Revista Libros

Echando la vista 25 años hacia atrás

Publicado el 30 noviembre 2012 por Bookworm
Echando la vista 25 años hacia atrás
Tenía yo 17 años cuando pedí autorización a mi madre para formar parte de Círculo de Lectores. Me faltaban apenas unos días para cumplir los 18 y necesitaba su firma ya que mi deseo de ser socia era insuficiente.
Me moría de ganas de recibir mi propia revista y poder elegir un libro cada trimestre (en aquel momento había 4 revistas anuales). Hice números con el dinero que me daban de paga cada fin de semana y llegué a la conclusión de que podría comprar un libro al trimestre sobradamente. Yo me hice socia a través de una página publicitaria que encontré en una de las pocas revistas que entraban por la puerta de casa. Sé que elegí tres libros por un importe ridículo (¿500 Pesetas?) y me comprometí a ser socia al menos dos años. De eso hace ya veinticinco. Círculo cumple este año su 50 Aniversario y yo mis bodas de plata con ellos.
Solo por curiosidad he echado la vista atrás, me he puesto a hacer cuentas y...
- He pasado de recibir 4 revistas al año (trimestrales), a 7 (6 bimestrales + la especial de Navidad), aunque a veces me da la sensación de que son más, la verdad.
- Supongo que una de las cosas que más ha cambiado desde mi primer pedido ha sido precisamente el número de libros que compro. Empecé comprando uno al trimestre cuando tenía que sacar el dinero de mis pagas, a comprar un par cuando empecé a trabajar y poco a poco he ido subiendo la cifra hasta cinco o incluso seis al bimestre. Reconozco que tener domiciliado el pago hace que "pique" más. Antes, en cuanto mi Agente venía a por el pedido, dejaba el dinerito preparado en el mueble del hall y no cabían más tentaciones. Ahora hago los pedidos on-line y a veces más de una vez al trimestre. Reconozco que los libros son mi perdición, pero la vuestra también (no nos engañemos).
- He comprado unos 825 libros durante estos años. , los he contado para esta entrada en concreto. No entran en esta cifra los que me han encargado o he comprado para regalar, que no han sido pocos.
- He hecho más de una decena de colecciones y alguna tampoco era para mí..
- A consecuencia de este aumento de libros, la pequeña estantería que tenía en casa de mis padres fue creciendo también poco a poco y ahora, ya en mi propia casa, se ha convertido en una auténtica biblioteca, chiquitina sí, pero es mi BIBLIOTECA, así con mayúsculas. Una habitación que pude transformar y llenar de estanterías, por no hablar del pasillo y algún que otro rincón de la casa.
- He podido participar como jurado del Premio Círculo de Novela en varias ocasiones y he recibido las novelas ganadoras de regalo, al menos en dos ocasiones.
- He sido (y sigo siendo) titular de la Tarjeta Oro desde que apareció por primera vez.
- He disfrutado de novelas el mismo día que salían a la venta, sin salir de casa a comprarlas y he disfrutado de algunas otras, meses antes de que aparecieran en las revistas.
- He comprado libros que por sorpresa me han llegado firmados por sus autores y otros los he solicitado a propósito y casi siempre me los han conseguido.
- He perdido la cuenta de cuántos agentes de Círculo han pasado por mi casa, primero por la de mi madre y después por la mía. Con ninguno he tenido problemas. Todo lo contrario, he hecho muy buena amistad con algunas "agentes" como Mari, que es la que más años ha aguantado y que sigue siendo igual de encantadora cuando nos encontramos por la calle, o Nieves con quien me encontraba muchas veces a las puertas del colegio, ya que nuestros hijos iban al mismo centro.
Ahora la que viene por casa es María y también estoy muy contenta. Es simpática, rápida y eficiente y para cualquier duda, simplemente le envío un correo y resuelto.
Mi primer pedido en Círculo. 25 años conmigoEchando la vista 25 años hacia atrás
- Por supuesto también ha habido alguna incidencia:
  *Libros que han llegado en mal estado, sobre todo con hojas rotas y que me han cambiado sin problemas, incluso cuando ya tenían mi "ex-libris" estampado.
  *Libros cuyo importe me han cobrado mal y que me han abonado también sin problemas.
  *Pedidos duplicados, que he devuelto sin más.
  *Incluso en una ocasión, tras llevar unos años en la estantería, me puse a leer una novela y cuando estaba llegando a su parte final, me encontré con montones de hojas en blanco donde debería estar la parte más interesante de la historia y al no disponer ya de ejemplares, me enviaron un libro del mismo género y por el mismo importe.
He leído muchas veces quejas de gente descontenta con Círculo, con los Agentes, con el precio de los libros, en fin con distintos temas, pero ya me diréis cual es la empresa que tiene al 100% de sus clientes satisfechos, por lo que cada uno debe hablar desde su propia experiencia y yo estoy muy contenta, así que aun a riesgo de parecer "pelota", me apetecía hacer un huequito al 50 Aniversario de Círculo en este blog, que tan paradillo ha estado precisamente durante este 2012, pero que al fin y al cabo sobre libros versa y porque junto con Círculo yo también he crecido como lectora, porque poco a poco mis estanterías también se han multiplicado y llenado de estupendas historias (bueno y alguna no tan estupenda) y porque he visto cómo han ido evolucionando y cómo se han ido adaptando a las nuevas tecnologías (Página Web, contacto directo con el socio, catálogo y pedidos on-line y ahora también incluyendo en su oferta los e-books a través de la plataforma Booquoaunque yo a este carro con Círculo todavía no me he subido.
También os dejo un pequeño reportaje que hicieron en Informe Semanal sobre estos 50 años de libros y que me pareció muy interesante, ya que yo no conocía su historia, que comenzó allá por el año 62 ni esos enoooormes almacenes llenos de libros desde donde se distribuyen a todos los socios.
Informe Semanal: Sembrando libros

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista