Revista Opinión

Aborto en canal

Publicado el 22 noviembre 2013 por Alchavida
En Alburquerque, Nuevo México, Estados Unidos, una clínica se ha especializado en abortos tardíos. Una cámara oculta se ha colado dentro, y ha grabado la siguiente conversación, de la que ofrezco la trancripción:
00.31 (Recepcionista, quien explica que el procedimiento abarca una semana.) Serán 8.000 dólares. ¿Sigue sentada en su silla? [Risas] Y cada semana de más que dure el proceso, serían 1.000 dólares más.
00.57 (Consejera) Está usted de 27 semanas, 6 meses de embarazo.
1.06 (Consejera) Sí, está desarrollado. En términos de supervivencia, tendría dificultades y necesitaría asistencia en una incubadora. Pasaría un tiempo en el hospital antes de que pudieses llevártelo a casa.
1.37 (Abortera [doctora Carmen Landau, becada en Cuba]) Día uno. Le ponemos una inyección para que su corazón deje de latir, ¿ok?
2.06 (Consejera) Se le inserta [la aguja que succionará el cerebro para facilitar la salida del feto] en la base del cráneo.
(Madre) ¿Y él siente algo?
[El vídeo de Live Action introduce un cuadro donde se explica que todos los mecanismos que permiten al feto sentir dolor están desarrollados no más tarde de las 20 semanas.]
(Consejera) Eh, verás, no estoy... no estoy segura. Hum... Sería, bueno... No lo creo... No sé si está lo bastante desarrollado para sentirlo... Podría ser... ¿Esa idea te molesta?
(Madre) Sí, un poco, supongo. ¿Y a ti?
(Consejera) [Risas] Eh, bueno... creo que es... eh... necesario para el procedimiento, y en última instancia... eh... es más seguro y la forma más humana de hacerlo. Porque... eh... no podemos dar a luz un niño... vivo. [Risas]
(Madre) O sea, que es como tener un niño... pero un niño muerto.
(Consejera) Un "stillborn".
(Madre) ¿Qué es un "stillborn"?
(Consejera) "Stillborn" es un niño muerto.
3.10 (Madre, a la abortera) ¿Ha hecho usted esto antes con personas en mi si[tuación]?
(Abortera) Sí, montones de veces.
(Madre) Lo ha hecho montones de veces...
(Abortera) Sí.
(Madre) Ok.
(Abortera) Sí, sí. Vienen personas de todo el país y de todo el mundo a nuestra clínica, porque en la mayor parte de los sitios no puedes conseguir un aborto de más de 24 semanas. Así que vemos mucha gente que están realmente muy avanzadas en su embarazo. Las leyes de Nuevo México no ponen muchas pegas.

Parece una escena de película de los hermanos Cohen, de un cinismo atroz, pero es real, aborto sin eufemismos, aborto en estado puro.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista