Revista Atletismo

entrenamiento cruzado: running, BTT y gimnasio

Por Antonio_plazas
Una vez cumplidos los objetivos de la primavera 2010, como otros años, he entrado en una fase caracterizada por la falta de programación en el entrenamiento, lo que no quiere decir que no entrene o que disminuya drásticamente el volumen de entrenamiento. Quiere decir que voy a mi bola, que salgo a correr sin plan, sin distancia ni tiempo objetivo, sin pulsómetro, sin medidor de distancia y algunos días hasta sin reloj. Es posible que el rendimiento deportivo baje, pero eso ya cada día me importa menos.Desde hace unos años voy al gimnasio entre 3 o 4 días a la semana. Siempre voy al mediodía, exprimiendo al máximo la interrupción para la comida en el trabajo. Según las temporadas, suelo hacer unos u otras cosas, pero nunca hago aeróbicos, ya que con mi entrenamiento de carrera he considerado siempre que era suficiente. Últimamente me dedico a lo que ahora llaman el core, es decir, a ejercicios de fuerza en abdominales, dorsales, pectorales y hombros principalmente. Ejercicios pensados siempre desde la orientación al running y buscando una buena transferencia al ejercicio de la carrera. Cada vez utilizo menos maquinas isocinéticas y utilizo mas peso libre, de modo que se activen varios grupos musculares al mismo tiempo. Me gusta trabajar con mancuernas y con el propio peso en ejercicios abdominales, flexiones y dominadas. Hace meses descubrí los ejercicios abdominales hipopresivos y cada vez me convencen más. Creo que para que un corredor pueda evolucionar y alejarse de las lesiones es muy importante realizar ejercicios de fuerza. No todo es correr.

Por otro lado, de cara al camino de santiago en btt programado para septiembre, estoy comenzando a buscar la forma. Los maratonianos vamos bien en bicicleta, tenemos la capacidad aeróbica, pero en la bici los cuadriceps trabajan más o al menos de otra forma. También tengo que entrenar el culo para que aguante 7 horas durante 10 días seguidos sobre el sillín. El fin de semana hago un par de salidas de entre 30 o 50 Km. y entre semana salgo un par de días antes de ir a trabajar por la mañana, casi de noche y ruedo rápido durante 1 hora.Finalmente me salen en esta época unos 50-60 Km corriendo y unos 100-110 en btt. Veo que cruzar el entrenamiento de carrera y bicicleta es muy positivo. Son deportes que se complementan y que no acumulan carga muscular uno a otro es decir, se puede perfectamente hacer 20 Km corriendo por la mañana y 30 en bici por la tarde y sería bastante más cansado y lesivo hacer dos sesiones de running el mismo día. Con todo, entre correr, bici y gimnasio me salen entre 10 y doce sesiones semanales, que evidentemente se pueden soportar por no ser excesivamente exigentes. Hace un mes preparando Mapoma yo no hubiera podido. Veremos como nos afecta el calor este año......

entrenamiento cruzado: running, BTT y gimnasio

Volver a la Portada de Logo Paperblog

Revistas