Revista Coaching

Despedido por acusación popular: el caso Netflix.

Por Iñaki González @goroji

Entrada especial para el día de Halloween, y es que nos ha dado mucho miedo el enlace que nos ha enviado nuestro amigo Mañez vía whatsapp para que le sacáramos jugo a modo de entrada de blog.

"La audiencia... ha decidido... que debe... abandonar... la casa... ¡PEPE, EL DE MARKETING!"

A quién más, quién menos, os sonará esa frase, pero claro, ni yo soy Jorge Javier (ni siguiera Mercedes Mila) ni esto es la casa de Gran Hermano, pero algo similar, o más terrible aún si cabe, se está haciendo en Netflix para despedir a sus trabajadores.

Despedido por acusación popular: el caso Netflix.

Leíamos asombrados la noticia Los trabajadores de Netflix deben señalar a qué compañeros despedirían si quieren seguir en la compañía y no podíamos dar crédito. En Netflix son tus propios compañeros quienes dicen a quién hay que despedir bajo la filosofía de "o me dices tú a quién hay que despedir o el despedido podrías ser tú". Menuda "merienda de negros" (si es que está permitida esa expresión en los tiempos que corren), o denuncias a los compañeros que no curran como deben, o que se escaquean de vez en cuando, o que te han mirado torcido en el pasillo o puede que el acabe de patitas en la calle seas tú mismo.

Transparencia y sinceridad, lo llaman... "hijoputismo" más bien, diría yo.

¿Te imaginas algo así en tu empresa?

Aunque yo hay días que necesitaría una excel para ordenar todos los candidatos si por mí fuera, jajaja...


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas