Revista Cine

Cine, para acabar el año, para empezar, para siempre

Por Teresac

Quiero empezar el año en el blog recuperando buenas costumbres, como la de compartir con vosotros las películas que voy viendo, y más cuando me gustan tanto como las que he podido disfrutar en este comienzo de 2021. 

Pero antes, empecemos por el fin de año:

CINE, PARA ACABAR EL AÑO, PARA EMPEZAR, PARA SIEMPRE


Terminé 2020 con una de las películas que más había esperado durante la pandemia, WONDER WOMAN 1984. Dentro de lo que es el cine de DC, para mí una constante decepción, un quiero y no puedo frente al de Marvel, la primera película de Wonder Woman se salva, especialmente por el poderío de Gal Gadot, que es todo lo que podía esperar de mi heroína favorita de cómic desde la infancia. (No me hagáis contaros cuándo me hice un disfraz casero de Wonder Woman para un baile de Carnaval. Por suerte, no queda ninguna foto como prueba de aquel horror.)

Si la primera estaba bien, sin más, esta segunda entrega de las aventuras de Diana Prince sigue en la misma línea, con el agravante de que se hace larga, muy larga. Odié la presentación, con esas olimpiadas de las amazonas tan exageradas. La historia mejora con la presentación de los años 80, muy lograda, el resto de protagonistas, fantásticos Kristen Wiig y Pedro Pascal, y la rápida entrada en el argumento principal: el poder de la piedra de los deseos. Hay algunas buenas escenas de acción, donde Gal Gadot se luce absolutamente, y poco más en una estructura de montaña rusa en la que las maldades se van acumulando hasta amenazar el planeta entero, con un final obvio y facilón. Una vez más, DC no se preocupa del guión, y así les va, con películas que prometen muchísimo más de lo que ofrecen.

CINE, PARA ACABAR EL AÑO, PARA EMPEZAR, PARA SIEMPREPor suerte para mí, el comienzo del 2021 fue mucho mejor, gracias a SOUL, la nueva película de Pixar, llena de magia, colorido y buena música. No se puede contar mucho sobre Soul sin entrar directamente en los spoilers, así que me limito a recomendarla, a dejarse arrastrar por la belleza de sus imágenes, por su argumento mucho más sencillo y fácil de entender de lo que la crítica nos quiere hacer creer (que sí, que no hace falta tener a Nietzsche encima de la mesilla ni ser una experta en existencialismo para apreciar la historia), y a reflexionar con sus personajes sobre el sentido de la vida.CINE, PARA ACABAR EL AÑO, PARA EMPEZAR, PARA SIEMPREY para seguir así de bien en esta primera semana del año, me decidí, con bastante escepticismo, por el estreno de George Clooney, actor y director, en Netflix, CIELO DE MEDIANOCHE. Debo decir que es la sorpresa ha sido grande y muy favorable. No me esperaba para nada la película que he visto, y, aunque es cierto que tampoco había visto el trailer y no sé hasta dónde cuenta, me niego a hacer ni un spoiler y te recomiendo encarecidamente que te enfrentes a la historia como yo, sin esperar nada y con total desconocimiento. Ojalá te guste tanto como a mí. Podemos afirmar ya que George Clooney entra a formar parte de ese selecto grupo de actores que, al ponerse detrás de la cámara, además de ser un gran director en general, lo es especialmente en cuanto a la dirección precisamente de sus compañeros. No os la perdáis.CINE, PARA ACABAR EL AÑO, PARA EMPEZAR, PARA SIEMPRE

Para completar este comienzo de año cinéfilo redondo, ayer disfrutamos en los cines Dúplex de Ferrol, de MANUAL DE LA BUENA ESPOSA, película francesa con Juliette Binoche al frente, que también ha sido una sorpresa de lo más agradable. Una historia muy agradable de ver, optimista, llena de buenas intenciones y sororidad, con el mayo  del 68 francés como horizonte prometedor.

En cuanto a cine no puedo pedirle a este 2021 más que que ojalá siga así de bien. Recordad que las salas de cine os están esperando con todas las medidas de seguridad necesarias mientras dure esta complicada situación. Da igual lo grande o pequeña que sea la película, nunca se disfruta mejor que en pantalla grande, en la oscuridad, rodeada de desconocidos que contienen el aliento, o ríen, o lloran al mismo tiempo.

No os olvidéis de los cines.


Volver a la Portada de Logo Paperblog