Revista Salud y Bienestar

Día Mundial del Riñón 2011, la importancia de la prevención

Por Fat
Bajo el lema Protege tus riñones, cuida tu corazón, el 10 de marzo se celebra el Día Mundial del Riñón, una iniciativa de la Sociedad Internacional de Nefrología (ISN) y la Federación Internacional de Fundaciones Renales (IFKF) en la cual la Fundación Renal Iñigo Álvarez de Toledo (FRIAT) participa activamente instalando una carpa en la céntrica Puerta del Sol, junto con la Asociación Madrileña Contra las Enfermedades Renales (ALCER). Su propio personal de enfermería llevará a cabo pruebas de salud gratuitas, para valorar los factores de riesgo de sufrir una enfermedad renal.
En la carpa, con horario ininterrumpido de 10h a 19h, se realizarán pruebas con el fin de poder evaluar el riesgo de sufrir enfermedad renal. Las pruebas consisten en la medición de la tensión arterial, de la glucemia, valoración de la creatinina en sangre y, por tanto, evaluación de la función renal.
-Enfermedad cardiovascular y renal
La campaña 2011 se centrará en el importante vínculo entre la enfermedad renal crónica y las enfermedades cardiovasculares, y el hecho de que los factores de riesgo cardiovasculares son la principal causa de enfermedad renal y de morbimortalidad en todo el mundo. Las personas con insuficiencia renal tienen una probabilidad 10 veces mayor que los individuos sanos de morir de ataques al corazón o de accidentes cerebrovasculares.
“El riñón y el corazón están íntimamente relacionados, ya que ambos son órganos muy vascularizados. Cuando hablamos del sistema vascular no solo nos referimos al corazón, también son los vasos, y todo ello afecta al riñón. La mayoría de las causas de fallecimiento de los enfermos con insuficiencia renal son eventos cardiovasculares. Por otro lado, otras patologías que afectan directamente al riñón son la hipertensión y la diabetes.”, explica el Dr. Roberto Martín, director médico de la FRIAT.
La presencia de enfermedad renal crónica (ERC) significativamente incrementa el riesgo de sufrir un evento cardiovascular (CV), en presencia tanto de diabetes como de hipertensión arterial. El efecto independiente de la ERC por sí misma ha sido actualmente bien documentado en muchos estudios[1]. El riesgo de muerte cardíaca está aumentado 46% en individuos con tasa de filtrado glomerular (TFG) entre 30 y 60 ml/min (Estadío III ERC) independientemente de los tradicionales factores de riesgo CV, incluyendo diabetes e hipertensión.
-Prevención y diagnóstico precoz
Más de 500 millones de personas en todo el mundo (el 10% de la población adulta) tienen algún tipo de daño renal. El 13% de la población mayor de 20 años sufre algún tipo de enfermedad renal y aproximadamente al 4% presenta insuficiencia renal.
A la vista de estas cifras es esencial la concienciación por parte de la sociedad española de la importancia de la prevención. “La enfermedad renal- advierte Isabel Entero, directora de FRIAT- es una gran desconocida para la mayoría de las personas y es necesario lograr que esto deje de ser así para poder favorecer un diagnóstico precoz de la misma. Hay que tener en cuenta que inicialmente este tipo de patologías cursan de manera silenciosa, sin ofrecer síntomas, por lo que afecta a mucha más gente de lo que cabría pensar”.
El objetivo de esta jornada es concienciar a la población española de que la enfermedad renal puede prevenirse, de que existen unos factores de riesgo, como la hipertensión arterial y la diabetes, que, además de producir un accidente cardiovascular, pueden llevar a quienes las padecen a una insuficiencia renal crónica y, como consecuencia a la necesidad de dializarse e incluso al trasplante.
“Básicamente daría dos consejos- afirma el Dr. Martín- primero es vital llevar un modo saludable de vida, fundamentado en una alimentación sana y en la práctica moderada de actividad. El segundo es descubrir, gracias a la prevención, si se es portador de alguna patología renal. Actividades como esta ayudan a ese objetivo”
En 2009 y 2010 se realizaron las pruebas a aproximadamente 350 personas y se constató el gran desconocimiento que en general se tiene de este tipo de patologías, sus factores de riesgo y las medidas preventivas que se deben adoptar para evitarlas. De los resultados obtenidos, aunque deben tomarse como exclusivamente orientativos, además de comprobar que el 60% de la muestra presentaba sobrepeso y un 10% tenía la tensión elevada, se observó que una cuantía considerable ofreció cifras que podían inducir sospecha de una malfunción renal y a los que se recomendó acudir al médico de atención primaria para un seguimiento más detallado.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :