Revista Motor

Baúl inmenso, siesta asegurada

Por Archivo De Autos
Nunca dormí una siesta en el baúl de un Valiant III, pero si en el asiento trasero. Y no solo del III sino que también en el IV. Claro era un niño en aquellos años de mediados de la década del sesenta. Para mí el asiento trasero era mi cama “king size”, mejor que cualquier somier actual.

Baúl inmenso, siesta asegurada

Publicidad publicada en la revista Confirmado del 10 de marzo de 1966.


Los años han pasado y no en vano, hoy es muy difícil encontrar un automóvil con un baúl tan grande como el Valiant III. Tenemos que irnos a un auto de alta gama, aunque reconozcamos que el III era un auto caro para su época.Mi padre como chóferde un abogado porteño supo manejar un Valiant III y es en ese auto que pude viajar a mis anchas en las inmensidades del asiento trasero, cuando no había ni cinturones de seguridad, ni silla especial para los niños en plena década del sesenta.
Amo y señor del asiento trasero. Para dormir o viajar solo en la inmensidad de la cuerina y la tela sintética. El baúl, tal como lo muestra la vieja publicidad, supo transportar mi primera bicicleta roja, con la que di mis primeros pedaleos. Entraba enterita y sobraba lugar. Tiempos idos donde el alimento para las bestias automotrices sobraba y era barato.
En parte el mundo se ha vuelto más racional y eso no está mal. Hoy un automóvil como el Valiant III no es pensado por la industria automotriz por grande y consumidor. Pero quien nos quita lo bailado. Aquellos que solemos ir a encuentros de automóviles posamos nuestras miradas lujuriosas en los Valiant III que ronronean a su paso delante de nosotros.
Es el encanto que producen estas bestias, algo similar a la contemplación de un felino grande en su hábitat. Es lindo, bello, pero puede ser feroz. Feroz en el consumo y en el tamaño. Por eso son dignos de admiración.
Al revolver mi archivo personal, en búsqueda de un dato, me topé con esta vieja publicidad del Valiant III y su niño durmiendo en el baúl. El recuerdo de mi infancia no se hizo esperar y decidí compartirlo con todos los seguidores-lectores de Archivo de autos.
Son épocas pasadas, pero no es un recuerdo nostalgioso, sino una bella imagen de los tiempos de la niñez de muchos. Tal vez por eso la publico para que las nuevas generaciones vean cómo la pasábamos los viejos, o usados, que ahora peinamos canas, si tenemos suerte.
La vieja publicidad del Valiant III apareció publicada en la revista Confirmado del 10 de marzo de 1966 y forma parte, como todo lo publicado en Archivo de autos, de mi archivo personal, ese que esperó más de 20 años a que se creara un blog para que todos ustedes conocieran esos viejos autos que supimos conseguir entre todos.
Mauricio UldaneEditor de Archivo de autos
http://facebook.com/archivodeautoshttp://taringa.net/archivodeautoshttp://www.autonautas.com/groups/archivo-de-autos/http://archivodeautos.wordpress.comhttp://es.paperblog.com/users/archivodeautos/
Archivo de autos es armado en un ciber por falta de recursos económicos, no por una política editorial.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas