Revista Infancia

Cómo aprovechar una tutoría

Por Poqui
Cuando los maestros comenzamos nuestra andadura profesional, una de las cosas que más nos preocupa es tener una tutoría con los padres de los alumnos, no sabemos cómo plantearla, qué  secuenciación de información será la correcta...etc. A los padres también les pasa lo mismo, no saben cómo enfrentarse a ellas... Pues bien, en este artículo espero ayudar a ambos para poder sacar el máximo partido de las mismas.
Consejos para los maestros:
  • Planifica. No improvises. Debes ser profesional y saber qué quieres decir y cómo. Unos días antes prepara la tutoría y el material que necesites. 
  • Lleva un esquema escrito de lo que quieres decir. Sobre todo insisto en la importancia de llevar las cosas escritas y después registrarlas. Es muy importante que sepas qué información has dado en otras tutorías.
  • Sírvete del currículo para planificar la tutoría. Si tienes en cuenta sus puntos principales, será más fácil elaborarla y no dejarte información de algún área sin comentar.  En el caso de Educación Infantil, en torno a las tres áreas de conocimiento, por ejemplo.
  • Aprende a dar  la información de manera adecuada. Como se suele decir " una de cal y otra de arena". Si tienes que dar malas noticias, no las des nada más empezar la tutoría, porque es más fácil que sea algo agresivo para los padres. Es mejor comenzar con las cosas positivas y después ir introduciendo los puntos menos cómodos. El vocabulario debe ser profesional y cuidar la expresión. Al igual que tener tacto para decir las cosas.
  • Pregunta primero para ver actitudes y expectativas. A mi me gusta preguntar siempre al principio qué tal ven al niño, así veo con qué actitud vienen los padres, si hay algo que les preocupa que yo no sepa y es más importante tratarlo que la información que tenía preparada...
  • Lleva tú el hilo y el ritmo de la tutoría . Es importante que tú manejes la tutoría y se hable de todo lo que se había planificado, a no ser que ocurra como en el punto anterior. No caigamos en que los padres nos cuenten miles de anécdotas de su hijo en casa y no tratemos lo que nos habíamos propuesto 
  • Escucha. Si los padres tienen alguna preocupación, si hay novedades en la familia...todo esto nos ayudará a comprender y conocer más a nuestro alumno. Además es bueno que los padres se sientan escuchados y comprendidos...por eso, también debemos mostrarnos cercanos
  • Controla los tiempos . Por mucho que queramos, hay temas que necesitan más de una tutoría. En media hora o tres cuartos de hora, nos debería dar tiempo a llevar a cabo una buena tutoría. No es cantidad, es calidad.eso sí, no mires el reloj descaradamente, eso es poco profesional.
  • Escribe y lleva un cuaderno. A mi me gusta apuntar lo que me cuentan los padres que considero relevante: así no se olvida y es más profesional.
  • Da ejemplos y pruebas de lo que dices. Pues servirte de anécdotas y de sus trabajos o evaluaciones que le hayas hecho a su hijo. Por ejemplo: si quieres que se trabaje más el coloreado, mostrarle un trabajo donde se ponga de manifiesto esa necesidad.
  • Haz un resumen al final de las conclusiones a las que habéis llegado. " estoy muy contenta con...pero se le debe reforzar en..." . " nos hemos comprometido a..."( es bueno que se sientan parte de la educación de su hijo)
  • Asegúrate de que todo ha quedado claro. Pregunta al final si tienen alguna duda y si hay algo que quieran comentar más.
  • Posible estructura: saludo- cómo le véis- desarrollo- preguntas- resumen y compromiso 

Consejos para los padres:
  • Si se puede pedid una tutoría al trimestre: los niños cambian mucho en su desarrollo. Es conveniente que conozcáis todo el proceso para sacar el máximo partido posible.
  • Pensad previamente si hay algún tema que queráis consultar y apuntadlo. Así no se os olvidará nada que comentar
  • Id con una actitud lo más positiva posible. Aunque haya cosas en las que no estéis previamente de acuerdo, puede que la explicación del tutor os haga cambiar de parecer u os haga entender todo mucho mejor
  • Dad la información que consideréis relevante. Cambios, actitudes, ...es bueno que no os olvidéis de nada que pueda ser relevante.
  • No intentéis que se compare a vuestros hijos con los demás. No pidáis queso digan el nivel con respecto a la clase, o en qué es mejor o peor que los demás. Cada niño lleva su propio desarrollo, con sus puntos destacables y para reforzar.
  • Preguntad lo que necesitéis, que no os queden dudas. Si no entendéis algo, consultadlo, no tenéis porque saber las cosas y nos os sintáis juzgados por hacerlo. Esto nos demuestra a los maestros que realmente tenéis interés por lo que os estamos contando.
  • Mostrad interés por lo que os cuentan. No contestéis al móvil, mostraos atentos, ...
  • Dad vuestra opinión y decid si no estáis de acuerdo en algo. Tampoco se trata de aceptar porque sí lo que nos cuenten. Además muchos niños se muestran de manera diferente en los distintos ámbitos de su vida y a veces parece que hablamos de niños diferentes.
  • Comprometeos a continuar lo que se os haya propuesto.
Fundamentalmente, la tutoría tiene como finalidad el intercambio de información en el binomio familia- escuela. Pero no nos olvidemos que hay otras vías para comunicarnos sobre todo en el .día a día. Con comunicación y buenas actitudes podremos lograr muchos beneficios en el desarrollo de nuestros hijos, gracias a la coherencia educativa. (http://dudasdepapas.blogspot.com.es/2014/08/la-coherencia-educativa.html)
Además os remito a otro artículo que escribí que está muy relacionado con éste  :
http://dudasdepapas.blogspot.com.es/2014/04/comunicacion-familia-escuela.html
Espero que os haya gustado y ayudado.Cómo aprovechar una tutoría

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :