Revista Cultura y Ocio

El viento

Por Alfmega
El prado de Proserpina
Tengo las manos atadas, no puedo volar...
lo intento y lo intentomas no consigo soñar; y es que mis alas trabadas
 las anudó el viento,
bandido viejo que borda
 caminos nuevos
 al pasar...
El vientoAgnieszka Lorek
Y un velo negro color noche cerrada, dice adiós al día y me envuelve solícito en la penumbra del que ya no pretende nada; de quien ni aún desea levantar sus ojos del suelo...
No sé vivir,
 ya no sé vivir sin la mirada ilusionada de tus pupilas
No sé reinar,
no sé llorar...
 porque olvido que te tengo que olvidar
y perdura en mi pensamiento atascada
 aquella lágrima que de tus ojos raptó el viento
 al pasar.

También podría interesarte :

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Quizás te interesen los siguientes artículos :

Sobre el autor


Alfmega 3378 veces
compartido
ver su perfil
ver su blog

El autor no ha compartido todavía su cuenta