Revista Cine

Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)

Publicado el 05 octubre 2012 por Truca
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
¿Cómo definir esta película? Obra cumbre del séptimo arte.
Considerada hasta hace poco por muchos organismos y críticos de cine como la mejor película de todos los tiempos (opinable, evidentemente), lo cierto es que nos encontramos ante una de las películas más grandes jamás realizada. A nivel técnico no inventó nada, pero utilizó los recursos existentes con una maestría tal, que nadie hasta ese momento lo había hecho: el realismo poético, juegos de iluminación con abundantes claroscuros, picados y contra-picados, uso de maquinaria como por ejemplo, grúas, se alteró la cronología de los sucesos, etc, además su es estructura narrativa fue pionera en el cine: una historia contada en flashbacks, que se revela a través de la historia de un periodista.
Sin embargo, en su día fue un fracaso absoluto de cara a la taquilla, aunque muy bien recibida por la crítica. No fue hasta la década de los 50 cuando se revisionó este film, principalmente por los entendidos franceses, y más tarde en Norteamérica.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Un importante financiero estadounidense, Charles Foster Kane (Orson Welles), dueño de una importante cadena de medios de comunicación, que abarca desde la prensa escrita hasta la radio, líder de dos sindicatos y una amplia colección de obras de arte, muere en Xanadú, su residencia en forma de castillo. Su última palabra es "Rosebund", y la cuestión ahora es ¿qué o quién es Rosebund...?
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Arriba Xanadú, la enigmática casa del protagonista. Abajo, proceso de construcción de los decorados de la mansión.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Es esta la primera película de Orson Welles, lanzada por la RKO, y con guión del propio Welles y Herman J. Mankiewicz. Para la realización de esta maravilla de film se inspiraron en la vida de William Randolph Hearst. ¿Quién era este magnate de los medios de comunicación norteamericanos?
Se le considera inventor y promotor de la prensa amarilla o sensacionalista y cuyo único cometido era acaparar más volumen de venta en el mercado de la prensa escrita; su monopolio dentro de los mass media fue probablemente el mayor de toda la historia (incluso por encima de Berlusconi). Su mayor logro fue el caldear aún más el ambiente en la Guerra de Cuba de 1898 entre España y Estados Unidos. ¿Su línea periodística? I make news (Yo hago las noticias).
Orson Welles se convirtió en una celebridad en Estados Unidos tras el suceso radiofónico de La Guerra de los Mundos con el que hizo creer a los norteamericanos que iban a ser invadidos por una civilización extraterrestre. Eso fue en el año 38, bien, pues para el año siguiente, 1939, La RKO Pictures le puso encima de la mesa un cuantiosísimo contrato, que evidentemente, no rechazó. De la noche a la mañana se convirtió en la nueva sensación de Hollywood.
Una curiosidad de esta película, es que sus actores no eran estrellas de renombre, es más para muchos de ellos se trataba de su primera aparición en el cine, algo que el estudio miró con mucho preocupación, sin embargo, las prisas con las que contrataron a Welles no les dejó margen de negociación, ya que el director se aseguró la práctica totalidad de las decisiones que tuvieran que ver con el film.
Mankiewicz llevaba tiempo pensando en hacer una película basada en un personaje real, y de hecho ya había elaborado un guión basándose en John Dillinger (el gángster de El bosque petrificado), pero finalmente el proyecto se cayó. Herman J. Mankiewicz tenía problemas con el alcohol, y no fue una excepción la etapa en la cual elaboró el guión, siendo constantes las recaídas.
Por miedo a tomar represalias, dada la magnitud del personaje en que se basaba la película, el proyecto del film se llamó RKO 281, y se rodó entre junio y octubre de 1940. El presupuesto inicial estipulado era de unos 725.000 dólares, finalmente costó en torno a 100.00 más.
Como curiosidad, en 1999 se hizo una TV-movie llamada RKO 281 en la que se cuentan los entresijos del conflicto que acompañó a la gestación de este mito del séptimo arte.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Orson Welles, Herman Mankiewicz y el actor John Houseman, escribiendo el guión de Ciudadano Kane mientras Herman recibe los cuidados de una enfermera.
El estreno de la película se esperaba para febrero del 41, y en enero se haría un pase previo para los miembros del estudio y algunos medios de comunicación. Friday magazine, publicó un artículo en el que punto por punto, comparaba a Hearst con el personaje de la película. Esto esto era el inicio, pues en los días siguientes los periódicos no hacían más que publicar artículos incendiarios contra Hollywood... Hearst se lo había montado muy bien, su estrategia era la de atacar a todos los estudios y chantajear a los cabezas visibles de éstos con publicar noticias sobre sus vidas íntimas y las de sus estrellas más taquilleras, ¿qué quería? que toda la totalidad de los estudios presionaran a RKO para que esa película jamás viera la luz. Louis B. Mayer incluso llegó a ofrecer dinero... pero tras largas y arduas deliberaciones, el gabinete jurídico de la RKO Pictures anunció el 21 de enero de 1941, que Ciudadano Kane sería lanzada al mercado, aunque recortando su duración (apenas 5 minutos) y suavizando algunas escenas.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Uno de los eternos debates de Ciudadano Kane es el que gira en torno a la autoría del guión. Desde el principio Welles se vendió a sí mismo como el creador de todo situándose muy por encima Herman J. Sin embargho la secretaria de de éste diría años más tarde que vio a Orson Welles en contadas ocasiones y que ella escribió todo lo que su jefe le dictó, desde el primer párrafo hasta el último. Pero Welles tenía también su propio secretario, que dijo que introdujo cambios y correcciones aplicados al borrador final.
Lo cierto es que si uno escribió más que el otro, o simplemente hubo una colaboración, o qué se yo... poco importó: en la gala de los Oscar, de las 9 nominaciones que obtuvo, incluidas las categorías de mejor director, mejor actor principal, mejor película, fotografía en b/n, BSO, sonido, montaje y dirección artística, se alzó únicamente con el Oscar al mejor guión original, para Welles y Mankiewicz.
Personalmente, creo que lo que molestó a Herman J. no fue tanto el compartir los méritos de este maravilloso guión, sino que Orson Welles, como buen ególatra que era, tratara de autoadjudicarse todo el mérito.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Welles y Mankiewicz.
Es evidente que Welles nunca confirmó que la fuente principal para la inspiración del personaje de Kane fue William Randolph Hearst, aunque más bien hizo una caricatura. El historiador de cine Don Kilbourne escribió: "(...) los discursos de Kane son copias literales de los de Hearst", además también dice que el personaje se compuso en gran medida gracias a sus propios periódicos y a la imagen que él proyectaba en ellos.
¿Y qué significa Rosebud? para David Thomphson "es el secreto más grande del cine"; según Gore Vidal así es como llamaba Hearst al clítoris (sí, habéis leído bien) de Marion Davies, una de sus amantes.
Aunque otros historiadores de cine se muestran más partidarios de definir la palabra como un conjunto de sentimientos acerca de su infancia perdida: la falta de unos padres, un hogar, el cariño de sus progenitores...
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
William Randolph Hearst.
Muchos son los que ven en Ciudadano Kane un intento de crear un nuevo estilo cinematográfico al estudiar las diversas formas de creación de películas y la combinación de ellas en un único film. A nivel técnico, los más innovador es el uso prolongado, por parte de Gregg Toland, de las lentes telefoto y un foco más profundo.
Otro método poco ortodoxo en cine fueron los tiros de ángulo bajo que muestran la escena con perspectiva de abajo-arriba y que permitían ver la práctica totalidad del fondo.
También se evita la tradicional narración lineal y cronológica de los acontecimientos contando la historia a través de flasbacks, así como el uso de múltiples narradores para contar la vida del protagonista, algo desconocido hasta entonces en Hollywood. cada narrador cuenta una parte diferente de la vida de Hearst y distintos aspectos de su personalidad, solapándose unas historias con otras.
Y como no, la mayor técnica de todas, que cuando acaba la película te quedan más interrogantes que cuando empieza a verla.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Mención especial merece también la Banda Sonora Original, compuesta por Bernard Herrmann, que tuvo doce semanas para componerla y llevarla a cabo. hay secuencias en la película que giran en torno a la música. Se caracteriza, como todo lo que hay en la película, por ser totalmente atípica, enigmática y contundente.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Estreno de la película.
Otros detalles y curiosidades:
- Los periódicos propiedad de Hearst, como es lógico, no anunciaron la película y emprendieron una campaña de difamación contra Welles.
- Muchas salas de cine se negaron a proyectar la película por miedo a las represalias de William Randolph Hearst.
- En las grandes ciudades como Los Ángeles, Nueva York o Chicago la película fue un éxito, y no tanto en los pueblos y ciudades pequeñas.
- Todos los esfuerzos de Hearst por sabotear la película fueron en vano, y e más actualmente toda referencia a su vida te conduce inevitablemente a la película.
- El director sueco Ingmar Bergman expresó su disgusto por la película, definiendo a Welles como "cineasta infinitamente sobrevalorado".
- Montgomery Burns, el malo malísimo de Los Simpson está basado en el personaje Charles Foster Kane, y es ya clásico el capítulo en que busca a su osito de peluche que representa su particular "Rosebud".
- Ha sido elegida la mejor película de la historia por:
- La revista Time Out, 1995;
- Asociación de críticos de Rumanía, 1995;
- Asociación de críticos franceses, 1995;
- Revista Kinovedcheskie (Rusia), 1995;
- Federación Internacional de Archivos Fílmicos (FIAF), 1995;
- American Film Institute, 1998;
- revista Village Voice, 1998;
- Revista Sight&Sound (Reino Unido), 1962, 1972, 1982, 1992, 2002;
- Revista Cahiers du Cinèma (Francia), 2007.
Ciudadano Kane (Citizen Kane, 1941)
Hasta la próxima entrada corazones.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas