Revista Cultura y Ocio

¿El color de piel de un personaje realmente importa?

Publicado el 08 enero 2016 por Pipervalca
Los últimos días he leído algunos artículos y noticias sensacionalistas relacionadas  con el color de piel de algunos personajes literarios y la polémica causada cuando han sido llevados al cine, televisión o teatro con un color de piel diferente del que se supone debería poseer. 

Más allá de si hollywood nos pinta personajes literarios como caucásicos, negros, asiáticos o mestizos, lo que llama la atención es que al parecer el autor del libro original omitió (ya sea por descuido o porque consideró innecesario) el color de piel de estos personajes.¿Es una falla en la descripción del autor o algo poco trascendental?

¿El color de piel de un personaje realmente importa?

El color de piel de los personajes sí importa

Para empezar este asunto podemos analizar las palabras de Maurice Mcleod, periodista del diario The Guardian 
"Si una raza no es asignada específicamente como negra o asiática, entonces se asume que la persona es blanca. Los blancos conforman menos de un tercio de la población del planeta, pero por la forma en la que la sociedad está estructurada, a veces parece que se asume que el hada de los dientes o el conejo de pascua son blancos también".
Es bastante sencillo de explicar y para eso usaré un caso real: Pepito está describiendo una batalla entre dos bandos. Es poco probable que el lector se detenga a pensar que entre los cientos de guerreros exista un personaje de piel negra o alguien con mostacho, o siquiera un manco. Para él todos serán blancos. Esto sucede porque con frecuencia nos sentimos cómodos e identificados con los personajes si se asemejan a nosotros o a alguien que conocemos así sea de forma distante, como expliqué anteriormente en el artículo sobre los personajes negros protagonistas en la literatura.También sucede porque en las masas la individualidad tiende a reducirse, de allí que la categorización sociológica minoría. 

En su libro Mientras Escribo, Stephen King nos cuenta su experiencia sobre el tema.

"No recuerdo muchos casos en que sintiera la necesidad de describir el aspecto físico de los actores de una historia mía. Prefiero dejar que les ponga cara y cuerpo (y ropa) el lector. ¿A que tienes bastante con saber que Carrie White es una alumna de instituto solitaria, con acné y un vestuario de juzgado de guardia? Del resto puedes encargarte tú, sin necesidad de que te la describa grano a grano y falda a falda."
El mismo autor más adelante, en su libro El pasillo de la muerte, nos demuestra sin mucho esfuerzo como caracterizó a personajes étnicos según la necesidad.
Entre los condenados había una mujer, Beverly McCall, negra como el carbón y hermosa como un pecado que nadie se atrevería a cometer.
John Coffey era negro, como la mayoría de los hombres que venían a pasar una temporada en el bloque E antes de morir en la Freidora, y medía un metro noventa y ocho centímetros de estatura
Como observamos, aunque King considere innecesaria la descripción física del personaje, no la omite cuando debe, más teniendo en cuenta el contexto social que rodea la historia de John Coffey y el tipo de narrador que está usando.


¿El color de piel de un personaje realmente importa?

John Coffey, para los que no lo recuerdan


Entremos en conflicto,  suponiendo que no estamos en los Estados Unidos de 1932 sino que en Hogwarts y nuestro personajes no es el fornido preso de los milagros sino una estudiante mitad humana, mitad bruja. ¿El hecho de que J K Rowling no especificara el color de piel de Hermione Granger entra en conflicto con la adaptación teatral de su obra, cuya caracterización será llevada a cabo por una actriz de piel negra?No. Al menos para el autor del libro no debería suponerlo, o de lo contrario debió aclararlo cuando describió al personaje. Desde mi punto de vista el problema nace porque algunos lectores, ahora televidentes, identifican al personaje literario con el personaje "hollywoodesco" y han creado una imagen inamovible e irreemplazable, imagen que idolatran dejando de lado otras características que para Rowling merecieron mayor atención como el intelecto y la personalidad de Hermione. No sé ustedes, pero supongo que pocos escribimos pensando en que nuestras obras se convertirán en películas, de lo contrario escribiríamos guiones ¿Verdad?Sin embargo, tras hacer una minuciosa investigación de fuentes y lectura, he logrado una perspectiva bastante clara de las dos partes, la que considera necesaria el color de piel de los personajes y la que no.Sí al color de piel de los personajes. Los seres humanos no pueden ser catalogados simplemente como blancos y negros, pues aunque el color de la piel está determinado desde el nacimiento, algunos factores como la exposición al sol, las hormonas y la concentración de glóbulos rojos, diferencian a unos de los otros. Es decir, la piel tiene tonos y subtonos que el escritor puede explotar al momento de describir y diferenciar a sus personajes. Quizás este tema es mucho más fácil de entender y reconocido para las mujeres que para los hombres, por esto del maquillaje y esas cosas, pero en esta página, El arte de las cosas nimias, nos lo explican.
Muy útil para los escritores que gustan de las descripciones y los detalles en sus narraciones.No al color de piel de los personajes. Entiendo que algunos no querrán complicarse con esto del color de piel de los personajes, por lo que el escritor puede asumir la postura que refiere King y brindar al lector solo aquellos detalles generales del personaje, permitiendo que sea él mismo quien se encargue de imaginarlo y generar mayor intimidad entre ambos (Lector-personaje) desde lo individual, pero disparidad de conceptos desde el colectivo.Lo único cierto es que cuando un lector pasa sus ojos por sobre nuestras letras debe ser capaz de evocar en su mente lo que nosotros deseamos que evoque, esto incluye a los personajes, por lo que mi consejo final es no guardarse nada al momento de escribir. Si deseamos que nuestro personaje sea albino debemos hacerlo saber desde un principio, no más adelante, cuando ya él se ha creado una imagen personal y entrará en un conflicto sino en frustración.Para terminar ¿Hermione Granger era blanca, negra o careció de esta cualidad? ¿Tienes en cuenta el color de piel de los personajes o quedas satisfecho con "blanco" "negro" "piel oscura" y "piel pálida"?
Aunque me da igual no puedo evitar sentir cierta curiosidad al comparar la portada de uno de los libros y la descripción del personaje que da la autora. ¿Quién es el culpable? ¿La editorial o la autora? Mejor me voy a trabajar que se me hace tarde.
Acababa de coger la varita cuando la puerta del compartimiento se abrió otra vez. Había regresado el chico del sapo, pero llevaba a una niña con él. La muchacha ya llevaba la túnica de Hogwarts.—¿Alguien ha visto un sapo? Neville perdió uno —dijo. Tenía voz de mandona, mucho pelo color castaño y los dientes de delante bastante largos.

¿El color de piel de un personaje realmente importa?

¡Pero si es blanca!


Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revista