Revista Cine

10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas

Publicado el 20 junio 2010 por Lapalomitamecanica
 
Porque Tarantino no puede salvarlos a todos. 
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Hay decisiones que condicionan la vida de un actor o director de forma irrevocable y por mucho que se esfuerce jamás será capaz de librarse de ese estigma. El caso más sonado es el de Michael Cimino y su Puerta hacia el cielo pero el panorama hollywodiense de los últimos años está lleno de ejemplos similares. 
No hay una ciencia exacta para esclarecer los elementos concretos que suelen precipitar la caida en desgracia de un gran nombre ya que por ejemplo Nicolas Cage sigue haciendo películas como churros tras Ghost Rider y no pasa nada. Pero dichos batacazos suelen ir unidos a una gran decepción ante unas expectativas exageradamente altas aunque en ocasiones son sólo el resultado de una película mala con ganas. Lo peor se sucede cuando a esos fracasos se les suma un escándalo en la vida privada de sus protagonistas y si no que se lo pregunten a Mickey Rourke o Tom Cruise
Menos mal que el auge de la difusión cultural que permiten las nuevas tecnologías ha generado una creciente ola nostálgica por todo lo que huela a éxito del pasado y posibilita que frikazos como Tarantino tengan los medios para rescatar a quién le venga en gana, pero como ya reza el subtítulo ni el director de Pulp Fiction puede con todos, y es que hay errores que no se perdonan.
10. Mensajero del futuro. (The Postman, 1997)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Confieso que esta cinta me pilló bastante joven y la vi años después de su estreno un día tonto de videoclub. "Mensajero del futuro, con Kevin Costner empuñando un arma en la carátula. Suena a ciencia ficción épica. ¿Cómo no la he visto antes?" Pensé. El problema fue que en aquella época aún no prestaba interés a los títulos originales de las películas, que por si no os habéis dado cuenta en este caso es The postman (El cartero). Y de eso va la película, de como un cartero consigue revitalizar a unos divididos Estados Unidos tras un apocalipsis.
Pero que la historia pareciera sacada de un panfleto patriótico no fue realmente la causa de su fracaso, sino que el Costner-director no puso ningún límite al Coster-actor y se regaló un video-book de casi 3 horas donde interpretaba al primer vaquero del futuro con la barba perfectamente perfilada. Si algún día una Comisión de Investigación indaga en el tópico del "pequeño Timmy" seguramente encuentre su origen en esta cinta y en Los Simpsons , donde precisamente se meten con Mensajero del futuro en uno de los mejores capítulos de las primeras temporadas.
Que justo sus películas anteriores fueran Tin Cup y Waterworld no ayudó a sobrellevar el pinchazo del nuevo y esperado trabajo como realizador tras el éxito de Bailando con lobos y Costner se tiró 2 años sin participar en una película después de esto. Y de lo que ha hecho después apenas se salvan Mr. Brooks y su último intento como director, Open Range.
9. Showtime. (2002)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Cuando lo has hecho todo y no te queda nada por demostrar pueden pasar dos cosas: que quedes relegado a secundarios de lujo y ocasionales protagonistas "caramelo" como le ha pasado a Michael Caine o que decidas sacar todo el rendimiento económico posible a tu nombre como marca comercial.
Tras el éxito de las comedias Una terapia peligrosa y Los padres de ella Robert DeNiro empezó a ver el DiNero fácil y pensó que una comedia de policías con Eddie Murphy iba a reventar las taquillas de medio mundo. Lo que reventó fue el prestigio del actor que durante los años sucesivos se embarcó en desastres como las secuelas de las comedias arriba señaladas o los thrillers El Enviado y El Escóndite hasta tocar fondo definitivamente con Asesinato Justo. ¿Logrará Scorsese salvarle en el biopic de Sinatra?
8. Sigue la fiebre (Staying Alive,1983)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
¿Cuál es la vía más rápida para hundir tu carrera? Aparecer medio desnudo embadurnado en aceite en una película dirigida por un Stallone crecido trás el éxito de Rocky II y III (que se dirigían solas). De esta forma tiró por tierra John Travolta todos los méritos conseguidos con Grease y Fiebre del Sábado Noche hasta que un tal Tarantino le rescató del reducto de comedias bineuronales para el que había quedado relegado. (Sigue en el puesto 5)
7. Embrujada. (Bewitched, 2005)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Con la buena racha que cogió Nicole Kidman tras su divorcio de Tom Cruise encandenando Las Horas, Dogville y Reencarnación, la actriz pronto se vió abrumada por los enormes cheques que no paraban de llegar a su mesa y no supo ser selectiva en sus trabajos.
Como resultado acabó sepultada por un montón de mierda del que esta Embrujada es su máximo exponente. La adaptación de la mítica serie familiar no daba ni para llevar a un ligue tonto al cine y las ganas de quemar corderitos que provoca Will Ferrell (por lo menos a un servidor) salto a la Kidman maldiciéndola hasta la fecha. Y aunque tampoco ha vuelto a intervenir en proyectos tan desastrosos, Invasión, La Brújula Dorada, Australia o Nine han venido confirmando que la estrella de la australiana se ha apagado definitivamente.
6. Enemigos: Ecks vs Sever. (Ballistic: Ecks vs Sever, 2002)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Aún recuerdo cuando Banderas conquistó Hollywood sin necesidad de tener un Oscar bajo el brazo. Desperado, La máscara del Zorro o Spy Kids 1 fueron éxitos indiscutibles que nos hacían sentirnos orgullosos de que un malagueño se codeara con las grandes estrellas del celuloide. Pero fue encadenar Enemigos con las desastrosas secuelas El mexicano, Spy Kids 3D y La Leyenda del Zorro e irse todo al carajo.
La cinta coprotagonizada por Lucy Liu no tuvo tanta repercusión negativa por estos lares ya que pasó casi desapercibida pero en Estados Unidos suele aparecer en los rankings de las peores películas de la historia e incluso está considerada como la peor de la década para la prestigiosa web Rottentomatoes. ¿Y después? Pues a vivir de las rentas del Gato con Botas y a galopar por las televisiones españolas.
5. Campo de batalla: la tierra. (Battlefield Earth, 2000)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Cuando hablamos de la resurreción de Travolta gracias a Pulp Fiction tampoco es que el actor se disputara papeles con Tom Hanks en los años posteriores pero si que logró recuperar el estatus suficiente como para protagonizar correctos vehículos de lucimiento como La hija del general o Cara a Cara alternados con algún peliculón aislado como Primary Colors y Cómo Conquistar Hollywood.
Tan confiado se encontraba el actor que pensó que no pasaría nada por colgarse unas rastas tamaño Espinete y ejercer de malo tipo Power-Ranger en Campo de batalla: la tierra. Uno de los desastres taquilleros y críticos más sonados de la historia. A partir de ahí fue todo cuesta abajo hasta llegar al punto de Cerdos Salvajes y Dos canguros muy maduros. ¿Y qué pasó con su protagonista Barry Pepper? Tras lucirse en Salvar al soldado Ryan está fue la gran oportunidad del actor para saltar al estrellato. Para que os hagáis una idea uno de sus últimos trabajos fue poner voz al último Call of Duty. También participó en 2002 en la magistral La última noche de Spike Lee. Pero nadie se acuerda.
4. El número 23.  (The numer 23, 2007)
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Desde comienzos de siglo la carrera de Jim Carrey atravesaba un momento extraño. El actor se cansó de ser un valor seguro para la taquilla en comedias desenfadadas y se empeñó en demostrar su vis dramática con bastante acierto en El Show de Truman, The Majestic o ¡Olvídate de mi!, por la que fue finalmente nominado al Oscar. Pero esas películas estaban lejos de reportar los mismos beneficios económicos que éxitos pasados como Mentiroso Compulsivo y el actor se dispuso a volver a la comedia familiar con Dick y Jane, ladrones de risa, y en efecto, logró robar todas las carcajas del mundo hasta el punto de que no quedó ni una para el estreno de la cinta. 
Con lo que a nadie le sorprendió el fracaso de El número 23, que vino a confirmar que la carrera de Carrey estaba en un momento más inestable que los abdominales de Barney Gumble. La cinta resultó ser un thriller alucinógeno bastante tramposo en la que ni siquiera la correcta labor del actor pudo salvarse y desde entonces Carrey sólo se ha dejado ver en otra comedieta como Dí que sí y en I love you Phillip Morris, una cinta de género inclasificable que lleva 2 años rodada y que aún nadie se ha atrevido a estrenar. 
El bueno de Jim también ha prestado su voz a la espléndida cinta de animación Horton y -capturas de movimiento incluidas- a Un cuento de navidad, que con su fracaso ha precipitado el cierre del estudio de animación digital de su director Robert Zemeckis. Menos mal que dijo que no a las secuelas de Dos Tontos Muy Tontos y La Máscara.
3. Batman Forever (1995). 
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Resulta curioso comprobar como 3 de las estrellas caídas en desgracia que ilustran este artículo compartieron reparto en este engendro salido del peor viaje de setas de Joel Schumacher. El realizador intentó continuar con la estética de barraca del terror que tan bien implementó Tim Burton al personaje y le salió un arma de tortura con la que muchas madres amenazan hoy en día a los niños que no se quieren terminar su plato de espinacas. "Si no te comes las espinacas te saldrán pezones como a Batman" me decía la mía.
