, Pontevedra, Toronto…Todos somos de Barcelona.

Y recuerde: Fan més fressa dos que cridin que cent que callin.

We are from Barcelona.

¡Saludos Capitán!


Diario de a bordo: We are from Barcelona

Volver a la Portada de Logo Paperblog