Revista Cine

Birdman o: La inesperada virtud de la ignorancia (2014)

Publicado el 13 enero 2015 por Rugoleor @rugoleor

Valoración: Note: There is a rating embedded within this post, please visit this post to rate it.

Póster: Birdman o: La inesperada virtud de la ignorancia (2014)

El protagonista de esta comedia dirigida por Alejandro González Iñárritu es un actor, Riggan (Michael Keaton), que, en el pasado, interpretó a un superhéroe que se convirtió en un icono para sus fans. Sin embargo, la realidad actual es que nadie se acuerda de él. Ahora ha decidido embarcarse en una producción de Broadway con la que espera recuperar la gloria perdida. Pero no será una tarea sencilla.

Calificación: 7,989.

Tráiler de la Película

Ficha

Título Original: Birdman.
Director: Alejandro González Iñárritu.
Guionistas: Alejandro González Iñárritu, Nicolás Giacobone, Alexander Dinelaris, Armando Bo.
Actores: Michael Keaton, Emma Stone, Zach Galifianakis, Edward Norton, Naomi Watts, Amy Ryan, Lindsay Duncan, Andrea Riseborough, Merritt Wever, Kenny Chin, Jamahl Garrison-Lowe, Jeremy Shamos, Katherine O’Sullivan, Damian Young, Keenan Shimizu, Akira Ito, Natalie Gold.
Productores: Alejandro González Iñárritu, John Lesher, Arnon Milchan, James W. Skotchdopole.
Fotografía: Emmanuel Lubezki.
Música: Antonio Sánchez.
Montaje: Douglas Crise, Stephen Mirrione.
Diseño de Producción: Kevin Thompson.
Diseño de Vestuario: Albert Wolsky.
Países: Estados Unidos, Canadá.
Lugares de Rodaje: Nueva York (Estados Unidos).
Fechas de Rodaje: Abril de 2013.
Año: 2014.
Duración: 120 minutos.
Edad: No recomendada para menores de 16 años.
Género: Comedia, Drama.
Estreno: 09-01-2015.
DVD (Venta):
Distribuidora: Hispano Fox Film, S. A.
WEB Oficial: Web Oficial de la película en España, Sitio Oficial.
Espectadores: 44.272.
Recaudación: 289.424,98 €.

Fotograma: Birdman o: La inesperada virtud de la ignorancia (2014)

Crítica

13-01-2015 – JOSU EGUREN

Supernova

Cada cierto tiempo, en un intervalo de dos o tres años, los elogios de una parte sustancial de la crítica más prestigiosa, o acomplejada, se alinean con los del gran público (eufemismo de populacho) para producir fenómenos análogos al de la aparente unanimidad en torno a “Birdman”, quizá la película más falsa e impostada que haya visto este crítico en la última década y, fuera de toda duda, a la que con más dureza maltratará el tiempo de cuantas se estrenen a lo largo de la temporada. Es tentador dejarse arrastrar por los cantos de sirena de la autoproclamada ‘opus magnum’ de Alejandro González Iñárritu: “Birdman” se abre al espectador con los primeros movimientos de cámara dentro de un agotador plano secuencia en el que las piezas del guión, el texto y los actores convergen, colisionan o se disipan de una manera fascinante pero, a medida que la apoteosis de la forma guiada por Emmanuel Lubezki se aposenta en la retina, el poder convocado por la virguería artística se transforma en una denuncia contra el aparataje formal que lo abarca.

Siguen sorprendiendo las elipsis dentro del plano con las que Lubezki empasta la cronología narrativa y sin embargo son la evidencia de que el dispositivo tramado por Iñárritu es mucho más importante que lo que resuena en su interior. Ya es un lugar común la alusión a las capas narrativas y los elementos metacinematográficos que conforman el vientre de “Birdman”, la redención de un actor que en su descenso al infierno del estrellato perdió toda conexión con su familia y el arte -el guión lo firma Iñárritu en colaboración con Armando Bo y Nicolás Giacobone, que toman prestado elementos de “El último Elvis” (Armando Bo, 2012) para labrar el entramado dramático- pero, lejos de exponerse para producir una reacción crítica del público, solo tratan de forzar su continua aprobación con diálogos ingeniosos y situaciones sobreteatralizadas. El discurso contra la deriva del blockbuster (“Birdman” lo es en el fondo) y el cine franquiciado entonado por Iñárritu refulge como la explosión de una supernova cuyo brillo se agotará tan pronto como el último crítico de cine local haya escrito su correspondiente reseña laudatoria.


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista