Revista Cine

Dunkirk - 2017

Publicado el 10 diciembre 2017 por Jimmy Fdz
Dunkirk - 2017
Director: Christopher Nolan
"Dunkirk", la última película estrenada por el señor "critico a Netflix pero luego ay me arrepiento porque hacen un gran trabajo y no quise decir lo que quise decir porque parece que todavía no tengo edad suficiente para saber qué estoy diciendo cuando lo estoy diciendo", y es que estamos rodeados de gente que dice algo y luego sale con que no quiso decir aquello, que se le entendió mal o que no se dio cuenta de la dimensión de sus palabras. Al menos Tarantino no va a salir a disculparse tras señalar la notoria falta de compromiso de los consumidores de Netflix, pero a estas alturas Tarantino no es ninguna autoridad moral. Demonios, viejo, ando bélico estos días, ja, ja. "Andai en la bélica oe, debe ser la calor oe", me diría un antiguo compañero de colegio. Ya, tranquilicémonos y hablemos de lo último de Christopher Nolan, a ver qué tal. Mañana será otro día y comienza una nueva semana, a ver qué tal.
Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017Dunkirk - 2017
Je... Je, je... Ja, ja, ja, ja, ja... ¡JA, JA, JA, JA, JA, JA!
Ay... Perdón, pero es que leí que "Dunkirk" es considerada la mejor película de Nolan, aunque el chiste es que algunos la elevan como... ¡la mejor película bélica de la historia! No nos vamos a poner bélicos nosotros y agujerear esta película de cabo a rabo, porque para qué estamos con cosas, Nolan dirige de manera pulcra, precisa, limpia, como un alumno aventajado (y por aventajado quiero decir mateo, serio, rígido), feliz de entregar un trabajo complaciente y correcto, quizás demasiado correcto y "perfecto", aparentando no tener falla alguna bajo ese fingido manto de estremecedora épica y hueca belleza visual. Qué digo, viejo, si la película está bien resuelta (el argumento comienza, avanza y termina), mantiene la atención (aunque no el interés) y el relato se desarrolla mediante una curiosa estructura temporal (la cual no sé si se pensó desde el guión o si salió del montaje) que queda, ya digo, como una curiosidad más que como una suerte de, no lo sé, reflexión o experimentación sobre la muerte o el tiempo o qué-sé-yo. Y de la guerra, bueno, no se dice mucho, salvo una que otra línea de diálogo, algo tímida, que sugiere que los altos oficiales son incompetentes y que la guerra no sirve para nada, pero qué son un par de febles líneas conciliadoras dentro de una grandilocuente y ambiciosa partitura muda. Lo cierto es que casi medio millón de soldados ingleses están atrapados en la playa de Dunkerque esperando a ser rescatados, aunque tal empresa parece imposible, pero de todas formas hay que intentarlo y asistimos a la epopeya desde tres perspectivas: la de un aviador (Tom Hardy en el papel más fácil e inane de su vida) que derriba aviones alemanes que intentan sabotear los intentos de escape de los ingleses bombardeando sus barcos; la de un joven soldado raso inglés que hará todo lo posible para salir de esa playa que es como una trampa mortal; y la de un viejo marino que pretende ir a rescatar a los soldados varados con su humilde yate (porque los ingleses no quieren mandar sus propios barcos así que mandan los de la gente común y corriente, garantizando una indemnización supongo).
Aire, tierra y mar. También hay, además de tierra, viento y fuego.
"Dunkirk" es como una escena de acción alargada durante casi dos horas, una propuesta que supuestamente apela a lo sensorial como motor narrativo, una película que sólo busca transmitir sensaciones inmediatas (urgencia, miedo, uh..., ¿qué más?) y que para ello se vale de efectos, puros efectos, efectos sonoros, visuales, de montaje, etc., pero que decididamente descuida personajes y emociones, y digo yo que el efecto no es nada sin emoción, entonces uno, qué, ¿debe estremecerse o sobrecogerse por las explosiones, por la arena que sale expelida en todas direcciones, por los agujeros de bala que se forman al lado de uno, por la panorámica aérea de la playa o del mar?, ¿uno debe sentir empatía por el personaje que más aparece en pantalla, sólo por su presencia, aunque no sepamos absolutamente nada de él y sólo lo veamos ir de allá para acá, haciendo cosas?, porque si es por eso me voy a jugar la última entrega de "Call of Duty". Si me preguntan cuál es el conflicto de esta película no les sabría responder, porque "Dunkirk" se aprovecha de La evacuación de Dunkerque sólo para mostrarnos a un tipo pilotando, a otro corriendo y al otro en altamar. Lo dicho: los efectos me resbalan y un espectáculo visual gratuito me estremece y emociona tanto como una clase de geometría, y es que sin personajes, sin historias y sin conflictos, ¿cómo quieren que una simple seguidilla de acciones adquieran valor cinematográfico? Y, tratándose de Nolan, agreguen a la ecuación la realización melosa, la cursilería barata y la moralina patriotera de manual. Para destacar algo, hay dos o tres escenas verdaderamente tensas, pero no duran mucho y se ven consumidas por este empalagoso tono solemne y gris.
En palabras simples, la película comienza bien, interesante, pero, a fuerza de repetición y reiteración, acaba por banalizar el horror de la guerra y, por si fuera poco, uno termina cansado y pensando si a alguno de los soldados lo espera una novia en casa o algo así, posibilidades mucho más entretenidas que ver un avión persiguiendo otro avión (decir que dichas secuencias son "batallas" es una exageración insultante). No soy experto en el género, pero dudo que "Dunkirk" sea una película bélica. Sirve para pasar el rato, supongo... Por lo demás, estoy seguro que mucho material quedó en la sala de montaje lisa y llanamente porque no pudieron encajarlo en el corte final: problemas de continuidad, exceso de planos similares, acciones redundantes, etc...
Y si nos ponemos serios, ¿de verdad les resulta convincente y creíble que el gran antagonista, en lo práctico, sean sólo dos aviones alemanes, y que 300.000 mil soldados ingleses sean salvados por una docena de pequeñas embarcaciones pesqueras que llegan repentinamente? No me tomen el pelo, por favor... A propósito del "repentinamente", resulta terrible que Nolan sea tan torpe con el manejo del espacio y el tiempo, elementos esenciales para generar tensión. ¿Dónde está el sentido de la expectativa, del ritmo? Acá solucionan la falta de puesta en escena con un burdo ejercicio de montaje paralelo. De no creer...
...mucho ruido y pocas nueces...
Dunkirk - 2017

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Revistas