Y mira que lo tenía difícil Val Kilmer para arruinar su carrera. En su filmografía brillaban clásicos como Top Gun, Willow o Amor a Quemarropa además de haber salido más que airoso tras dar vida al mismísimo Jim Morrison en la película de The Doors que hizo Oliver Stone. Tras la experiencia murciélaga vinieron decenas de estrenos directos a videoclub y 200 hamburguesas diarias (foto abajo). En estos 15 años sólo ha participado en una buena película: Kiss Kiss Bang Bang, y creo que aún se está recuperando del esfuerzo.
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
2. Jersey Girl (2004).
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Tras el pelotazo de Armageddon y la reputación conseguida con El indomable Will Hunting Hollywood se rindió ante Ben Affleck al igual que lo hizo con Matt Damon. Pero si hay dos formas más diferentes de gestionar una carrera que baje Alanis Morrissette y lo vea. Mientras uno aprovechó la oportunidad para trabajar junto a Steven Spielberg o Robert Redford el otro compartía reparto con Jennifer López o Ron Jeremy (si, en serio). 
Aún así la industria siguió apoyando a Affleck y le ofreció caramelos como Pearl Harbour, que fracasó por circunstancias ajenas al actor (porque era mierda seca básicamente) o la resurrección de la saga de Jack Ryan en la dignísima Pánico nuclear, que también se saldó con un resultado taquillero bastante discreto. Por eso cuando encadenó Daredevil, Gigli, Paychek  y finalmente esta Jersey Girl los mandamases  del mundillo dejaron de tenderle oportunidades (aunque también podrían haberlo sacrificado directamente). Pero como Affleck no tiene un pelo de tonto no tardó en darse cuenta de que no iban a ofrecerle más protagonistas jugosos y decidió montárselo por su cuenta dirigiendo Adios, Pequeña, Adios con más éxito del que nadie hubiera imaginado. Ahora prepara su segunda película como realizador en The Town.
Jersey Girl también fue la responsable de que se empezara a poner en duda el talento del antaño joven prodigio Kevin Smith, aunque en Dogma muchos ya vieron - yo desde luego que no- al realizador acomodado en los chistes fáciles en lo que se ha convertido hoy en día. ¿Y Liv Tyler? Pues eso.
1. Catwoman (2004).
10 películas que hundieron las carreras de sus protagonistas
Lo de Halle Berry es el auge y posterior caída más rápido de la historia. Recién descubierta para el gran público en X-men y Operación Sowrdfish (ambas del año 2000) no tardó en ganar el Oscar en la ceremonia mas infame que recuerda un servidor (si, aquella en la que arrasó Una mente maravillosa y de la que echamos pestes habitualmente) por Monster´s ball (2001), donde además los que brillaban eran Heath Ledger y Billy Bob Thornton. De poco le sirvió ya que no tardó en echar todo por tierra con sus proyectos inmediatamente posteriores
Al igual que la Kidman, Berry se vió abrumada por cientos de ofertas y acabó tirando por el lado más comercial. Su rol más conseguido fue el de chica Bond en la cinta 007 más flipada de todas (y ya es decir), Muere otro día,  aunque fue un papel por el que ya había firmado antes del Oscar y en torno al que hubo una pequeña polémica debido al bajo salario que percibió. A esta le siguió el chusquero thriller de terror Gothika, donde la actriz afroamericana compartió cartel con un pre-resucitado Robert Downey Jr, y finalmente Catwoman, un engendro de esos de los que hacen historia.
Para empezar, el villano obtiene sus poderes gracias a una crema hidratante y encima está interpretado por una Sharon Stone en pleno flashforward de Instinto Básico 2, vamos, infumable. El ridículo y poco práctico traje de la heroína asemejaba más a la actriz a una stripper que a un superhéroe y para colmo el chico de la función era el inefable Benjamin Bratt. Y todo pasando por alto que el personaje le pegaba a Berry tanto como Hulk a Edward Nort...ah espera que eso no quedó tan mal.
Esta película no sólo hundió la carrera de la actriz sino que supuso una sentencia de muerte para el director francés Pitof, que tras sorprendernos a todos con su debut Vidoq se atrevió a dar el salto a Hollywood con Catwoman...y ahí se quedó. Su mejor trabajo desde entonces ha sido dirigir un episodio de la serie Cáprica, que además huele a cancelación inminente que tirá para atrás por mucho que Scy-fy siga afirmando que apuesta por ella. Por su parte Berry intentó redimirse hace 3 años regalándonos su mejor trabajo junto a Benicio del Toro en la desgarradora Cosas que Perdimos en el Fuego (foto arriba), pero la sombra de la mujer-gato aún queda demasiado cercana y todos miraron para otro lado.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista