Revista Política

DOS “REYES” Y UNA “DAMA”: ENCUESTAS VENDO, por @AntoniodlTL

Publicado el 20 diciembre 2015 por Catalega @Catalega
Hoy contamos con una nueva colaboración de Antonio de la Torre, que nos ofrece su visión sobre lo ocurrido estos últimos meses en relación a la información política y de la que ya ha escrito en estas mismas páginas en otras ocasiones. Espero que os guste y que la jornada electoral se desarrolle sin contratiempos. ¡Feliz domingo! DOS “REYES” Y UNA “DAMA”: ENCUESTAS VENDO, por @AntoniodlTL
Este título, más propio de una partida de Póker, es lo que se me ocurre más apropiado a lo que vengo escuchando en una radio perteneciente a un  querido medio de comunicación y leyendo en el periódico digital del grupo y algún otro de reciente aparición, sobre lo que ya he escrito algunas veces y dejé reflejado en mis artículos y comentarios en las redes sociales. Dos “reyes” de la comunicación, Federico Jiménez Losantos y Pedro J. Ramírez, mantienen un intenso mano a mano cada lunes, desde hace tiempo ya, en la tertulia de La Mañana de EsRadio para ver cuál de los dos le da más duro al Presidente del Gobierno sin reparar en “piropos” rayanos, si no traspasando a veces la línea del insulto. Pese a que uno de ellos se dignó a contestarme a uno de mis correos al respecto que no ero “por resentimiento” hacia Mariano Rajoy, no otra cosa puedo entrever en sus, a mi juicio, poco racionales comentarios y sentencias que sólo pueden derivarse de la “negativa” de licencias de ondas, en un caso, o de la salida imprevisible del fundador del periódico El Mundo, en otro. Todo ello adobado con la supuesta negativa del Presidente del Gobierno a someterse a un “tercer grado” en la tertulia del monologuista y buen comunicador de las mañanas de la anteriormente citada emisora del Grupo Libertad Digital –que, por otra parte, no sé si habrá sido solicitada en algún momento-. Y para que no falte de nada en esta “guerra” de opinión contra el Partido Popular y, muy especialmente, contra su Presidente, se ha unido al buque insignia de la armada antipresidencialista la tercera figura de la baraja francesa , la “dama”, supongo que un poco “despechada”, tras su fulminante salida –de la noche a la mañana- de la cadena televisiva de la COPE, la por fin poseedora de licencia, 13 TV. Me refiero, como ya habrá adivinado algún lector, a la conocida periodista y columnista de ABC, entre otras cosas, Isabel San Sebastián, que ha sido recogida de manera inmediata “para la causa” por esta emisora de radio –repito, mi emisora de referencia, lo que no quiere decir que esté de acuerdo con todo lo que en ella se dice o se hace- que ya forma parte destacada de sus tertulias y a la que he tenido oportunidad de escuchar en algunas de ellas, por la mañana o por la tarde, y en cuyas intervenciones he podido comprobar que no desmerece en absoluto de los dos “reyes” de la comunicación antes citados, en cuanto a “dar cera” al hasta hace pocos días melifluo Presidente del Gobierno. Los tres –eso sí, no en la misma tertulia, por ahora- parecen seguir el mismo guión fruto de ese “sentimiento”, en mi opinión –claro está- más nacido del corazón que de la razón, pese a tratarse de tres periodistas a los que he seguido y con los que, en líneas generales –menos en el caso de Pedro J.- he coincidido y coincido en sus planteamientos. Ya sé que lo argumenta en el, según ella, abandono de las víctimas del terrorismo y mal enfoque de la política antiterrorista, en lo que, en parte, podría llegar a coincidir, pero hasta cierto punto y contextualizado de otra manera, si bien las explicaciones no han sido las más convincentes. Como siempre la política de comunicación en el “debe” del Partido Popular. Como digo, yo era uno de los mucho admiradores –no sé si ya tantos ahora- de la Sra. San Sebastián, con la que coincidí en una tertulia de La Marimorena –de la que también parece haber desaparecido- y que, por cierto, me felicitó por mis comentarios y me pidió mis referencias, supongo que para ponerse en contacto conmigo, lo que no se ha producido después de año y medio y algunos recordatorios por mi parte a través de las redes sociales, en una de las cuales demostró no tener ese talante abierto y dialogante que predica al bloquearnos a varios interlocutores que le pedíamos alguna explicación a ese guiño que le hizo en una de las tertulias de 13 TV al líder de VOX, que no pasó desapercibido tras su encendida petición a Rajoy de que lo recibiera en La Moncloa, ya que estaba recibiendo a los de los principales partidos políticos, con representación parlamentaria o con altas expectativas en las encuestas. A Doña Isabel se le pasó lo de “principales” y quiso meter a su amigo Abascal y su “tingladillo” en el “totum revolutum” de las entrevistas, a ver si colaba pero no y tampoco me quiero extender en ese partido ni en su líder, más próximos a escribir su epitafio el lunes próximo que a otra cosa y de los que ya saben mis queridos lectores lo que opino y he escrito. Volviendo al hilo del artículo, el “trío mixto”, al tiempo que no pierde ocasión en sacudir mandobles dialécticos a don Mariano, se han decantado por el partido de Rivera, al que no tienen reparo alguno en apoyar –lo que me parece muy bien si así lo piensan realmente- e incluso piden su voto desde los micrófonos o sus respectivos medios y nos hablan de encuestas en las que el partido naranja poco menos que se impone al Partido Popular –lo que no niego que pudiera ocurrir, pese a que ninguna de las encuestas, ni siquiera la del “Sin complejos” de otro incondicional de VOX y contrario confeso del actual PP, lo contemplan - o, como mínimo, quedaría como segunda fuerza, por delante del PSOE y Podemos, en contra de lo que la mayoría de las encuestas nos están diciendo en los últimos días (hasta El País, a lo más que llega es al empate PP-PSOE). Hace poco, en este mismo blog les dedicaba a los dos primeros –todavía no se había incorporado la “dama” al trío, aunque ya se la esperaba- mi opinión sobre los logros de Ciudadanos que, para mí, están por llegar, si llegan. El tiempo dirá sobre Ciudadanos, un partido al que parece que le han sobrado los días de campaña y que ha sido víctima de la sobreexposición de su líder, al que se le ha notado demasiado la prisa por llegar y que para crecer ha aceptado a casi cualquiera, con muchos desechados del centro izquierda socialista del PSOE y algunos desheredados del Partido Popular, que también los lleva en sus listas o quedan detrás como futuros asesores. Y es que, parafraseando el conocido refrán español –sabio nuestro refranero siempre- “encuestas vendo…  y las que quiero te cuento”. Nunca he creído en las encuestas y, en muchas ocasiones ni siquiera en las tendencias que algunas nos dicen. ¿Cómo, si no, se explica que las que nos vienen ofreciendo desde hace meses los diferentes medios de comunicación, y “sabios” tertulianos enciclopédicos, siempre coincidan en sus mayorías con la línea ideológica del respectivo medio? La única “encuesta” en la que he creído siempre es en la que sale de las urnas y tendremos hoy por la noche, tras el recuento de votos, y en la que, como vengo repitiendo, tal vez cansinamente para algunos, ojalá la razón se imponga a las vísceras y no se tire por la borda lo que ya se ha conseguido, aunque sea insuficiente respecto de lo que muchos hubiéramos querido y, seguramente, algunos esperábamos. El crecimiento, que sólo puede venir por el aumento de la inversión que, a su vez, genera creación de empleo, requiere confianza y estabilidad, solo previsibles (en mi opinión y pese a todo) si no hay un cambio drástico en el escenario político actual aunque, tal vez, la presión de tener que llegar a acuerdos en decisiones que ya se deberían haber tomado - entre otras el cambio de la Ley Electoral, la recentralización de la Educación y Sanidad o la despolitización de la Justicia- haga posible lo que hasta ahora no se quiso –o no se pudo- abordar. Que Dios reparta suerte e ilumine al indeciso.

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas